Leyenda del Caballero Sol V3C2: “Formar un Equipo de Aventuras”

The Legend of Sun Knight (La leyenda del caballero Sol) Volumen 3: Rescatar una princesa

Novela original en chino por: 御我 (Yu Wo)

Novela traducida al inglés por Prince Revolution!

________________________________________________________________________________________________________
Capítulo 2: Requisito #2 “Formar un Equipo de Aventuras” – Traducido al español por angelaariasmorin, lectura y edición por little_cris.

Salvar a una princesa es considerado buena suerte para un caballero pues, además de desposar a una hermosa joven (rica), también puede aumentar su reputación con conveniencia.

Sin embargo, salir a salvar la princesa de alguien más no es nada afortunado para un Caballero Sol, pues no sólo debe esforzarse al máximo para salvar a la hermosa joven (rica), sino también ver indefensamente a la hermosa joven (rica) casándose con otro tipo. Además, la reputación de un Caballero Sol ya es tan buena que no tiene por qué aumentar más.

Más tarde esa noche, después de que la reina me pidiera salvar a su hija, quien era la princesa de alguien más, Hoja me preguntó preocupado, “Sol, ¿vas a rechazar la petición de la reina?”.

Respiré profundamente y, justo cuando iba decir esto y aquello sobre el Dios de la Luz, Hoja forzó una sonrisa y dijo, “Sol, espero que uses palabras sencillas. Mi habilidad para descifrar tus discursos no es tan buena como la de Tormenta o Adair, así que quizá no entenderé lo que estás diciendo”.

Solté el aliento y expliqué con términos simples y directos, “la situación es muy extraña. La princesa fue secuestrada, pero la reina no ha enviado a su gente a buscarla o rescatarla. En lugar de eso, quiere que formemos un equipo de aventuras para salvarla. Este método ineficiente no parece lo que usaría una madre preocupada por la seguridad de su hija”.

Hoja asintió al escuchar mi razonamiento.

“Además, incluso si formamos un equipo de aventuras, el Monasterio del Dios de la Guerra tiene suficientes guerreros. El Hijo del Dios de la Guerra es una persona a la que hasta el mismo Juicio dice que no podría derrotar. Con que él solo haga el rescate es más que suficiente, ¿así que por qué insistir en que nosotros también vayamos? Somos caballeros especializados en batallas grupales. En un pequeño equipo de aventuras, ¡nuestra utilidad es muy limitada!”.

En cuanto a lo que dijo el Hijo del Dios de la Guerra sobre que les hacía falta un clérigo para curar… ¡pretenderé que no lo escuché!

Hoja consideró esto y dijo con voz un poco entrecortada, “¿quizá tienen que enfrentarse a criaturas no-muertas?”.

Al escuchar estas palabras, arrugué las cejas. ¿Enfrentarse a criaturas no-muertas? Esa podría ser una posibilidad, ya que las criaturas no-muertas tienen un punto débil muy obvio: les aterra la luz sagrada. Los guerreros son incapaces de producir una pizca de luz sagrada, así que solo pueden golpear sin descanso a las criaturas no-muertas hasta que estén completamente destrozadas. Es por esta razón que hasta el más valiente de los guerreros tendrá una jaqueca después de escuchar la mención de criaturas no-muertas.

“No lo sé…”, dije con duda.

Lentamente Hoja dijo, “si se están enfrentando a criaturas no-muertas, entonces estamos obligados a unirnos al equipo”.

Arrugué las cejas y pregunté a cambio, “además de nosotros dos, ¿quién entre los caballeros sagrados que trajimos tiene el rango más alto?”.

Hoja se tomó un momento para pensar antes de recitar una lista. “Trajimos treinta caballeros y diez clérigos. Entre los caballeros sagrados, los de mayor rango son dos del Pelotón del Caballero Hoja, dos del Pelotón del Caballero Flama, uno del Pelotón del Caballero Juicio, uno del Pelotón del Caballero Tierra—”.

De inmediato tomé una decisión. “¡De acuerdo! ¡Enviaremos a ese caballero del Pelotón del Caballero Tierra y a un clérigo para que sigan al equipo de aventuras a salvar a la princesa!”.

“…”.

Alguien llamó a la puerta. Miré a la puerta y dije aburrido, “ese probablemente es un dulce hablador enviado por la reina. Hoja, no hables mientras me hago cargo de esto”.

Hoja es una buena persona. Sin importar qué tipo de petición le hagan, él siempre acepta, así que la mejor forma de lidiar con esto era con él callado. Él también lo sabe, así que muy obedientemente se calló.

Como si nada, arreglé mis ropas, sonreí y grité con un poco de propiedad, “Aunque Sol no sabe cuál hermano está fuera de su puerta, Sol defiende el generoso amor del Dios de la Luz y le da la bienvenida a cualquiera y a todos los hermanos”.

La puerta se abrió y la persona que entró caminando de inmediato iluminó toda la habitación. Esta nueva persona definitivamente no era un hermano. De hecho, era una chica que llevaba un bonito y simple vestido celeste. Su rostro era suave y lindo como un melocotón y tenía tiernos ojos verdes que resplandecían como la superficie de un lago bajo la luz del sol. Sus labios eran rosados, como dos pétalos juntos y, aunque parecía ser una chica de unos 18 años, su figura era curvilínea en los lugares apropiados. En especial esa cintura que era tan delgada que parecía que no aguantaría ni un apretón…

Como sea, aunque la chica frente a mis ojos no era la más grande belleza magnífica mata hombres que existe, definitivamente contaba como belleza. ¡Era una pequeña lindura radiante, llena de juventud y vitalidad!

En ese momento, empezó a hablar con timidez. “Es un placer conocerlos, Caballero Sol, Caballero Hoja. Yo soy la tercera princesa del Reino de Orquídea Lunar, Ann Nalis Jeffrey…”, dijo ella.

Ann… ¡qué nombre tan lindo y fácil de recordar!

“Princesa Ann, ¿cómo está? Sol es el representante del Dios de la Luz, el Caballero Sol”. Me presenté con una sonrisa perfecta y también mencioné a Hoja en un segundo pensamiento, diciendo, “este es el hermano de Sol, el Caballero Hoja, quien es uno de los Doce Caballeros Sagrados del Templo Sagrado”.

Hoja saludó a la princesa con una gran sonrisa.

“Caballero Sol, Caballero Hoja…”. La princesa Ann asintió a Hoja y a mí. Después de saludarnos de vuelta, ella tomó de repente mis brazos de una forma inusualmente abrupta y suplicó, “Por favor, ¡tienen que ayudar a mi hermana mayor, Alice!”.

Sorprendido, me “olvidé” de apartar la mano de la princesa y dije alarmado, “Sol no entiende lo que dice la princesa. ¿Acaso la princesa Alice está en alguna especie de problema?”.

“Mi hermana Alice es la prometida del Hijo del Dios de la Guerra. Ella… ella fue secuestrada y ahora su paradero es desconocido…”.

Ann finalmente se dio cuenta de que su conducta era indecente. Rápidamente soltó mi brazo y retrocedió unos cuantos pasos antes de que bajara la cabeza y dijera como si estuviese a punto de llorar. “Estoy muy preocupada por la seguridad de mi hermana Alice, así que le supliqué a madre que me dejara unirme al equipo de aventuras. Madre aceptó, excepto que…”.

“¿Excepto qué?”. Aproveché esta oportunidad para avanzar dos pasos. Sucedió justo a tiempo, pues pareció que me acerqué a ella porque estaba preocupado.

Aunque Ann no sospechó, su cabeza todavía estaba baja y su tono era abatido. “Excepto…”.

“¿Excepto qué, Su Alteza?”.

Avancé otros dos pasos. Ahora solo nos separaba el vestido de la princesa, que tenía la forma de un loto. Podía oler con debilidad la esencia en extremo refrescante de melocotón dulce, que venía de las puntas de su largo cabello. ¡En verdad era una chica idéntica a un melocotón dulce!

Ann finalmente abrió la boca para decir, “excepto que Madre ha dicho que es inaceptable que una princesa se mezcle con un montón de guerreros; así que, si quiero ir, debo tener caballeros a mi lado que me escolten. Es por eso que Madre les pidió hoy que fueran cuando estuvieron en palacio, pero, pero, escuché que no querían ir…”.

Al decir esto, Ann me miró con ojos llorosos. La desesperación brillaba en esos ojos parecidos a lagos verdes, llenos de lágrimas.

Con una sonrisa, contesté, “Sol no es así, Su Alteza. Escoltar a una princesa es el deber de un caballero. Incluso si es hasta el final de la Tierra, mientras sea en un sitio donde brille el Dios de la Luz, Sol será capaz de escoltarla hasta allí”.

“¡Entonces se lo diré a Madre de inmediato!”. Las lágrimas de Ann se convirtieron en una sonrisa. Quizá porque estaba muy entusiasmada casi se tropieza con su propio vestido. Después de que saltara hacia la puerta, giró la cabeza y sonrió mientras decía, “ansío mucho salir en esta aventura con usted, Caballero Sol”.

Yo sonreí mientras agitaba la mano. “¡Yo también lo ansío mucho! Linda princesa Ann”.

Después de que la princesa cerrara la puerta del cuarto, me giré para ver a Hoja mirándome, así que yo le devolví la mirada. Después de que nos miramos durante unos diez segundos, él se marchó en silencio a preparar nuestro equipaje.

¡Qué niño tan considerado, comprensivo y obediente!

 

 

Y ese es el proceso completo de cómo terminé en esta desolada tierra salvaje llena de mosquitos… ¡cachetada!

Gracias a Dios todavía no me había cambiado mis guantes. Puse mi mano plana y, con la otra mano, quité el espécimen fresco.

Con una expresión preocupada, Hoja preguntó “Sol, Mike y los demás todavía no han regresado. ¿Deberíamos seguirlos?”.

Arrugué el ceño, pues honestamente me daba mucha pereza seguirlos, pero también estaba preocupado de que en verdad se hayan encontrado con un problema. Después de pensarlo, simplemente decidí utilizar mi habilidad de sentir elementos para buscarlos… ¿Qué? ¿Dices que te has olvidado de esa habilidad?

De acuerdo, ha pasado un tiempo desde la última vez que utilicé estaba habilidad así que la explicaré de nuevo. No la olvides otra vez.

Este mundo está lleno de toda clase de elementos. No importa si es el bosque, la ciudad, la humanidad o inclusive las criaturas no-muertas, todo tiene un elemento. Hablando generalmente, todo contiene una variedad de diferentes elementos. Solo bajo ciertas circunstancias un objeto tendrá una cantidad anormalmente alta de un elemento en particular.

Por ejemplo, criaturas no-muertas tienen un elemento “oscuro” excesivamente fuerte. En cambio, como el Caballero Sol yo tengo un elemento “sagrado” muy fuerte, también conocido como elemento “luz”. Ya que el elemento sagrado puede controlar el elemento oscuro, mi mera existencia resulta odiosa para las criaturas no-muertas. Para ellos, todo –desde mi cabello hasta las uñas de mis pies– es veneno fatal.

Yo nací con esta habilidad para sentir elementos. Esta capacidad es rara y puede considerarse un don, porque, aunque puede aprenderse, así no genera buenos resultados. Esta habilidad para sentir elementos me permite percibir qué tipo de elementos tienen las otras personas y, de esos elementos, puedo determinar sus profesiones. Aquellos con un fuerte elemento sagrado deben ser clérigos del Dios de la Luz o caballeros sagrados.

Los guerreros suelen tener una mayor cantidad de elementos de fuego y viento, pero solo un poco. Si se comparan a magos que se especializan en magia de fuego o viento, en realidad no tienen una gran cantidad, así que son fáciles de identificar.

Los guerreros que prefieren la fuerza por lo general tienen el elemento fuego, mientras que aquellos que prefieren la velocidad tienen más elemento viento. En cuanto al Hijo del Dios de la Guerra, es bastante impresionante. Tanto su elemento de fuego y viento son tan altos que es alarmante. Son casi tan altos como los de un mago… ¿qué? ¿Dices que ya recuerdas mi habilidad? ¿Y que incluso recuerdas que mi maestro me ordenó no usar esta habilidad delante de otras personas?

¡Ejem! No importa, el único que está conmigo es Hoja y él es una buena persona, ¡así que está bien!

Extendí mi habilidad…

“¡Ah! Han regresado”, dijo Hoja con suavidad.

No había visto a nadie, pero, como arquero, la visión y el oído de Hoja están muy desarrollados, así que si él dice que regresaron, entonces regresaron.

Cuando atraje de nuevo mi habilidad, por accidente descubrí que había algo con elemento oscuro no muy lejos de nosotros.

¿Acaso es una criatura no-muerta? Estaba un poco preocupado. Si tenía razón, entonces, como el Caballero Sol que detesta a las criaturas no-muertas, tendría que irla a perseguir y destruirla. Espera, ¿esta cosa con elemento oscuro está justo al lado de algo con elemento sagrado?

¿Qué situación es esta? Generalmente hablando, estos elementos no pueden estar juntos… Ahora estaba mucho más incómodo.

“¿Sol, Sol?”, gritó Hoja repetidamente. Miró a la dirección a la que yo estaba viendo y me preguntó con duda, “¿por qué miras hacia allá? ¿Hay algo detrás de nosotros?”.

Me quedé callado un rato antes de sonreír y decir, “Hermano Hoja, el Dios de la Luz una vez nos enseñó a través de viejas lecturas que siempre debemos recordar qué hay detrás de nosotros, porque puede haber oscuridad olvidada que necesite ser iluminada”.

Ahora era el turno de Hoja de guardar silencio. Me parece que él no entendió lo que significaban mis palabras, porque ni yo mismo las entendí.

Fue en ese momento que escuché el ruido que indicaba el regreso del Hijo del Dios de la Guerra y los otros, así que retomé lo “que todo el continente sabe” del Caballero Sol, la manera en la que el Caballero Sol debe hablar del Dios de la Luz en cada tres oraciones. También, convenientemente distraje a Hoja.

En cuanto al elemento oscuro que acabo de sentir… Como dije antes, mi maestro me ordenó una vez que no debo utilizar mi habilidad para sentir elementos delante de otras personas. Ya que se supone que no debo usarla, entonces no sabría que existe algo con elemento oscuro en un sitio cercano a nosotros; y ya que no lo sabría, ¡por supuesto que no tendría que ir a perseguirlo!

“Mike, princesa Ann, Austin, han regresado, ¿eh?”. Hoja decidió rendirse y dejar de buscarle el significado a mis palabras. En lugar de eso, él saludó con calidez a las tres personas que habían regresado.

¡Golpe!

Salté en sorpresa, ladeé la cabeza para mirar y descubrí el cadáver de un animal, que estaba en el suelo. El cuerpo era como del tamaño de un humano y una nube de polvo todavía giraba alrededor de él, así que debió ser tirado al suelo con mucha fuerza.

“¡Jajaja! Pensé que no tenías otra expresión además de tu sonrisa. ¿Así que hasta el Caballero Sol puede sorprenderse?”.

Una guerrera saltó de los arbustos al lado del camino. Se rio con fuerza, con todas sus acciones llenas de vigor. No sabía si era porque se había movido mucho o porque si se estaba riendo muy fuerte, pero su cara estaba muy roja… ¡Ann en verdad es linda!

Así es. Esta guerrera en armadura, que tiene dos hachas de una mano a su espalda, y con una supremamente alta cantidad de elemento fuego, resulta ser la joven belleza anteriormente mencionada, la princesa Ann.

Le sonreí sin que me pareciera muy ofensivo lo que acababa de decir Ann. Creo firmemente que aunque acabo de sorprenderme, lo hice de forma elegante, así que eso no debió dañar la reputación del Caballero Sol.

Además, entre las cosas que todo el continente sabe no hay nada que diga que el Caballero Sol nunca se sorprende.

Al ver mi reacción, Ann murmuró unas palabras por lo bajo, quizá algo como “qué aburrido”. Luego ella encaró a Hoja y gritó un poco enojada, “Elmy, ¿no te dije que podías llamarme Ann? Estás dispuesto a llamar a Mike por su nombre, ¿pero no me llamarás a mí por el mío?”.

“En realidad mi nombre es Elmairy, pero olvídalo; al menos Elmy es mucho mejor que Fresa1”, dijo Hoja mientras me miraba. Luego le dijo a Ann, “Lo entiendo. De ahora en adelante te llamaré Ann”.

Si consideramos sus rangos como Hijo del Dios de la Guerra y princesa, llamarlos directamente por sus nombres no es algo acorde a las normas de etiqueta, pero, como dije antes, Hoja es una buena persona así que nunca rechaza ninguna petición. Incluso cuando cambié su nombre a Fresa y usé el término para dirigirme a él durante tres años, todavía me respondía al llamarlo.

En ese momento, Hoja de repente gritó alarmado. “Austin, ¿estás herido?”.

El Hijo del Dios de la Guerra, Mike, y su warpriest salieron de los arbustos. El warpriest, que nos llevaba unos años, era el Austin del que hablaba Hoja. Solo la mitad de su manga estaba intacta y estaba llena de sangre.

“¡Déjame curarte!” dijo Hoja mientras caminaba hacia él para ayudarlo y lanzaba un hechizo de Curación Menor.

Con una sonrisa dije, “Hermano Hoja, Sol teme que el resplandor del Dios de la Luz que su hermano utilizó no es suficiente, o de lo contrario el Hermano Austin se habría curado a sí mismo bajo la preocupación gentil del Dios de la Guerra”.

Al escuchar mis palabras, Hoja se detuvo un momento antes de que la comprensión le llegara. “Ah… tienes razón.  Si un hechizo de Curación Menor fuese suficiente, Austin habría curado sus heridas y no regresaría con ellas”.

Después de que terminara de hablar, se giró a Austin y le preguntó preocupado, “Austin, ¿tus heridas son muy serias? ¿Tus huesos se fracturaron o rompieron? Si es solo una fractura una Curación Moderada sería suficiente; pero, si están rotos, entonces necesitaremos que Sol utilice una Curación Avanzada”.

Austin agitó la cabeza y suspiró. “Me temo que está roto. Fui muy descuidado, me olvidé de permanecer con mis compañeros cuando vi unas hierbas raras. Terminé siendo atacado por este animal en el suelo. Estaba muy lejos de Mike y Ann, así que no fueron lo bastante rápidos para prevenir esto”.

En serio está roto… debí quedarme con la boca cerrada, pero incluso si no les hubiese recordado todavía sería mi responsabilidad curarlo, porque es muy agotador para Hoja usar una Curación Avanzada.

Aunque también es muy agotador para mí, porque tengo que decir un montón de palabras alabando al Dios de la Luz.

Espera, ¿por qué el warpriest no estaba usando un hechizo en sí mismo?

Me gustaría decirle que se cure a sí mismo, pero lo cierto es que los warpriests no son muy buenos en hechizos de curación. Hasta podría decirse que sus hechizos de curación son peores que los de un caballero sagrado. Por supuesto, me refiero a un caballero sagrado normal. No me tomes en cuenta. Si yo fuera la norma, entonces hasta un clérigo del Dios de la Luz sería peor que un “caballero sagrado”.

Esto tiene mucho que ver con el dios en el que creas. La sanación es considerada magia sagrada. Clérigos que creen en el Dios de la Luz y caballeros sagrados que están completamente cubiertos de “luz” la tienen más fácil que otros creyentes a la hora de usar hechizos de curación.

Además del dios en el que creen, su especialización también es diferente. Porque el Dios de la Guerra tiene a las personas fuertes en alta estima, los warpriest se especializan en magia que fortalece a sus guerreros. El hechizo de Alas de Dios y el Escudo de Luz que usé antes pertenecen a ese tipo de magia.

Mi mente continuó pensando en esto mientras soltaba un montón de palabrerías alabando al Dios de la Luz. “El amor gentil del Dios de la Luz permite que todos Sus hijos vivan en calidez y afecto, además aleja el dolor y pena de Sus hijos. ¡Ah! ¡Dios de la Luz! Ahora tus hijos necesitan tu resplandor. ¡Por favor transmite tu benevolencia a esta tierra y regálales a tus hijos una Curación Avanzada!”.

Un rayo de luz blanca envolvió la mano de Austin antes de desaparecer en un santiamén.

“Completamente curado. Muchas gracias, Caballero Sol”. Austin movió la mano, a la vez que su expresión pasaba al asombro mientras me agradecía con entusiasmo.

En eso, Mike resopló y dijo con frialdad, “El famoso Caballero Sol que es extremadamente poderoso en magia sagrada no es tan fuerte como creí; habla demasiada porquería solo para realizar un mero hechizo de curación”.

No mostré mucha reacción a sus palabras y solo continué sonriendo. Acababa de decir tantas palabrerías alabando al Dios de la Luz, ¡tantas que prefiero ignorar su desdén en lugar de decir una sola palabra más!

Con una sonrisa, Ann dijo, “Con el Hijo del Dios de la Guerra, yo, el warpriest más joven del Monasterio del Dios de la Guerra y dos de los Doce Caballeros Sagrados –uno un arquero y el otro un clérigo del Dios de la Luz… ¡Vaya! ¿A lo mejor este equipo de aventuras es lo bastante bueno como para matar un dragón?”.

¡Soy un caballero sagrado!

Con una débil sonrisa, Hoja dijo, “esto… este… Estamos aquí para salvar a la princesa Alice. Ann, ¿no se te habrá olvidado? ¿No era que estabas preocupada por tu hermana mayor?”.

Ann pareció sorprendida. Ella exclamó con rapidez, “claro que estoy preocupada por mi hermana mayor. Solo estaba bromeando. Eres muy serio, Elmy”.

“Ya veo. Lo siento”, dijo Hoja con una pequeña risa a la vez que se rascaba la nuca.

Yo arrugué la frente. Ayer en la noche Ann pareció muy preocupada por su hermana mayor, pero hoy se está comportando de esta forma. ¿Qué pasa aquí?

“Muy bien, avancemos. Hoy tenemos que alcanzar la orilla del lago como lo planeamos”, dijo Austin y todos asintieron de acuerdo. Como el mayor, él como que daba la impresión de un capitán confiable. Aunque no parecía tan mayor, lo más probable es que tuviera treinta-y-tantos años. En este grupo de veinti-tantos-años, él tenía el privilegio de ser nuestro superior, con su ventaja de diez años.

Como nos habíamos retrasado tanto, Mike y Austin decidieron que no dormiríamos esta noche y que continuaríamos por dos días seguidos.

Espera, espera un minuto. ¿Continuar por dos días seguidos? Mi cara se arrugó un poco.

Hoja me miró antes de sugerir con rapidez, “tal vez sea mejor que durmamos un poco. Después de todo, necesitamos tener energía para tener suficiente potencia para el viaje”.

“Montar campamentos toma mucho tiempo. Ya estamos demasiado retrasados”, dijo Mike con impaciencia. “Son solo dos días. ¡Eso no es nada para nosotros!”.

Hoja pensó en esto un poco antes de decir con cuidado, “pero Ann es una chica y Austin es un warpriest. Puede que no tengan suficiente potencia para durar dos días”.

Al escuchar esto, Ann de inmediato empezó a arrugar la frente. Mike resopló con frialdad y miró a Hoja como si fuera un niño ignorante. “¿Y qué si es una chica? Ann es una de las mejores guerreras del Monasterio del Dios de la Guerra. Su potencia definitivamente no está por debajo de la tuya. ¿Acaso crees que yo aceptaría traer equipaje inútil?”.

Austin también sonrió engreído mientras decía, “Elmairy, no tienes que preocuparte por este sacerdote. Normalmente también entreno mi cuerpo, así que dos días no son un problema”.

“Ah…”. Hoja me dirigió varias miradas, pero él se resignó al final porque era una buena persona y no podía rechazar ninguna petición.

Yo no podía abrir la boca para rehusarme. Ya que la chica y el clérigo dijeron que estaba bien, ¿cómo podía decir yo, un caballero sagrado, que no podría hacerlo, que no podría viajar por dos días seguidos?

Bajo la decisión de la mayoría, donde la minoría no podía rehusarse al compromiso, empezamos a avanzar como si nuestras vidas dependieran de ello. Aunque no estábamos corriendo, las piernas de todos parecían ser mucho más largas que las mías. Cada paso de ellos parecía ser cinco veces más grande que el de una persona normal, y sus zancadas eran tan rápidas que se parecían mucho a las de una persona corriendo.

¡Esto me está matando! Solo llevaba armadura ligera, ¡pero incluso ésa pesaba más de diez kilogramos! Y eso sin tomar en cuenta el peso de nuestro equipaje.

Corrimos de la mañana hasta el mediodía, comimos con rapidez unas cuantas tiras de carne y un poco de pan, tomamos unas cuantas bocanadas de aire antes de correr toda la tarde, nos detuvimos a comer algo para la cena, hicimos la digestión y empezamos a correr de nuevo… Después de un día entero así, mi sudor se pegaba a toda la camisa, el viento secaba la camisa y luego el sudor la empapaba otra vez. Este proceso se repitió incontables veces. Me dio la impresión de que había sudado lo mismo que en un año entero.

Para ese entonces ya me había quedado muy atrás del resto del equipo. Hoja disminuyó lentamente sus pasos para ir hombro con hombro conmigo. Con una expresión preocupada en su rostro, Hoja preguntó en voz baja, “Sol, ¿estás bien?”.

Con soplidos pesados –no había nada en mi cuerpo que no me doliera–, logré soltar una respuesta entre mis dientes apretados. “No”.

Al escuchar mis palabras, Hoja de nuevo tomó nota de mi triste condición. Entonces suspiró suavemente mientras sugería, “Entonces déjame cargarte. Puedes dormir un poco en mi espalda y seguir corriendo después”.

“Hoja…”. Lo tomé de las manos con emoción desbordada. Conmovido, dije, “Aunque sea de noche en este momento y el Dios de la Luz no es testigo, ¡todavía eres una buena persona!”.

Con una risa indefensa, Hoja se acuclilló delante de mí y se convirtió en una cama cómoda… ¡No! Quiero decir que él me dio la espalda y dijo, “Sube”.

Con miedo a que cambiara de opinión, de inmediato me lancé a su espalda y busqué una posición cómoda. Esto no fue fácil porque Hoja era muy flaco. Sin importar cuánto lo intentara, no era tan cómodo como mi cama.

Después, Hoja empezó a correr. Para alcanzar al resto del equipo corrió muy rápido, así que los saltos fueron muy malos. Esto no me gustó, pero tenía miedo de enojar a una persona tan buena como Hoja si me quejaba, ¡así que decidí controlarme!

Cuando Hoja alcanzó al equipo, los otros tres nos miraron y reaccionaron de manera muy similar. Primero estuvieron muy sorprendidos, como si no pudieran creer lo que veían sus ojos; luego me miraron de forma desdeñosa antes de darle miradas compasivas a Hoja.

“Él…” empezó a decir Ann con asombro.

Hoja en verdad interrumpió a la fuerza sus consultas y dijo, “deberíamos continuar o de lo contrario avanzar durante la noche no tendría sentido”.

Se callaron un rato y me miraron quién sabe cuántas veces mientras tanto, con sus miradas llenas más que nada de menosprecio.

Todos estaban corriendo pero yo necesitaba que alguien me cargara. Esto era un poco vergonzoso para mí, pero ¡si tuviera que bajarme y correr sin parar me moriría del agotamiento! ¡Prefiero morir de la vergüenza!

Además, nadie dijo que al Caballero Sol se le conoce por correr o que el Caballero Sol no puede dejar que alguien más lo cargue.

“Muy bien, nos vamos”, dijo Mike, riendo con frialdad. “Pero tienes que estar fuerte. Si no puedes hacerlo, ninguno de nosotros te va a ayudar a cargar a ‘esa cosa’”.

Parecía que Mike no podía creer que Hoja pudiera correr un día entero mientras me cargaba, pero estaba equivocado. Aunque los guerreros como él sí que tienen un poder ofensivo muy fuerte, ¡si hablamos de resistencia ninguna clase puede compararse a un caballero sagrado!

¿Qué? ¿Entonces qué hay de mí?

¡Ejem! Los caballeros sagrados están divididos en dos tipos. Yo soy del tipo que no es tan bueno con la resistencia, pero mi capacidad para mantener luz sagrada no puede ser rivalizada por nadie. Ni siquiera ese viejo Papa puede compararse a mí… no, ¡no tienes permiso a llamarme un clérigo! ¡Soy un caballero sagrado!

Como sea, lo que siguió después fue una maratón súper aburrida. Creo que nadie quiere escucharme relatar esta parte y ni siquiera puedo hacerlo porque de todas formas dormí durante 24 horas.

No podía evitarlo. Hoja dijo que cuando me despertara tendría que bajarme y correr, así que hice mi mejor esfuerzo para dormir por 24 horas seguidas. Dormí hasta que me dolió el cuerpo. En verdad fue agotador.

Cuando desperté, el equipo ya había alcanzado la orilla del lago y había comenzado a preparar el campamento.

 

[Caballero Sol Volumen 3 Capítulo 2 Fin]

 

Notas:

1 “…al menos Elmy es mucho mejor que Fresa”. Sol tiene la costumbre de llamar por apodos a sus caballeros sagrados. El nombre de Hoja al final (Elmairy) suena en inglés parecido a fresa (Strawberry). De ahí el comentario de Hoja.

Leyenda del Caballero Sol V3C1: “Una Princesa Perdida”

The Legend of Sun Knight (La leyenda del caballero Sol) Volumen 3: Rescatar una princesa

Novela original en chino por: 御我 (Yu Wo)

Novela traducida al inglés por Prince Revolution!

________________________________________________________________________________________________________
Capítulo 1: Requisito #1 “Una Princesa Perdida” – Traducido al español por wiiknight, lectura y edición por little_cris y miko.

 

El Sol brillaba radiantemente desde el cielo, incluso se derramaban entre la gruesa capa de hojas de los arboles, como pequeñas flores doradas brotando en el suelo. Caminando sobre el pequeño camino en el campo, el fresco aroma de la naturaleza llenaba el aire. Junto a mí se encuentran mis compañeros, cantando canciones y luciendo lo más alegres posible… ¡Slap!

¡Malditos sean, estúpidos mosquitos!

“¡Ah!”

Perdiendo mi compostura, di un pequeño grito mientras que la impresión sangrienta de un mosquito era dejada en mis limpios guantes blancos. La marca era tan clara que podía contar el número de patas; era como un espécimen rojo de mosquito.

Yo… ¡Yo sólo traje tres pares de guantes blancos! ¡No puedo creer que desperdicié un par sólo por matar un mosquito!

“¿Caballero Sol?”

Levantando la vista, vi a todo el equipo mirándome. A parte del Caballero Hoja, quien no mostró señal alguna de sorpresa, el resto del equipo me miraba muy confundidos y sorprendidos por mi expresión. Casi inmediatamente, una perfecta e impecable sonrisa apareció en mi rostro mientras respondía, “¿sí, Hijo del Dios de la Guerra? ¿Puedo preguntar, es con la ayuda del Dios de la Luz que Su Excelencia ha recordado algo que debe consultar con este Sol?”

“¿No acabas de llamar? ¿Qué querías decirme?” Luego, un poco impaciente, el Hijo del Dios de la Guerra agregó, “y, ¿no te dije que me llamaras Mike? ¿Qué es eso de ‘Su Excelencia esto, Su Excelencia aquello’? ¡Es irritante de sólo escucharlo!”

“Su Excelencia, Mike, como el sol de este día brilla tan alegre en el cielo, extendiendo sus brillantes rayos hacia la tierra, Sol no pudo evitar exclamar de sorpresa, para alabar la benevolencia del Dios de la Luz hacia las personas, por crear una escena tan hermosa y llena con tanta–”

Mike frunció el ceño mientras escuchaba  y luego con una expresión que parecía el resultado de un terrible dolor de cabeza, gritó, “¡Cállate!”

“Como desee.”

Sonriendo, cerré la boca, pensando silenciosamente, en adelante, aunque quite o salte, Mike me ignorará. No está mal, no está mal; ahora puedo ser el silencioso Caballero Sol durante el viaje.

Cambié mis guantes mientras me regocijaba. Al menos luego no tendré que hablar con nadie. Como está, incluso si hay un mosquito, aún está dentro de mis límites de tolerancia…

Bzz bzz bzz, bzz bzz…

Frunciendo el ceño, moví mi mano hacia el diminuto punto negro ante mí, tratando de alejarlo, pero el maldito mosquito no quería irse. Volaba en círculos cerca de mi oído lentamente y luego bailaba frente a mi rostro… ¡Slap!

¡Ah! Mi segundo par de guantes…

¡Ahhh!

¡No puedo soportarlo! ¡Quiero mi limpio y arreglado Templo Sagrado! ¡Mi habitación donde nadie entra! ¡Mi bodega completamente llena de vino! Y lo más importante, ¡un lugar donde definitivamente no haya mosquitos! ¿Porqué, oh porqué estoy en este lugar lleno de insectos succionadores de sangre, sol quemante, un montón de personas sin bañarse y llenas de lodo?

Regresé a dos semanas atrás, cuando aún vivía felizmente en el Templo Sagrado, trabajando duramente para ganarme mi pensión, esperando el día en que cumpla los cuarenta y pueda retirarme a la gloria…

 

 

“El Hijo del Dios de la Guerra de nuestro país vecino va a casarse y el Monasterio del Dios de la Guerra ha invitado especialmente a uno de los miembros de nuestra Iglesia del Dios de la Luz como padrino de bodas. Por lo tanto, como el portavoz de la Iglesia del Dios de la Luz, la cartelera humana de la Iglesia, debo darte a ti, Sol, el papel de ir a un viaje de negocios como el padrino de bodas.”

Parado en el estudio del Papa, miré al Papa quien sonreía abiertamente y pregunté inexpresivamente, “¿cuántos Hijos del Dios de la Guerra existen en este mundo?”

“Solo uno,” respondió el Papa, sonriendo.

“¿El mismo que vino a nuestro reino previamente para comprometerse con nuestra princesa?”

Aplaudiendo con sus manos y con “aha”, el Papa dijo, “el mismo, ¡Qué inteligente!”

“¿Me estas halagando, pero si no se marcho hace tres días?” persistí inexpresivamente.

“¡Exacto!”

“¿Son tres días suficientes para regresar al país vecino a comprometerse?”

Abriendo ambas manos, con las manos hacia arriba, el Papa respondió, “no son suficientes ni siquiera para llegar a la frontera.”

Quedé sin habla por un momento. ¿Acaso el Papa está tan libre últimamente que ha recurrido a jugarme trucos por diversión?

Débilmente pregunté, “¿Entonces por qué hay un casamiento?”

“¡Aiya!”

Sentándose, relajado, el Papa tomó una taza de té y me lanzó una expresión que decía ‘vives demasiado encerrado’ mientras explicaba, “tiene a todo el Monasterio del Dios de la Guerra para hacer la propuesta de matrimonio en su nombre; ¡aunque no esté en el lugar, no importa! De todas formas, la reina del Reino de la Orquídea Lunar ya ha aprobado el matrimonio y está planeando casar a su hija mayor con él. Las preparaciones para la boda ya han empezado y las invitaciones fueron mandadas una semana atrás. Todo está listo, solo falta que el padrino de bodas, la dama de honor y el regalo de bodas de cada país lleguen.”

¿Hace una semana? ¿Ese no era el día en que los tres estaban peleando?

Estaba completamente estupefacto por estas noticias. ¡¿Hablas en serio?! ¿El Hijo del Dios de la Guerra ya tenía una novia de respaldo a mano? ¿Si no puede tener la mano de la princesa de este reino entonces solo regresa a casa y se casa con otra? Bueno, todas tienen los títulos de “XX” Princesas, así que no importa el “XX”, ¿no?

¡Esto realmente hace que uno sienta (celos)… nauseas por su personalidad sinvergüenza y sus acciones!

De todas formas, existe la gran posibilidad de que esa princesa sea una indeseable y es por esa razón que la reina del Reino de la Orquídea Lunar esta poniéndola a la venta… traté de confirmar esa suposición preguntando levemente, “¿esa princesa es bonita?”

El Papa inmediatamente levantó el pulgar mientras elogiaba, “una de las más bellas del Reino de la Orquídea Lunar.”

Hice una mueca antes de volver a preguntar esperanzado, “¿tiene algún tipo de enfermedad terminal?”

“¡Tan sana cómo es posible!”

“¿Horrible personalidad?”

“¡Es popular en todas partes!”

¡Qué desgarrador! No puedo creer que alguna vez hubo una belleza al ciento por ciento en el país vecino. ¡No sabía nada al respecto y en un pestañeo va a convertirse en la esposa de otro hombre! ¡Incluso las invitaciones ya han sido enviadas y el padrino de bodas soy yo!

Simplemente viendo como una gran belleza se caza con otro hombre sin poder hacer nada… mi corazón duele como si alguien lo estuviera escurriendo. Mi voz llena de dolor mientras decía, “bella, sana, buena personalidad, y lo que es más importante, es (millonaria) una princesa. No puedo creer que exista una mujer con tan buenas cualidades en este mundo… ¡¿por qué no me lo dijiste antes?!”

Posando su copa lentamente, el Papa respondió calmadamente, “cálmate, Caballero-Capitán Sol. No olvides que solo puedes amar al Dios de la Luz, no a las mujeres. Aunque te casaras, solo podrías estar ‘ocupado con el trabajo’ y abandonarías a tu esposa continuamente. Esto es simplemente demasiado cruel para que la otra persona lo soporte.”

“¡Mentiras!” Inmediatamente silencia su palabrería sin sentido, lo corregí firmemente, “puedo pasar una hora ocupado con el trabajo, luego una hora abandonándola, y finalmente el resto del tiempo amándola.”

“Tu ‘resto del tiempo’ es un poco exagerado…”

“¡Hmph! Incluso Tormenta quien está a cango de hacer todo mi trabajo no se está quejando, ¿De qué tienes que quejarte tu?”

El Papa suspiro, “¿no se queja? Realmente estas mintiendo con todos tus dientes, ¿no? La acumulación de resentimiento que tiene ha alcanzado un punto más alto que el del Caballero-Capitán Infierno. ¿Estás seguro que no vas a esconderte y mantenerte en bajo perfil para que no te asesine una de estas noches?”

Comencé a fruncir el ceño. Bueno últimamente cada vez que veo a Tormenta en los pasillos, la pila de documentos que tiene en sus manos parece ser tan alta como el cielo… un escalofrió recorrió mi espalda mientras continuaba, “¡iré! Pero debo llevar a Juicio conmigo.”

“¿Llevar a Juicio contigo?”

El Papa, quien había estado sentado, se relajó por completo mientras, repentinamente saltó de su silla y en la voz fina de un niño gritó, “¡bien podrías decir que te llevarás a todo el Templo Sagrado!”

Es verdad; si ambos el Caballero Sol y el Caballero Juicio dejaran el Templo Sagrado, este quedaría sin líder. Luego de mucha consideración, cambié de opinión. “Entonces llevaré a Tormenta conmigo, llevarlo de paseo y ver si puedo limpiar algo de su resentimiento.”

El Papa inmediatamente rechazó la idea. “Está bien que el Templo Sagrado no tenga al Caballero Sol, pero no puede quedar sin Caballero Tormenta.”

Tú… no discutiré contigo ahora, ¡Pero será mejor que creas que recordaré esto! Después de todo, ¡hay un largo viaje frente a mí para pensar en mi venganza! Un poco molesto, respondí, “Entonces llevará a Adair; eso estará bien, ¿No?”

El Papa negó nuevamente y respondió, “diré esto nuevamente: El Pelotón del Caballero Sol puede resistir sin un capitán-después de todo, ellos no tienen un capitán la mayor parte del tiempo-pero no pueden sobrevivir sin un vice-capitán.”

¿Qué hay con eso? Levantando mis cejas, estaba a punto de responder que Adair era mi vice-capitán y que debería poder llevármelo cuando quisiera o algo parecido cuando el Papa interrumpió.

“Aunque, más de la mitad de tu trabajo es hecho por Tormenta, realmente las tres-quintas partes es llevado a Adair. Si llevas a Adair contigo, entonces debes prepararte para enojar a Tormenta por la undécima vez y luego recibir su venganza sin aviso,” dijo.

He sido completamente derrotado.

“… entonces llevaré a Hielo conmigo.”

Negando con la cabeza, el Papa comentó, “Hielo no pertenece a la sección de ‘los buenos y amables’. Si vas a llevarlo para la misión entonces, uno, simplemente no es apropiado, dos, si te lo llevas entonces ¿quién se encargará de los postres de toda la Iglesia del Dios de la Luz?”

“No… entonces llevaré a Nube, ¿no?” Estoy un poco enojado; no esto, no aquello-todas son personas que trabajan bajo mi mando, ¡pero no puedo llevar a ninguna conmigo! ¿Aún soy la cabeza del Templo Sagrado?

“¡No puedes!” Luciendo un poco frustrado, el Papa explicó, “La cosecha de este año no ha sido muy prometedora, haciendo que las donaciones sean afectadas. Así que, en orden de cortar el presupuesto de la Iglesia, despedí al bibliotecario y mandé que Nube se encargue de la Biblioteca. Después de todo, ese es el lugar donde se esconde la mayor parte del tiempo. El sabe incluso mejor que el bibliotecario donde está cada libro, ¡hacerlo al bibliotecario es lo correcto! Si te lo llevas, entonces la biblioteca será un ruina; ¡no podremos encontrar ningún libro!”

Luego de mucho pensar, levanté la vista y dije, “¡entonces me llevaré a Luna!”

“No tengo comentarios, siempre y cuando puedas persuadirlo de dejar a su amante por un mes.”

“Ok…” Luego de respirar profundamente, bramé, “Ok, ¡Es simplemente demasiado difícil! ¡Luna atesora a su amante más que su vida! Si intento que deje a su amante, ¿no me mataría?”

El Papa asintió completamente de acuerdo.

Caminé inquietamente y pregunte, “¿entonces a quien puedo llevar conmigo? Déjame decirte algo, prefiero morir antes de ir solo; ¿quién sabe si el Hijo del Dios de la Guerra no tiene algún resentimiento por la resolución del incidente? ¿Qué haré si quiere tomar venganza? ¡Es alguien que incluso Juicio mencionó que no puede derrotar! ¡Nunca podría derrotarlo solo!”

El Papa rápidamente me recordó, “¡puedes llevar a Hoja!”

“¿Hoja?”  Me detuve, pero luego de mucha consideración y pelea interior, finalmente dije, “pero, pero Hoja, el… ¡él es una buena persona!”

Mirándome confundido, el Para respondió, “No solo es una buena persona, es un chico que se comporta excelentemente y no rechazará ningún pedido extraño que le hagas. Desde hacer tus mandados como comprarte moras azules hasta ayudarte a derrotar a un perro, las tomará todas. ¿Qué no te satisface?”

“Pero es un arquero,” me quejé.

Completamente desconcertado, el Papa preguntó, “¿y eso qué? No es como que no hayas sido testigo de sus habilidades como arquero. Incluso Juicio dijo que no está seguro de si podría vencerlo.”

“Pero quiero llevar conmigo a alguien que pueda usar una espada…” peleé para decir.

Aún confundido e incapaz de comprender, el Papa respondió, “no es que quiera quejarme, pero en el momento las carreras que requieren usar una espada son muchas. Caballeros, guerreros-¿Quién no puede usar una espada en estos días? De hecho, en comparación, arqueros son mucho más vulnerables. Ahora tienes a un arquero a tu disposición y no sólo no lo aprecias, ¿sino que iras tan lejos como rechazarlo y evitarlo?”

Inexpresivamente, respondí rápidamente, “un arquero no puede ser me escudo humano y no puede defenderme de ataques a corta distancia. ¡Aún más, la velocidad a la que puede escapar del peligro es definitivamente mucho mayor que la mía! ¿Qué uso puedo darle?”

“…” Poniendo los ojos en blanco, el Papa no pudo evitar decir, “te pido que seas un padrino de boda. No te estoy pidiendo que vayas y corras por tu vida. ¡Sólo lleva a Hoja contigo!”

“Con la suerte que he tenido recientemente, incluso como padrino de boda ¡Terminaré corriendo por mi vida!” Firmemente, continué, “Déjame llevar a Infierno conmigo. ¡Si no, puedes buscar a alguien más para que vaya y tome el rol como padrino de boda!”

“¿Infierno?”

Frunciendo el ceño, el Papa dijo lentamente, “No es muy aconsejable para esto, ¿no? Después de todo, su ‘identidad’ es algo sensible y no muy capaz para aparecer en ocasiones propicias como una boda. Si fuera un funeral entonces llevarlo sería decisión bastante apropiada.”

Resoplé. “incluso si es descubierto por alguien, simplemente puedo decir que antes estaba espiando como caballero oscuro en la Catedral del Dios de las Sombras, ¡Y esa es la razón por la que está cubierto por aura oscura! O puedo decir que pasó a este estado ya que su identidad fue descubierta por la Catedral del Dios de las Sombras mientras espiaba. Sin embargo, nosotros, la Iglesia del Dios de la Luz, ¡nunca abandonaríamos a nuestros amigos así que lo aceptamos!”

Al escuchar este razonamiento, el cual era comparable a la teoría de ‘El Caballero Sol es Perfecto’, el Papa se encogió de hombros y dijo, “de todas formas, es tú responsabilidad, si crees que estará bien, ¡entonces estará bien!”

Ya que el Papa ya no tiene más objeciones, por supuesto que le diré esto al Caballero-Capitán Infierno inmediatamente y asentaré una cita en su horario para hablar con él.

El es muy popular en este momento. Caballeros que quieran practicar sus habilidades con la espada con él se han alineado todo el camino desde el Templo Sagrado hasta el Palacio Imperial. Entre estas personas estaban algunas con las que no quería tener problemas, como el Caballero-Capitán Juicio, el prometido de la princesa e incluso dos de los caballeros de confianza del Rey.

Sin mencionar al Caballero-Capitán Tormenta. Toda esta semana, ya que ahora había una ‘persona’ con quien compartir su carga de trabajo, ha lucido muy feliz y bendecido. Incluso su resentimiento que alcazaba los cielos ha disminuido un poco, e incluso los oscuros círculos alrededor de sus ojos se han hecho más claros.

Sin embargo, ¿me pregunto qué expresión facial hará cuando escuche que le llevará a Infierno conmigo? Luego de mucho pensar, llegué a la conclusión de que aún estaba Adair para ayudarlo con la carga de trabajo, ¡no debería ser suficientemente malo como para que tome venganza sin avisar, aún no!

Eso lo asegura, entonces, llevaré a Caballero-Capitán Infierno conmigo.

 

 

Como planeé, estaba buscando a Infierno para marcar el plan de viaje, pero solamente di unos pasos fuera del estudio del Papa cuando encontré al Caballero-Capitán Nube, el que siempre flotaba alrededor. Qué extraño, usualmente cuando lo estoy buscando es considerado normal pasar un par de horas buscándolo; si no lo estoy buscando, entonces las posibilidades de encontrarle son incluso menores. Ahora que lo he visto sin buscarlo me pregunto si es algo bueno o malo…

“¿Eh?”

Sin una palabra, Nube repentinamente me tomó y a una velocidad sorprendente, me arrastró a través de todo el corredor. Si no supiera que esta es la forma en la que Nube se mueve con normalidad, habría pensado que tenía ruedas en sus zapatos. Aún sorprendido por la razón de que me haya tomado, descubrí que ya me había arrastrado toda la extensión del pasillo.

¿Pero a donde me lleva?

“Nube…”

Cuando estaba a punto de preguntar, Nube cansadamente levantó una pálida mano y me señaló hacia delante, al mismo tiempo haciendo una señal de ‘shh’ con la otra en su boca.

Saqué mi cabeza a hurtadillas… Pero todo lo que vi fue al Caballero-Capitán Infierno y los caballeros de su pelotón.

Aunque el hecho de que el Caballero Infierno y su pelotón se detengan en el corredor no es muy extraño, cuando el Caballero Infierno está parado a un lado y su pelotón al otro lado del corredor, ambos viéndose, sin dirigirse la palabra, la situación se torna algo extraña.

El que ahora guiaba el pelotón es el Caballero-Capitán Infierno… ¡No! Era el vice-capitán del pelotón del Caballero Infierno. Por todos estos años, el ha estado dirigiendo, casi haciéndome olvidar que en realidad no es el Caballero Infierno, sino el vice-capitán sustituto temporal y se llamaba… ¿cómo se llamaba? Ty… ¿Tyre?

Justo cuando quise voltear para preguntarle a Nube, repentinamente descubrí que no había nadie a mí alrededor. Inmediatamente apareció un sudor frío, casi pensando que me había encontrado con el fantasma de Nube o algo parecido. Pero reconsiderando, entendí que esta era la Iglesia del Dios del Luz y las presencias oscuras como fantasmas enojados definitivamente no aparecían en este lugar. Nube probablemente se esfumó nuevamente.

“¿Eres Tyler?” preguntó Roland, al mismo tiempo haciéndome recordar que recordé mal el nombre.

La otra persona asintió y luego con voz gélida, respondió, “Sí, soy Tyler, Caballero Dragón Supremo.”

Al escucharlo dirigirse a Roland de esa forma me sorprendí y al mismo tiempo vi que los otros miembros del Pelotón del Caballero Infierno fruncir el ceño. A pesar de su gesto, sus expresiones no parecían sorprendidas. De hecho, ninguno de ellos corrigió a Tyler por dirigirse a Roland de esa forma.

Como el Caballero Infierno, una persona exterior se dirigía a él como “Caballero Infierno” o máximo adicionaría algún honorifico como “Su excelencia”. Mientras que los caballeros sagrados y clérigos de la Iglesia del Dios de la Luz, se dirigirían a él como “Caballero-Capitán Infierno”, exactamente como Adair se dirige a mí como “Caballero-Capitán Sol” y solo en ocasiones en las que no es necesaria la formalidad se dirigiría a mi simplemente como “Capitán.”

En pocas palabras, Tyler solo debería dirigirse a Roland como “Caballero-Capitán Infierno” o “Capitán”. Aunque, como una persona exterior, quisiera llamarlo solamente como “Caballero Infierno”, esas dos palabras aún estarían bien. Pero él llamó a Roland solamente por nombre como “Caballero Dragón Supremo.”

Esa era la forme de hablarse entre caballeros del mismo rango, o incluso hacia un caballero de menor rango… ¡la situación ahora se ha complicado!

Con eso, fruncí el ceño. ¿No me digas que el vice capitán del Pelotón del Caballero Infierno está tratando de tomar la posición del Caballero-Capitán Infierno? ¿Debería salir y reprenderlo?

Sin embargo, disuadirlo en la superficie con una reprimenda no hará que las cosas mejores. Incluso podía llevar a que todo el Pelotón del Caballero Infierno pensara que Roland simplemente estaba explotando el poder del Caballero Sol. ¿Tal vez deba dejar que Roland solucione la situación por sí mismo?

¿Pero Roland puede manejar esta situación? Tenía mis dudas. Después de todo, teniendo en cuenta lo que escuche de Elijah, para comenzar aún cuando Roland estaba trabajando como caballero real no era muy sociable.

Roland no podía sentir la tensión en el aire y dijo calmadamente, “¿entonces, tú eres mi vice-capitán?”

Al escuchar eso, una expresión furiosa apareció en el rostro de Tyler y gruño, “¿estás tomando por concedido que es así como deben ser las cosas?”

¡Cálmate! Tyler, ¡Sólo cálmate! Roland no estaba dando algún significado especial, solo quería confirmar que era su vice-capitán Tyler y no alguien con el mismo nombre. ¡No hay ningún significado oculto en ello! Escondido al castado, quería explicar por Roland, pero no podía saltar aleatoriamente así que esperé ansiosamente fuera de vista.

Roland lo miró. Ya que actualmente llevaba el disfraz de Dragón Supremo, la parte inferior del rostro de Roland estaba oculto y nadie podía ver su expresión.

Ese chico no sabe que es lo que está sucediendo y luce bastante confundido… ¡Lo conozco demasiado bien!

Dudando, Roland abrió la boca y dijo, “realmente, no es así…”

Con un frío bufido, Tyler dijo fríamente, “¿así que también lo entiendes?”

Puse los ojos en blanco. Por favor, los dos ni siquiera están hablando de la misma cosa. Roland solo está diciendo que las cosas no son así ya que el no es el verdadero Caballero Infierno. Pero Tyler está tratando de decir que el Caballero-Capitán Infierno ha estado perdido por trece años y ha aparecido recientemente para tomar nuevamente la posición como capitán y esta no es la forma en la que debería ser.

¡No! No puedo soportar esto más tiempo. Justo cuando estaba a punto de dar un paso para resolver la situación por Roland, vi una figura familiar aparecer por la comisura de mis ojos e inmediatamente volví a esconderme.

“Caballero-Capitán Infierno.”

Luego de inclinarse respetuosamente ante Roland, Adair volteó a ver a Tyler, su camarada vice-capitán y lo saludó como a un viejo amigo, “Hey, Tyler, no te he visto en mucho tiempo, ¿Cómo est…”

A mitad de la oración, Adair descubrió la tensión en el aire. Miró a Roland, luego a Tyler y al Pelotón del Caballero Infierno quienes estaban frente a él, inmediatamente se volvió serio. Mirando alrededor, dijo, en un tono crítico, “Tyler, ¿qué estás haciendo? ¿Estás tratando de cruzar la línea? ¿Estás tratando de sobrepasar tu autoridad y hacer lo que no deberías hacer?”

¡Ese es mi vice=capitán! En segundos entendió toda la situación. ¡La intuición que tuve de él  fue simplemente muy buena!

“Adair.” Luciendo miserable, Tyler gritó, “¡por trece años he sido el Caballero-Capitán Infierno, pero ahora…!”

“¡Te refieres a que has sido el Caballero-Capitán Infierno sustituto!” Adair lo cortó y corrigió, sin estar afectado por Tyler en lo más mínimo. Luego dijo fríamente, “desde el principio, siempre supiste que solo serías el vice-capitán y que le capitán regresaría un día. Ahora que ha regresado, es de esperarse, ¿no? ¿De qué tienes que quejarte?”

“Pero no sabía que el Caballero-Capitán Infierno era una persona tan extraña,” respondió Tyler obstinadamente.

“No busques excusas, Tyler; nunca te han importado las apariencias. Además…” luego de mirar alrededor, Adair continuó en voz más baja, “entre los Doce Caballeros Sagrados, ¿Hay alguno que sea normal?”

“¡Sí!” Ed, quien estada detrás de él, repentinamente interrumpió. “Sin importar cuán extraño sea, ¡no puede ser más extraño que nuestro capitán!”

… ¿ha pasado tanto tiempo desde la última vez que tire a alguien por un barranco?

Todo el Equipo Infierno no pudo evitar admitir, “eso es verdad…”

Incluso Tyler permaneció en silencio por un tiempo antes de continuar. “Pero al menos el Caballero-Capitán Sol sabe cómo mantener las apariencias y comportarse apropiadamente. Sólo mira lo que lleva puesto… ¿esa forma de vestir no es demasiado sospechosa?”

Aún después de escuchar a otros criticar su forma de vestir, Roland permaneció en silencio.

Por suerte nadie sabe que yo, el Caballero Sol, también he llevado eso. Me siento muy afortunado.

Ante la insistencia de Tyler, Adair miró las ropas de Roland. Sin embargo, no hizo ningún comentario y continuó reprimiendo a Tyler. “Tyler, en lo que a mí respecta, por favor acéptalo y trátalo como el verdadero capitán de ahora en más.”

La expresión de Tyler cambió, justo cuando estaba a punto de replicar. “Pero…”

Adair lo detuvo forzosamente, levantando un dedo, y luego dijo, “sólo por un mes. Si luego de un mes, aun piensas que no es digno de ser el Caballero-Capitán Infierno, ¡entonces me pondré de tu lado sin importar lo que quieras hacer!”

Tyler miró a Adair sospechosamente.

Adair torcio ligeramente y luego gritó con un voz alta y determinada, “para entonces, incluso si nuestro Capitán nos ordena que no te ayudemos, ¡aun así estaré de tu lado!”

“¡Oh!” todos exclamaron en voz alta por su sorpresa.

A eso, Tyler no pudo responder. Solo podía continuar su charada sobre el mismo tema, “pero ni siquiera muestra su rostro.”

Ed murmuró, “¿y qué? Sólo no tiene rostro, nuestro capitán no tiene vergüenza…”

Adair inmediatamente volteó y gruño levemente, “¡Ed, no digas tonterías!”

“No importa, ¿no? ¡El Capitán no está aquí!” respondió Ed, sin preocuparse de nada.

“Si está,” Roland, quien ha estado callado todo este tiempo, dijo repentinamente. Y una vez que abrió la boca, todo el lugar calló en un silencio frío.

Todo el cuerpo de Ed comenzó a temblar y aún así trato de actuar tan calmado como le era posible, “De-Deja de bromear, Caballero-Capitán Infierno. Acabo de escuchar que el Papa preguntó por el Capitán para hablar con él. ¿Así que como es posible que esté aquí? Jajaja, eso es muy divertido, muy, muy divertido, ¡delirante! Eres muy gracioso.”

Al escuchar eso, Roland señaló hacia una esquina del corredor y dijo, “Ha estado allí desde el principio. No sé porque no ha salido.”

“Jaja…ja…” la terrible risa de Ed inmediatamente se convirtió en un grito aún más terrible, “Capiiiiiiiittttaaaannn, ¡Por favor escuche mis explicaciones!”

Pero no tengo tiempo de ocuparme de él ahora. En vez de eso, comencé a pensar. Adair acaba de convencer a Tyler que dé a Roland un mes de “periodo de prueba.” No estoy preocupado por lo que fuera a suceder en un mes, con las habilidades de Roland, su honestidad, y sus habilidades de liderazgo natos; Tyler no tendrá nada de que enojarse. De lo que estoy preocupado es… si Roland estará en periodo de prueba por un mes, ¿entonces quien vendrá conmigo al Reino de la Orquídea Lunar para ser padrino de bodas?

Fruncí el ceño mientras continuaba pensando. Parece que ahora solo puedo llevar a Hoja. Aunque sea un arquero, sus habilidades con la espada no puedes ser peores que las mías, ¿no? Pero aún sin no son tan malas como las mías, tampoco son sorprendentes… ¡será mejor que le pregunte ahora mismo!

Mientras caminaba fuera de la esquina donde estaba escondido, me enfrente a todos con una sonrisa radiante y dije, “viendo que los hermanos de Sol estaban parados aquí intercambiando en esta bendito lugar la benevolencia del Dios de la Luz, el corazón de Sol se llenó de calidez y alegría. Por tanto, tener que detener a todos en medio de sus intercambios hizo que Sol se sintiera terrible y amargado. ¡Ah! Sol debería recibir el castigo del Dios de la Luz por esto, pero debo interrumpir, por ende, esperando que todos los presentes entiendan y perdonen mi intromisión y por favor permitan que Adair deje este maravilloso intercambio para seguir a Sol. Luego, Sol definitivamente, en el nombre del Dios de la Luz, compartirá con todos ustedes la benevolencia del Dios de la Luz en toda su magnitud como disculpa.”

“Adair, ¿de qué habla el Capitán? ¡No me digas que está diciendo que me matará!” Ed preguntó con un rostro lúgubre.

“No, ya no digas tonterías. Capitán solo quiere que lo siga.” Luego de responder levemente, Adair inmediatamente me respondió en voz alta, “Sí, Capitán.”

Asentí, sonreí para todos y vi cuán aterrorizados estaban. Sólo cuando entendieron que no diría nada más, comenzaron a parecer aliviados.

Sonriendo, me despedí de todos y me marché primero con Adair siguiéndome de cerca. Cuando alcanzamos un lugar fuera de la vista de las personas, volteé y pregunté directamente, “¿cómo son las habilidades de esgrima de Hoja? Di la verdad.”

Al escuchar esta extraña pregunta, Adair frunció el ceño y respondió con eufemismo, “sólo un poco mejores que las suyas…”

“¡No lo compares conmigo!” Ahora estaba un poco agitado.

Si la esgrima de Hoja realmente era solo un poco mejor que la mía, entonces es realmente, realmente mala. En un momento como este, no quiero considerar cosas como si pierdo impresión o no. ¡Traer a alguien con pobres habilidades conmigo sería muy malo ya que está relacionado con un importante encuentro con el Dios de la Luz antes de tiempo!

Adair respondió severamente, “sí, la esgrima del Caballero-Capitán Hoja no es mala.”

Esta respuesta era un poco vaga. Frunciendo el ceño, continué preguntando, “¿y si lo comparamos contigo?”

“Un poco peor que la mía, pero la diferencia entre nuestras habilidades no es muy grande.”

¡Oh! Inmediatamente dejé de fruncir el ceño, si ese es el caso entonces es realmente bueno. ¡Las habilidades de Adair deben estar entre los diez mejores del Templo Sagrado como mínimo! Parece que puedo estar segura y llevar a Hoja conmigo…

“Capitán.”

“¿Hmm?” respondí casualmente.

Cuidadosamente Adair dijo, “sobre lo que dijo Ed, por favor no lo tome a pecho. Estaba hablando sin pensar, con su boca corriendo más rápido que su cerebro. El realmente no estaba hablando en serio, siempre lo ha respetado y ha sido inspirado por usted.”

“¡Oh!”

Repentinamente sonriendo brillantemente, miré a Adair quien parecía perdido en como continuar y dije, “me habría olvidado sobre eso si no lo hubieras mencionado. Ya que tú, como vice-capitán, me has hecho recordar, ¡entonces antes que Sol se vaya mis queridísimos hermanos del Pelotón del Caballero Sol tendrán un entrenamiento especial tan severo como el radiante Dios de la Dios en el verano!”

“…”

La expresión de Adair dejaba ver que estaba considerando arrepentirse de sus pecados frente a todo el Pelotón del Caballero Sol.

 

 

“¿Sol? ¿Sol?”

Regresando de mis propios carriles de pensamientos, vi un pequeño punto volando frente a mis ojos, acompañado de un molesto zumbido. Sin otras palabras, moví mi mano derecha…

¡Slap!

Hoja me miró con una expresión vacía y ojos enormes.

Con una expresión extremadamente calmada, “sequé” mi mano de la cara de Hoja. Con mi palma abierta, luego expliqué, quien acababa de recibir mi palmada, “Había un mosquito.”

Hoja miró al espécimen rojo de mosquito en mi guante blanco mientras yo miraba a su mejilla izquierda. No sólo se ha puesto evidentemente roja, está hinchada e incluso hay rastros de sangre cerca de su boca… ¿tal vez estoy a punto de ser la primera persona que ha hecho enojar a un Caballero Hoja?

“Ya veo.”

Al cabo de un largo tiempo, Hoja finalmente levantó la vista y dijo con una sonrisa, “afortunadamente Sol mató al mosquito por mí; si no, temo que habría un lugar hinchado en mi rostro por la picadura del mosquito.”

“…”

No hay una hinchazón a causa de la picadura del mosquito, pero toda la mitad de tu rostro está hinchada ahora. Dando una sonrisa gentil, respondí, “Hermano Hoja eres demasiado amable, esta es parte de la responsabilidad del Caballero Sol.”

“¡Jeje!” Tapando el sol con sus manos, Hoja elogio, “el sol esta tan brillante en este día, la forma en que los rayos golpean los cabellos de Sol hacen que brillen bellamente, como si fueran de oro. ¿Puedes darme algunos mechones?”

“Si recuerdo correctamente, ¿Acaso hermano Hoja no ha tomado mechones del cabello de Sol muchas veces en el pasado?”

“Ya los use todos- ¡no! Digo, accidentalmente los perdí todos,” respondió Hoja con un rostro de disculpa.

“Ya veo. Entonces esta vez, ¡Sol dará al hermano Hoja un poco más!”

De forma que Hoja olvide completamente la bofetada, ¡decidí ser extra generoso esta vez! Después de todo, el pelo crecerá de vuelta; no es algo preciado… Aunque el hecho de que Hoja siempre pregunte por mi cabello es algo extraño. He escuchado de casos como pedofilia, fetiches y ese tipo de cosas, pero el caso de un fetiche por cabellos es muy extraño. ¡Oh Claro! No solo cabello, algunas veces pregunta por mis uñas.

Ya que la mayoría de las veces me pregunta por mi cabello y uñas justo después de haber hecho algo que podría enojarlo, solo podía dar los objetos mansamente.

Tomé mi Espada Divina del Sol, la desenvainé y la coloqué cerca de mi cabeza, listo para cortar…

“¡Sol! ¡Vas a cortarte la cabeza!” Dando ese grito, Hoja estaba horrorizado y me quitó la espada de mis manos. “Yo lo haré, así que por favor no tomes la espada. Casi me mataste del susto…” dijo mientras balanceaba la espada con rapidez.

No sentí nada, pero un mechón de mi cabezo apareció en sus manos repentinamente. Tomando el mechón cuidadosamente, preguntó, “corté un poco más, ¿está todo bien? Creo que a lo largo del camino, necesitaré usarlo frecuentemente… digo, a lo largo del camino en los lugares donde el sol brille radiante, necesitaré frecuentemente sacarlo y sostenerlo bajo el sol. Definitivamente será muy hermoso mientras brilla.”

Negué con la cabeza para mostrar que no me importaba. Mirando lo que acaba de pasar, parece que las habilidades de Hoja son tan buenas como dijo Adair. Por el resto del camino, todo debería salir bien. Incluso si algo sucede, ¡ahora puedo permanecer tranquilo mientras empujo a Hoja para que bloquee los ataques! Así que cortar un poco de mi cabello no es problema;  ¡incluso estaría bien si quisieras cortarme todo el cabello!

Tomando el mechón de cabellos, Hoja utilizó un hechizo de curación en su rostro hinchado. Después de todo, solo era una herida externa. Aunque parezca algo seria, con un hechizo de curación menor, el rostro hinchado de Hoja regresó a su estado original.

Solo entonces, repentinamente descubrí que no había nadie más. Urgentemente, pregunté, “¿dónde se encuentra su Excelencia, el Hijo del Dios de la Guerra?”

Hoja explicó con cuidado, “Justo ahora el warpriest (Sacerdote de guerra) descubrió a algunas personas esperándonos en emboscada, así que Mike llevo a todos para verificar la zona. Antes de irse, menciono que el arquero y el clérigo deben quedarse aquí.”

Oh, Ya veo…

Espera, con ‘arquero’, se refiere a Hoja. Con el enorme arco en su espalda y las flechas, solo un hombre ciego no podría reconocer a Hoja como un arquero. ¿Pero a quien se refiere con ‘clérigo’?

Sin expresión, miré alrededor. El warpriest no estaba por ningún lado; solo estábamos Hoja y yo.

Miré a Hoja y Hoja me devolvió la mirada. “Creo que Mike debió equivocarse cuando se refirió a ti como clérigo,” trató de explicar evasivamente. La voz de Hoja fue volviéndose más y más suave a medida que explicaba, “O tal vez se equivoco con tu carrera. Eh, ¿tal vez pensó que cualquiera que puede curar es un clérigo? O tal vez…”

Puse los ojos en blanco mentalmente. También usaste un hechizo de curación hace unos segundos, ¿entonces porque no te tomo como clérigo? Obviamente, ¡el Hijo del Dios de la Guerra lo dijo apropósito!

 

 

Cuando Hoja y yo llegamos al palacio del Reino de la Orquídea Lunar con cierto apuro, fuimos recibidos por una permeable sensación de pena a lo largo de todo el palacio desde el primer momento que pisamos el lugar. Esto casi me hizo creer que las noticias que habíamos recibido estaban equivocadas y que realmente estábamos aquí para participar del funeral de la princesa, y no una boda. Si hubiese sabido esto antes, ¡habría traído a Caballero Infierno después de todo!

El Hijo del Dios de la Guerra estaba parado a un costado sin ningún guerrero detrás de él.

La reina del Reino de la Orquídea Lunar se encontraba sentaba en el trono, sin moverse ni un centímetro… si llevara ese vestido que parece más pesado que un equipo completo de armadura, tampoco me movería un centímetro. Lo que es más, hay una corona en su cabeza que parece más adecuada para mostrar en una galería y no para llevarla en la cabeza.

Un delgado velo cubría el rostro de la reina. El velo era muy fino, así que uno aún podía reconocer parcialmente su rostro. Aunque ya tenía una hija con la edad suficiente para casarse, aún lucia como si estuviera en los primeros treinta. Mantiene su piel muy bien.

La reina es como nuestro rey; casi no necesita decir ni una palabra. Pero obviamente, las habilidades de gobernar de esta mujer son mucho mejores que las de su rey. Mi rey tiene que señalar con sus ojos a sus caballeros antes de que uno de ellos pase al frente a transmitir el mensaje. Esta reina ni siquiera movió una pestaña antes de que dos mujeres caballeros aparecieran y comenzaran a explicarnos la situación a nosotros los que habíamos llegado desde la Iglesia del Dios de la Luz.

La mujer caballero era muy prolija mientras hablaba, así que repetir sus palabras es demasiado molesto. Sin mencionar que olvidé inmediatamente los que había dicho, así que no puedo repetirlo de todas formas. Así que, en síntesis; la princesa que iba a casarse con el Hijo del Dios de la Guerra ha sido secuestrada.

“¿La princesa ha sido secuestrada?”

Aunque lucia sorprendido en la superficie, realmente tenía mis dudas sobre la situación. Si fuera un príncipe secuestrado entonces sería entendible. Después de todo, los príncipes siempre van por ahí teniendo aventuras, cortejando chicas lindas, peleando con otros, etc. Cuando no hay nada mejor que hacer, ¡lo que los hace muy-secuestrables! ¿Pero cómo y cuándo podría una princesa, quien jamás saca un pie de la puerta frontal, ser secuestrada tan fácilmente?

Además, ¿Qué gana uno por secuestrar a una princesa?

Si es por el trono… bajo la precondición de que haya un príncipe, la princesa no tiene derecho a sucesión en lo más mínimo, así que secuestrarla es inútil.

Si es por chicas lindas, entonces uno puede encontrar definitivamente a alguien más bonita que la princesa dando dos vueltas a la ciudad. Después de todo, hay una abundancia de chicas lindas en este mundo. Sin importar cuánto se rumoree sobre su belleza, eso es solo “entre princesas” que es considerada bella. Si uno fuera a comparar princesas con todas las bellezas del mundo, entonces ni una sola de todas las princesas de este continente podrían meterse en la lista de las cien más hermosas.

Si fuera por dinero, ¿por qué no habría secuestrado la caja fuerte de oro del palacio si tiene la habilidad de secuestrar a una princesa? ¡Secuestrar a un ser humano es mucho más penoso!

Por lo tanto, en conclusión, normalmente el único quien estaría lo suficientemente aburrido como para secuestrar a una princesa es el llamado rey demonio de las leyendas.

Y en lo que yo pienso, la única razón por la que un rey demonio haría este tipo de trabajoso, horrible trabajo es porque se olvidó de conseguirse un cerebro, ¡o quiere hacerse más famoso!

¿No me digas que es el hecho de un rey demonio? Pero no he escuchado nada sobre la aparición de un rey demonio últimamente.

Mientras creaba todo tipo de posibilidades en mi cabeza, la reina, quien no se había movido, habló. “Caballero Sol, tengo una petición que hacerte.”

Estaba sorprendido. La reina había abierto la boca para pedirme algo personalmente y eso solo significa una cosa… ¡algo malo va a sucederme!

Sin embargo, aunque sabía que algo malo estaba a punto de suceder, aún así debo poner una expresión imperturbable y responder seriamente. “Su Majestad, si yo, Sol, puedo traer la más mínima cantidad del resplandor del Dios de la Luz, haré todo lo que pueda y pondré mi mayor esfuerzo.”

Aún sin expresión, la reina dijo, “quiero que rescate a mi hija.”

Al escuchar esta, inmediatamente volteé confuso hacia el Hijo del Dios de la Guerra quien estaba parado allí silbando. Estuve a un paso de decir algo como, “¿qué tiene que ver el secuestro de tu esposa conmigo?”

Entonces, con un frío “Hmph”, ese maldito Hijo del Dios de la Luz me miró y dijo, “no tengo opción; al equipo de rescate de la reina le falta un clérigo para curar.”

¡Soy un caballero sagrado, maldición!

 

[Caballero Sol Volumen 3 Capítulo 1 Fin]

 

Leyenda del Caballero Sol V3Prologo: El Sello de la Espada en el Caballero

The Legend of Sun Knight (La leyenda del caballero Sol) Volumen 3: Rescatar una princesa

Novela original en chino por: 御我 (Yu Wo)

Novela traducida al inglés por Prince Revolution!

________________________________________________________________________________________________________ 
Prólogo: El Sello de la Lspada en el Caballero – Traducido al español por wiiknight, lectura y edición por little_cris y miko.

Dos viajeros caminaban por un camino de tierra, vistiendo grandes capas con capuchas, una de color verde-claro y otra gris-blanquecina. Ambos tenían las capuchas puestas, mostrando solamente una pequeña parte del rostro.

Ambos viajeros caminaron en silencio por largo tiempo.

Eventualmente se cruzaron con un grupo de aventura con cinco o más miembros. El otro grupo tenía más personas, así que los dos viajeros fueron hacia un costado del camino para dejarlos pasar. El guerrero del frente asintió calmadamente a ambos, luciendo un poco orgulloso, pero sincero, así que era tolerable.

No había muchas personas en el grupo, pero había dos que resaltaban. Los dos viajeros los examinaban con interés. El guerrero del frente tenía una cabeza llena de rulos negros; lucía fuerte pero también flexible, como una pantera negra.

El caballero sagrado que iba detrás tenía una cascada de cabellos dorados que brillaban como el sol, un par de ojos azules cálidos. Su sonrisa brillante casi cegó a todos a su alrededor.

Cuando el grupo pasó, el viajero de la capa verde dijo, “¡qué grupo más energético! No sé quiénes son pero definitivamente lucían poderosos. ¿Tal vez sean uno de los tres mejores grupos de aventuras del continente? ¿Cuál crees que son?”

El que llevaba la capa gris sonrió. “No creo que sean un grupo famoso.”

“¿Por qué piensas eso?” preguntó el viajero de la capa verde.

“Porque vi a alguien que conozco.”

“¿Alguien a quien conoces?”

El viajero de la capa gris asintió. “Sí, el de cabellos dorados y ojos azules – era mi aprendiz, pero no tiene posibilidades de estar en uno de los tres mejores grupos de aventuras.”

El viajero de la capa verde jadeó, “¿tu aprendiz? ¿Realmente es un caballero sagrado? Pero no tenía el trabajo de pies adecuado, o la posición de manos apropiada. ¡Eso es increíble! ¿Ese era tu aprendiz? Me estaba preguntando, por un momento, si sólo estaba vestido como caballero sagrado, ¡pero realmente era a quien el grupo estaba protegiendo!”

“… es un caballero sagrado y de los avanzados además,” dijo el viajero de la capa gris con los labio crispados.

Incredulidad estaba escrita en el rostro del viajero de la capa verde.

El viajero de la capa gris tosió varias veces y luego explicó “pero eso es porque la armadura y la espada no son sus equipos, sino sus sellos.”

“¿Sello? No sé si comprendo el significado.”

El viajero de la capa gris sonrió levemente. “Si un mago lleva una espada y usa una armadura, ¿Le son de alguna utilidad?”

“¿Así que como caballero sagrado lograste entrenar a un mago como tu aprendiz?” bromeó el viajero de la capa verde.

“Eso era sólo un hecho. Mi aprendiz es un caballero sagrado… o al menos él piensa que lo es.”

El viajero de la capa verde miró al grupo que se alejaba. Al cabo de un momento, dijo, “tu aprendiz es muy interesante. ¿Porqué no los seguimos y vemos qué hacen?”

“No, no, definitivamente seremos descubiertos si tratamos de seguirlos.”

El viajero de la capa verde dijo, “¿por qué? No hay ladrones que puedan encontrarnos, sólo un arquero y con tus habilidades creo que tampoco seremos descubiertos por el arquero.”

El viajero de la capa gris rió y negó con la cabeza. “No hay ladrones, pero está mi aprendiz. Créeme amigo mío, mi aprendiz es un experto en todos los campos excepto en los requeridos para ser un caballero.”

“¿Y es un caballero?” El viajero de la capa verde miró a su compañero con una expresión extraña.

“Sip y gracias a los dioses que es un caballero…”

El viajero de la capa gris miró al lejano grupo de aventura. “Si no fuera por su identidad como caballero y la espada que lo sella, ¿qué grandes cosas podría hacer? Es un pensamiento muy curioso.”

“Si tienes curiosidad, ¿por qué sellarlo?”

“Porque en este mundo pacifico, no hay necesidad de grandes cosas,” dijo el aventurero de capa gris con un suspiro.

“Oh, así que es eso.” El viajero de la capa verde asintió de acuerdo.

El viajero de la capa gris miró a la distancia y dijo, “además, acerca del por qué estaba tan determinado en entrenar a un lanzador de hechizos como caballero, hay otra razón muy importante.”

Al oír eso, el viajero de la capa verde preguntó seriamente, “¿Por qué?”

El viajero de la capa gris volteó y miró gravemente a su compañero. Explicó lenta y dolorosamente, “porque, en aquel entonces, ¡olvidé escoger un caballero de respaldo!”

 

[Caballero Sol Volumen 3 Prólogo Fin]

 

Leyenda del Caballero Sol V2Epilogo: Introducción de los personajes

The Legend of Sun Knight (La leyenda del caballero Sol) Volumen 1: Una introducción a la teoría del caballero.

Novela original en chino por: 御我 (Yu Wo)

Novela traducida al inglés por Prince Revolution!

________________________________________________________________________________________________________ 
Epílogo: Introducción de los Personajes – Traducido al español por wiiknight, lectura y edición por little_cris y miko. Con la colaboración especial de BJVS.

Caballero Luna:

    Uno de los Doce Caballero Sagrados de la sección “los crueles y fríos”. Tiene una personalidad narcisista y es muy arrogante. No es amigable con nadie y actúa como si nadie fuese lo suficientemente bueno para estar con él.

Caballero Metal:

    Tiene una lengua venenosa y con púas. No se hará responsable si mueres de odio por culpa de sus palabras. Existen rumores de que hablar con él diez minutos te hará enojar tanto que tu expectativa de vida se reducirá un año.

Caballero Infierno:

    Uno de los Doce Caballeros Sagrados de la sección “los crueles y fríos”. El único miembro de la sección “los crueles y fríos” que no obedece las ordenes del Caballero Juicio. Un caballero sagrado que recibe órdenes del Caballero Sol y se especializa en hacer misiones secretas. Algunos dicen que es el asesino especializado de los Doce Caballeros Sagrados. Incluso existen rumores de que en la primera generación de los Doce Caballeros Sagrados, el Caballero Infierno no era una persona realmente, sino una identidad alternativa del Caballero Sol utilizada para misiones secretas.

Caballero Nube:

    Uno de los caballeros sagrados de la sección “los buenos y amables”. Un nómada que es tan grácil como una nube. Se dice que puedes encontrarlo bebiendo solo o leyendo libros en ventanas, techos, bajo árboles, etc.

Adair:

    El vice-capitán del Pelotón del Caballero Sol.

Ed:

    Uno de los miembros del Pelotón del Caballero Sol.

Hijo del Dios de la Guerra:

    El portavoz del Dios de la Guerra. Tiene la mayor posición dentro del Monasterio del Dios de la Guerra.

Elijah:

    Dentro de la Caballeros Reales, es el líder de la generación de jóvenes.

Princesa:

    Su Alteza Real del Reino del Sonido Olvidado.

 

Epilogo

Un epilogo realmente es algo maravilloso.

Especialmente cuando uno debe ser escrito en cada libro.

¿Qué puedo escribir? Hay muchas cosas.

Realmente todos mis pensamientos están escondidos en la historia.

No sé si el epilogo requiere que yo escriba esto, aquello, o ¿sólo cosas?

Sólo puedo dar algunas oraciones al azar.

¡Todos ustedes, golpearme es suficiente, no arrojen cosas!

¡Cough! Si realmente fuera a poner sólo esas líneas aquí, creo que todos hubiesen querido arrojarme cosas, ¿No?

Por favor deténganse. Recientemente, el precio del petróleo ha subido hasta los cielos, hay inflación y el precio de los vegetales es ridículamente alto. Y no solamente todo es caro, incluso el budín de arroz salado1 ha aumentado su precio. Por eso, por favor no arrojen cosas, ¡con golpearme es suficiente!

Ahora mismo, ¡Vamos al punto principal!

Realmente, el primer volumen es considerado un comienzo. El primer y segundo volumen son los fundamentales capítulos introductorios. Por un lado, la razón por la que el Caballero de la Muerte Roland se unió a los Doce Caballeros Sagrados ha sido revelada, y por el otro el Monasterio del Dios de la Guerra ha sido mencionado. También se ha mencionado un poco de la Catedral del Dios de la Sombras. Además, todos los Doce Caballeros Sagrados han sido introducidos levemente. En conclusión, finalmente he podido nombrar toda la estructura.

Seguidamente están las misiones más importantes en la carrera de un Caballero Sol. De la misma forma, cada misión es toda una historia. Creo que después de leer el prologo del primer volumen, todos saben más o menos cuáles son esas misiones.

Sin embargo, por favor confíen en mí cuando digo que las cosas no son lo que parecen, ¡justo como la imagen del Caballero Sol y su verdadera apariencia!

Espero que luego de que todos hayan terminado de leer, tendrán una mejor comprensión de los temas fantásticos como rescatar princesas, derrotar dragones y ¡derrotar a un rey demonio!

Además, a parte del blog y un club, Yo, Yu Wo, también he hecho un fórum. El objetivo principal es dejar que todos mis lectores se comuniquen entre sí. Son bienvenidos a iniciar cualquier discusión que quieran. Si sienten que el URL es demasiado largo de escribir, hay links en el club y en el blog que van al fórum.

El Blog de Yu Wo:  http://www.wretch.cc/blog/kim1984429
El fórum de Yu Wo: http://phpbb.guestbook.com.tw/b8/index.php?mforum=pinkcorpsei

-Por Yu Wo (御 我)

 

[Caballero Sol Volumen 2 Epílogo Fin]

 

Notas:

“Todo…budín de arroz salado”: Lo que Yu Wo realmente usa como “todo” es 啥米碗糕(shá mǐ wǎn gāo), en el cual 啥米(shá mǐ) es un dialecto equivalente a 什么(shén me), el cual significa “algo/cualquier cosa” y el otro, cuando son utilizados juntos, significa “cosas”. Es una frase que usualmente sólo se encuentra en Taiwan. Los caracteres para 碗糕(wǎn gāo) significan “budín de arroz salado” en este caso. Sí, Yu Wo está haciendo un chiste.

Leyenda del Caballero Sol V2Extra: “Respeta la Privacidad de los Doce Caballeros Sagrados”

The Legend of Sun Knight (La leyenda del caballero Sol) Volumen 2: Actividades diarias de un caballero.

Novela original en chino por: 御我 (Yu Wo)

Novela traducida al inglés por Prince Revolution!

________________________________________________________________________________________________________ 
Capítulo Extra – Regla Común de los Caballeros Sagrados #2: “Respeta la Privacidad de los Doce Caballeros Sagrados” – Traducido al español por andianco, lectura y edición por little_cris y miko. Con la colaboración especial de BJVS.

“Este es el salón principal del Templo Sagrado. Sólo se usa para exhibición.”

“Grisia…”

“El salón principal tiene dos pasillos. Uno lleva a la parte interior del Templo Sagrado, mientras que el otro leva al salón principal del Santuario de la Luz.”

“Grisia…”

“Hemos llegado al lugar más importante. Este es tu cuarto, que está a dos puertas de del mío. El cuarto entre nosotros le pertenece al Caballero Capitán Juicio…”

“También, el cuarto de juntas para los Doce Caballeros Sagrados es la tercera puerta al otro lado del pasillo que está a la derecha luego de caminar dos pasillos hacia ese lado– Puede ser confuso si solamente te lo digo así. Ven, te mostraré el camino a ese cuarto.”

“¡Grisia!” Gruñí suavemente irritado.

Grisia dejó de caminar y gentilmente me reprendió, “¡debes llamarme Sol y reservar Grisia para conversaciones personales! Pero, si insistes en llamarme Grisia, creo que en realidad no importa…”

Lo interrumpí con gravedad, “creo que es hora de que me vaya.”

“¿De qué estás hablando? ¿A dónde vas a ir?”

“No voy a ir a ningún lado, pero quiero dejar el Templo Sagrado,” simplemente respondí y mi corazón estaba algo preocupado. Cuanto más tiempo pasara en el Templo Sagrado, era mayor la probabilidad de que me descubrieran como el caballero de la muerte. Sería un pequeño problema si fuese destruido por esto, pero si se enteraran que Grisia está en contacto con un caballero de la muerte… para él, habría muy serias consecuencias.

Grisia me miró con sorpresa y luego dijo, “tú eres el Caballero Infierno. Si no te quedas en el Templo Sagrado, ¿en dónde vas a hacerlo?”

Me quedé sin palabras por un momento, antes de que me las arreglara para abrir mi boca para recordarle, “yo no soy el verdadero Caballero Infierno, ¿o te olvidaste de eso?”

Lo pensó por un momento y luego me miró consternado y dijo, “Infierno, ¿te estás sintiendo débil por el clima soleado? ¿Cómo pudiste haber olvidado el hecho de que eres el Caballero Infierno?

Me quedé sin palabras de nuevo. Grisia… ¿qué estás tratando de hacer?

En ese momento, un Caballero Sagrado vino corriendo hacia nosotros mientras gritaba, “¡Capitán! Los caballeros reales y los guerreros del Monasterios del Dios de la Guerra se encontraron en la calle, ¡y ahora están en una feroz batalla!”

La cara de Grisia se volvió tensa y respondió molesto, “¿qué están haciendo los Caballeros Sagrados? ¿No detuvieron a ambos lados?”

“¡No, pero sí formaron una barrera protectora alrededor para proteger a los ciudadanos que están mirando! Y luego…”

“¿Luego qué?”

“Luego comenzaron a animarlos desde afuera…”

Escuchando eso, la cara de Grisia se puso aún más molesta. Me hablo rápidamente, “solamente ve y mira por ti mismo. Yo volveré tan pronto como los vea. Sólo tengo dos cosas que mencionar. Primero, no puedes dejar el Templo Sagrado y no trates de ir a buscar a Pink ya que ella se mudó de casa. Segundo, no invadas la privacidad de los otros Doce Caballeros Sagrados, especialmente en sus propios cuartos.”

“Espera…” me paralicé mientras lo veía acelerar rápidamente junto con el otro Caballero Sagrado.

¿Pink se mudó? ¿A dónde debo ir entonces?

No tenía idea de cuánto tiempo estuve parado en aquel lugar. Muchos de los Caballeros Sagrados caminaron junto a mí e incluso me saludaron y me llamaron Caballero Capitán Infierno, mientras que yo no tenía idea de cuál era la respuesta correcta.

No mucho después, vi a alguien caminando hacia mí.

“Caballero Juicio…”

Lo miré con algo de cautela. Por la descripción general de Grisia sobre él, él debería saber que yo soy el caballero de la muerte.

Pero, el Caballero Juicio no pareció cuidadoso de mí en lo absoluto. Simplemente dijo, “es Caballero Capitán Juicio para ti. ‘Caballero Juicio’ es el título usado por las personas de afuera para referirse a nosotros. Por favor no vuelvas a cometer ese error de nuevo, Caballero Capitán Infierno.”

Estaba sin palabras una vez más. ¿No me digas que no tiene la intención de exponerme? ¿Planea dejar a un caballero de la muerte suelto dentro del Templo Sagrado?

El Caballero Juicio me miró de nuevo y me pregunto, “¿tienes alguna otra pregunta?”

Respondí reflexivamente. “No sé a dónde debo ir.”

Juicio me miró en silencio por un momento antes de decir, “puedes ir a la biblioteca, ya que ahí hay muchos libros que pueden refrescar tu memoria sobra las responsabilidades del Caballero Infierno. Alternativamente, puedes ir y buscar al Caballero Capitán Tormenta. Está tan ocupado que vive en esperanza de que alguien vaya y lo ayude. Ahora está en su cuarto, corrigiendo documentos.”

No tenía nada que decir a eso, así que le dije, “gracias.”

“Oh, cierto, Caballero Capitán Infierno, ¿está libre esta noche para practicar pelea con espada conmigo?”

“Seguro,” respondí inmediatamente. Las habilidades con la espada del Caballero Juicio eran muy buenas y yo siempre había esperado pelear con él de nuevo.

Después de pensarlo un poco, ya que no podía quedarme parado en el pasillo haciendo nada, decidí seguir las sugerencias del Caballero Capitán Juicio e ir a la biblioteca a buscar un libro para leer mientras esperaba para la pelea de práctica de esa noche. Luego de preguntarle a un Caballero Sagrado y encontrar la localización de la biblioteca, caminé directo hacia ahí. Había algunos pocos Caballeros Sagrados en la biblioteca, pero decidí ignorar a todo el que me daba la bienvenida o saludaba. Abrí un cabinete de libros y comencé a buscar algunos libros que mencionaran al Caballero Infierno-

“¿Qué libros buscas?”

En un instante, me hice para atrás y grité, “¡¿Quién eres?!”

“Soy el Caballero Nube.”

Una cabeza en verdad salió del gabinete de libros y su cara estaba tan pálida como una hoja de papel. Por un instante no pude determinar si era un fantasma o un humano… ¿e incluso está diciendo qué es uno de los Doce Caballeros Sagrados? ¡¿Cómo puede ser eso?!

“Caballero Capitán Nube, ¿puede por favor pasarme el libro de canciones relacionadas con los Doce Caballeros Sagrados? Voy a contarles historias a los niños.” Un Caballero Sagrado le dijo a la cabeza, sonriendo.

“Desde luego.” La cabeza se metió al cabinete de libros y después de un momento salió de nuevo, esta vez con la adición de una mano tan pálida como su cara. La mano sostenía un libro.

“Gracias, Caballero Capitán Nube.” Después de tomar el libro, el Caballero Sagrado incluso me dijo en forma amable, “Caballero Capitán Infierno, si está buscando un libro, es mejor preguntarle al Caballero Capitán Nube que busque el libro por usted. El Caballero Capitán Nube está familiarizado con la localización de cada libro en la biblioteca.”

¿Es realmente el Caballero Nube? estaba pasmado.

La cabeza- no, el Caballero Capitán Nube me miró por algo de tiempo y luego habló de forma etérea, “qué persona tan rara. Está parado enfrente de un cabinete de libros, pero no está buscando un libro.” Entonces volvió a meterse dentro del cabinete y cerró la puerta.

De inmediato, decidí darme por vencido en la biblioteca y fui a buscar al Caballero Capitán Tormenta. Aunque no creo que sea capaz de ofrecer alguna ayuda…

“¡Estoy tan emocionado! Aquí, lee todos esos documentos y luego subraya en rojo todas las oraciones problemáticas, y luego resume todo el documento en tres líneas. Después de eso, sólo dámelos para una última leída y luego debería estar listo para ser estampado…”

Sin otra palabra, el Caballero Capitán Tormenta me aventó una larga pila de documentos oficiales.

Sostuve la pila de documentos en mis brazos y dije algo ansioso, “pero nunca he corregido documentos oficiales antes. No sé cómo hacerlo.”

“No te preocupes, es normal para un novato,” el Caballero Capitán Tormenta me consoló. “Lo revisaré de nuevo, si tengo el tiempo…”

Leí los documentos y solamente terminé de corregirlos en la tarde y luego llevé todos los documentos de regreso al Caballero Capitán Tormenta.

“¡Has hecho un gran trabajo!” el Caballero Capitán Tormenta me dijo mientras sostenía un sello en su mano. Luego estampó todos los documentos sin siquiera mirarlos. “¿Tienes asuntos que atender mañana en la mañana? ¿No? ¿Entonces podrías venir a ayudarme otra vez? ¿Sí? ¡Entonces está acordado, Caballero Capitán Infierno!”

De hecho, no acordé nada… pero un acuerdo es un acuerdo. Parece que ahora tendré que quedarme hasta mañana en la mañana.

“Ah, por cierto, podrías por favor ayúdame a devolverle esto al Caballero Capitán Hielo en tu camino de regreso. Gracias.” El Caballero Capitán Tormenta me dio algo que, no importaba como lo mirara, parecía solamente un pequeño plato y un tenedor para comer pasteles.

No teniendo otra opción, fui y toque en la puerta del Caballero Capitán Hielo.

“Espera.” Después de que el Caballero Capitán Hielo tomó el plato de mi mano, dijo una sola palabra antes de volver a cerrar la puerta.

Me quedé y esperé.

La puerta se abrió de nuevo, y me dio dos bolsas que estaban llenas de dulces por el olor, y dijo simplemente, “esta es para ti, y la otra es para Sol.”

“…gracias.” Dije. Creo… que le daré ambas bolsas a Grisia.

“Come un poco,” el Caballero Capitán Hielo dijo de repente y luego me miró atentamente. De nuevo, sin otra opción, seguí sus palabras y comí un pedazo. Ese era un gesto muy desperdiciado, ya que un caballero de la muerte no requiere comida.

“¿No dulce? ¿Dulce? ¿Muy dulce?” Preguntó el Caballero Hielo.

Yo estaba en silencio. Como un caballero de la muerte, mi lengua era usada más que nada para hablar. Contesté, “mi habilidad para saborear no es muy buena; no puedo realmente saborear la comida.”

El Caballero Capitán Hielo sacó una libreta de notas, y escribió algo en ella mientras murmuraba, “Infierno, sabores muy pesados.”

“¿…?”

Después de que el Caballero Capitán Hielo terminó de escribir la nota, miró hacia arriba y preguntó, “¿a dónde vas?”

Estaba completamente perdido sobre a donde ir, así que solo pude decirle, “sólo estoy paseando.”

Hielo asintió, y preguntó, “¿me ayudarías?”

“Claro.” Dije.

 

 

Sostenía varias bolsas llenas de dulces y buscaba a los Doce Caballeros Sagrados. Mi primera parada era ir de vuelta al gabinete de antes para buscar al Caballero Capitán Nube.

“Gracias. Estos libros son para que leas.” Nube saco su cabeza del gabinete de libros y tomó la bolsa de mis brazos, pasándome algunos libros en el proceso.

Miré los títulos, en donde se leía ‘Las Historias de los Caballeros Infierno’ y ‘El Manual de Responsabilidades de un Caballero Infierno’ respectivamente.

“Gracias.” Dije.

 

 

El Caballero Capitán Flama me miró por un largo momento y murmuró para sí, “obviamente Sol es Dragón Supremo, ¿cómo es que ahora hay otro Dragón Supremo? Es Sol el real o es Dragón Supremo el falso…”

Al final, tomó la bolsa felizmente y dijo para sí, “¡ah no importa realmente si no entiendo! Ambos nombres suenan parecido de todas formas, ¡solamente lo tomaré como que Sol tiene un clon!”

No entendí para nada de lo que estaba hablando.

 

 

Cuando el Caballero Capitán Tierra vino a abrir la puerta, trató de bloquear la vista con su cuerpo, como si hubiera algo que no debía ser visto por mí detrás de la puerta.

“Mi… mi cuarto está muy desordenado.” El Caballero Capitán Tierra sonrió tímidamente.

Asentí para mostrarle que entendía y luego le di la bolsa.

“Tierra, ¿ya terminasteeeeee?”

Tierra me miró, y se rió en una forma inocente, “¡Jojojo, Infierno debes haberte equivocado! No hay ninguna voz femenina viniendo de mi cuarto.”

“…” No dije nada…

 

 

El Caballero Capitán Hoja abrió la puerta con una sonrisa que se extendía de oreja a oreja y él no intento bloquear el paso con su cuerpo. Pude ver claramente que su cuarto estaba muy limpio y ordenado, en línea con la limpieza característica de un caballero.

“Muchas gracias, Caballero Capitán Infierno,” dijo mientras tomaba la bolsa de mi mano.

Sólo noté en ese momento que sostenía una pequeña muñeca de paja en sus manos. Hablando generalmente, ¿no debería estar eso hecho para ser tan grande como una persona real y luego colocarse en mitad del campo para hacer creer a los pájaros que había gente en el campo, deteniéndolos de comerse los cultivos?

El Caballero Capitán Hoja vio que estaba mirando atentamente a la muñeca de paja e inmediatamente me explicó mientras sonreía, “¡esto es realmente útil! ¡Sólo necesitas asegurarlo en la pared y luego usar un martillo para poner clavos en ella para mejorar tu humor!”

Había escuchado antes de esa forma de usar esas cosas. En las leyendas de las villas locales, ese era el método practicado por las brujas para maldecir a la gente.

En un tono amigable el Caballero Capitán Hoja añadió, “¡oh, cierto, y si añades una pieza del cabello de la otra persona a la muñeca de paja, los efectos serán dobles! ¡Es incluso mejor si añades uñas a ella!”

Le dije adiós al Caballero Capitán Hoja después de asegurarme de que no dejaba atrás siquiera medio cabello o uña.

 

 

Esa noche, antes de comenzar la pelea de práctica con el Caballero Juicio, no pude evitar más que sacudir mi cabeza y suspirar. “¿Son todos los Doce Caballeros Sagrados así de raros?”

El Caballero Juicio me miró, sus ojos inescrutables.

No puedo entender por qué me mira de esa forma.

Abrió su boca y habló lentamente diciendo, “sí, cada uno tiene más o menos sus propias rarezas, pero respetamos mucho la privacidad de los otros Doce Caballeros Sagrados. Mientras cada uno cumpla sus responsabilidades como uno de los Doce Caballeros Sagrados… incluso si es un cadáver que anda por ahí libremente, lo respetamos tanto como a los otros.”

“…”

Así que, ¿el miembro más raro de los Doce Caballeros Sagrados soy yo?

Leyenda del Caballero Sol V2C10: “Reclutar creyentes”

The Legend of Sun Knight (La leyenda del caballero Sol) Volumen 2: Actividades diarias de un caballero.

Novela original en chino por: 御我 (Yu Wo)

Novela traducida al inglés por Prince Revolution!

________________________________________________________________________________________________________ 
Capítulo 10 – Actividad diaria #10: “Reclutar creyentes” – Traducido al español por angelaariasmolin, lectura y edición por little_cris y miko. Con la colaboración especial de BJVS.

De repente, el Caballero Infierno lanzó una poderosa patada a Elijah. El golpe cayó con fuerza, ya que, evidentemente, él no esperaba ser atacado por su aliado. Voló una buena distancia, hasta que finalmente aterrizó cerca del borde de la arena y estuvo a punto de caerse.

¡Eso casi me da un ataque cardiaco! ¡De verdad pensé que se caería del borde!

Ya que recibió todo el impacto de la patada, Elijah no se pudo levantar por un tiempo. Aún así, hizo su mejor esfuerzo para levantarse.

El Hijo del Dios de la Guerra avanzó para darle el golpe final, pero el Caballero Infierno defendió a Elijah.

“¿Por qué lo estás protegiendo?”

El Hijo del Dios de la Guerra comenzó a sospechar y exclamó, “¿acaso los dos conspiran en mi contra?”

¡Oh, no!

“¿Conspirar en tu contra?”

Dragón Supremo Infierno sonrió con debilidad y dijo con calma, “¿acaso es posible trabajar juntos en una situación como esta? Sólo hay una princesa y ella no se puede casar con dos personas. Es sólo que, si dejo que acabes con Elijah, yo tampoco duraré mucho.”

Al escuchar esto, el Hijo del Dios de la Guerra sonrió con arrogancia y dijo, “incluso con su ayuda, no podrás derrotarme”.

“Eso es cierto”. Dragón Supremo Infierno asintió con sinceridad y agregó, “tu habilidad con la espada es muy buena, quizá incluso mejor que la mía. También, físicamente eres mucho más fuerte que yo”.

El Hijo del Dios de la Guerra rió en voz alta y dijo, “tú tampoco estás nada mal. ¡Eres extremadamente rápido!”.

¿Ustedes dos tienen que llevarse tan bien? No sabía si reír o llorar. Aunque sería bueno que Dragón Supremo Infierno se llevara bien con el Hijo del Dios de la Guerra.

“¡Luchemos justamente!” Dragón Supremo Infierno tomó una posición de batalla.

El hijo del Dios de la Guerra respondió con una voz como de trueno, “¡así será!” Él también asumió una posición de batalla. Tanto Dragón Supremo Infierno como el Hijo del Dios de la Guerra parecían estar de muy buen humor.

A este punto, Elijan finalmente consiguió levantarse. Parecía bastante desanimado, tanto que no podía unirse a la batalla. No me sorprendió ver a Elijah deprimido. Uno de sus oponentes era el Hijo del Dios de la Guerra y el otro era… Bueno, como sea, ¡el punto era que esos dos eran inhumanamente fuertes! Perder contra ellos no era algo de qué avergonzarse.

Esperaba que, una vez que los compatriotas de Elijah vieran qué tan fuertes eran esos dos, no consideraran vergonzosa la derrota de Elijah. Básicamente, cualquiera que pudiera pelear en el mismo cuadrilátero con esos dos por un periodo de tiempo tan largo, podría ser considerado uno de los guerreros más fuertes.

Además, Elijah era un caballero. Los caballeros no son conocidos como buenos duelistas.

En otras palabras, si Elijah, el Hijo del Dios de la Guerra y Dragón Supremo Infierno lideraran cada uno un pelotón de guerra, Elijah sería el ganador. Era imposible que el Hijo del Dios de la Guerra y Dragón Supremo Infierno pudieran ganarle en una situación como esa.

Esa era la imagen que yo intentaba crear. En un duelo, Elijah sólo podría durar un poquito más de diez minutos. Pero, cuando se trataba de liderar un ejército, Elijah era indudablemente mejor que esos dos.

Ninguno de los presentes, en especial los caballeros reales, considerarían el fracaso de Elijah como una derrota verdadera.

Justo cuando Elijah tomó una profunda bocanada de aire y se armó de coraje para unirse a la batalla, yo grité de repente, “¡Elijah! La princesa está en peligro, ¡protégela de inmediato!”

Elijah titubeó con la mirada y luego, reflexivamente, se lanzó hacia la princesa. Colocó su cuerpo frente al de ella, se giró y…

Una sombra negra le pinchó el pecho. Elijah cayó al suelo de inmediato, con las manos sobre el pecho y la cara distorsionada por el dolor. Un humo negro y pútrido le salió de todo el cuerpo.

Corrí hacia Elijah y me acuclillé junto a él para examinarlo. Horrorizado, exclamé, “esto es… ¡una Maldición de Oscuridad!”

Sin temor al humo negro que salía del cuerpo de Elijah, la princesa saltó sobre él y gritó, “¡Elijah!”

Mi cara estaba solemne mientras escaneaba a la audiencia, en busca del culpable. La mirada de todos siguió a la mía.

Una persona encapuchada en la audiencia de repente se levantó y se quitó la capucha… ¡Era una bruja rara vez vista!

¡Vaya!

Con todo mi esfuerzo, me contuve de elogiar la impetuosidad de Pink.

La bruja era una belleza gótica con excepcionales rasgos faciales, un cuerpo sensual y candente, y pálida piel que tenía un tinte de verde bosque. Sus ropas estaban rasgadas a la perfección, pues exponían sus esbeltas piernas, su escote pronunciado y su ombligo. Aún así, no estaban tan rasgadas como para que se censurara verla. Era una escena hermosa, pero a la vez estridente y aterrorizante.

Aunque no parecía viva, ella no podía considerarse muerta. Hablando estrictamente, las brujas son criaturas malditas. Decimos que ellas “están malditas”, pero por lo general se trata de mujeres que se maldijeron a sí mismas. Ellas quisieron convertirse en brujas para tener la fuerza de hacer cosas, como vengarse.

Yo le pedí especialmente a Pink que no enviara una criatura no-muerta. Era muy fácil descubrir criaturas no-muertas en un lugar lleno de Caballeros Sagrados.

Aún así, nunca me esperé que Pink encontrara una bruja. Las brujas no son nada comunes.

La bruja se subió al cuadrilátero y paseó lentamente mientras se dirigía hacia el rey.

Primero, las brujas todavía se consideran mujeres. Segundo, son mujeres con un pasado trágico y que han sufrido una gran injusticia. Tercero, esta bruja era una belleza. Por lo tanto, ningún caballero en el estadio estaba dispuesto a bloquearle el camino.

La bruja se rió, “¡quiero venganza, venganza, venganza!”

El caballero confidente más joven del rey gritó enojado, “¡tonterías! ¡Cómo podría haber enemistad entre Su Alteza, la princesa, y una cosa maligna como tú!”

“¡Ja, ja, ja, ja! No me refiero a la princesa, sino a Su Majestad, el rey. Él me sedujo y me abandonó. Incluso mató a mi hijo nonato. ¡Mi querido niño! ¡Mamá te decepcionó!” En un momento la bruja estaba riendo y al siguiente estaba llorando. Parecía completamente loca.

Al escuchar esto, los ojos del rey se abrieron de par en par. La reina, que mantuvo una sonrisa elegante durante todo ese tiempo, de repente pareció agitada. Todos se giraron para mirar al rey, incrédulos. ¿Acaso la verdadera cara del rey fue revelada tan pronto, justo después de su coronación?

El rey nunca antes pareció tan enojado como en ese momento. Las esquinas de sus labios temblaron sin parar y las palabras le salieron forzadas entre los dientes apretados. “¡Tonterías! Nunca antes te he visto.”

“No tú, ¡me refería a tu padre!”, chilló la bruja.

Todos soltaron un suspiro de alivio. La sonrisa elegante y virtuosa regresó al rostro de la reina. También, la reina levantó convenientemente su tacón alto de donde lo había insertado, en el pie del rey, y lo escondió de nuevo debajo de su larga falda.

Se escucharon muchos gruñidos entre la audiencia. “¿Por qué no lo dijo antes? Casi me muero de la impresión.”

“Por un momento pensé que, una vez que el príncipe heredero se convirtió en rey, pasó de esposo sumiso a un lujurioso.”

Noté que el rey estaba haciendo todo su esfuerzo para suprimir el dolor de pie. Se acarició con gentileza el pie herido, para asegurarse de que estaba bien. Sólo entonces soltó el brazo de la silla y le rugió a la bruja, “aún así, ¡calumniar y herir inocentes (mi pie es muy inocente) está mal! Caballeros reales, derríbenla de inmediato.”

Al recibir la orden del rey, los caballeros reales desenfundaron las armas al unísono. Sin más retrasos, los experimentados caballeros rodearon a la bruja.

Todos los Caballeros Sagrados miraron a sus Caballeros-Capitanes y luego me miraron a mí. Arrugué la frente y dije, “ella debe de ser una cómplice de la criatura no-muerta de la última vez. ¡Qué bruja tan vil! No podemos permitir que ella haga lo que le plazca y dañe a la gente. Mis hermanos Caballeros Sagrados, asistan a los caballeros reales de inmediato.”

Los Caballeros Sagrados exclamaron como uno solo, “¡sí, señor!”

De inmediato, se unieron a la formación de los caballeros reales. Ya que se conocían desde hace muchos años, los Caballeros Sagrados y los caballeros reales tenían excelente coordinación. La formación de asedio final fue tan perfecta que, olvídate de una bruja, hasta un Señor de la Muerte sólo podría esperar una segunda muerte.

Rodeada, la bruja atacó con todo lo que tenía. Desafortunadamente para ella, los ataques normales fueron bloqueados con facilidad por los escudos de los caballeros. Sus escudos no podían defenderlos de las maldiciones, pero la luz sagrada de los Caballeros Sagrados podía anularlas. Por lo tanto, la bruja no tenía poder de ataque.

Los caballeros reales sacaron las lanzas a través de los espacios entre los escudos y avanzaron a un ritmo constante hacia la bruja, con cada paso. La desesperada bruja hizo un último atento de escape, a la vez que gritaba como una bestia salvaje.

Hizo un buen trabajo al emboscar a Elijah, pues logró maldecirlo antes de que los otros caballeros pudieran reaccionar. Sin embargo, era incapaz de defenderse en una batalla real. Todo lo que podía hacer era verse indefensa, mientras las lanzas se acercaban más a ella y se le metían en el cuerpo. Sin importar cuánto atacara, no podía hacerles ni un rasguño a los caballeros.

Me giré, pues no quería ver la escena. Aunque ella era sólo una bruja, posiblemente hasta una falsa creada por Pink, no tenía ganas de ver morir a una cosa inocente por mi estrategia.

“¡Caballero Sol!”, chilló la princesa. “¡Elijah está m-muriendo!”

¿Cómo puede estarse muriendo ahora? Le pedí a Pink que escogiera una maldición que se viera letal, pero que fuera relativamente inofensiva.

Pero, en caso de Pink haya querido jugar una broma pesada, corrí a su lado. Saqué el brazalete de rosas que originalmente fue el regalo de compromiso y dije, “Princesa, por favor rompa las rosas de mármol para mantener a Elijah con vida mientras el Papa termina el encantamiento del hechizo de Curación Máxima.”

Ese maldito anciano en verdad que se tomó su tiempo. El Papa comenzó a entonar el encantamiento sólo después de que escuchó mis palabras.

Antes de que yo terminara de hablar, la Princesa me arrebató el brazalete de rosas como si estuviera hecho de piedras insignificantes recogidas de la calle. Con rapidez, aplastó una rosa de mármol tras otra. ¡Sólo verla destruir todo mi arduo trabajo era pura agonía!

“Hermana, hermana, ¡rómpelas más despacio! ¡Despacio! ¡La curación no será más efectiva entre más rápido rompas las rosas!”, exclamó el rey.

Nunca habría sospechado que Su Majestad estaría en más agonía que yo al ver a su hermana romper las rosas. Ahora que lo pienso, probablemente él ya consideraba que el brazalete era suyo.

Originalmente planeé ofrecérselo al rey como una disculpa formal, para evitar que luego él me diera problemas… ¿eh? Si es así, ¿entonces por qué estoy tan molesto por esto? El brazalete no es mío de todas formas.

El duelo a muerte se había detenido hace mucho. El Hijo del Dios de la Guerra, quien ignoró el evento hasta entonces, dijo con frialdad, “el Caballero Sol saber cómo usar Resurrección, ¿así que qué importa que él se muera?”

Todos se reunieron en torno mío. Hasta la princesa levantó la cabeza y me preguntó esperanzada, “¿en serio? ¿Es eso cierto?”

Asentí con cuidado y admití, “Sol sí sabe cómo usar Resurrección.”

Todos hicieron un alboroto.

“Pero, a menos de que no haya otra alternativa y que aquellos que estén involucrados lo aprueben, ¡Sol nunca utilizará este tipo de magia sagrada!”, dije de repente, con severidad.

“¿P-por qué?”, gritó alarmada la princesa. Después de todo, el que estaba a puertas de la muerte era su queridito.

“Porque hay muchas restricciones. Resurrección sólo puede ser utilizado en las próximas ocho horas a la muerte. Si se utiliza en un cuerpo que ha estado muerto por más de ocho horas, ¡el cadáver se convertirá en una criatura no-muerta! También, Resurrección no tiene efecto en aquellos que murieron por vejez, enfermedad o incluso por veneno.” Hice una breve pausa y luego agregué, “es peligroso utilizar Resurrección en una persona maldita como Elijah. Incluso si revive, la maldición en él no se habrá disipado. Él podría morir de nuevo casi de inmediato debido a los efectos de la maldición. Además, Resurrección tiene muchos efectos secundarios posibles. Los efectos secundarios conocidos incluyen la aparición de cuernos, que crezca pelaje o un brazo adicional, que se vuelva loco y quede discapacitado de por vida.”

Mencioné todas las debilidades de Resurrección en un respiro. Ahora que todo el mundo conoce sus fallas, alimentadas con un poquito de exageración, me evitaré el problema de que venga gente a pedirme que reviva a alguien.

Al escuchar mis palabras, los corazones de aquellos que me escucharon se decepcionaron. La princesa estaba muy afectada en particular. Su voz estaba siendo ahogada con sollozos.

Sólo el Hijo del Dios de la Guerra estaba feliz. Esto porque, finalmente, él había comprendido que Resurrección era prácticamente un hechizo inútil. La Iglesia del Dios de la Luz no podría expandirse con el poder de un hechizo así.

“El precio de resucitar es siempre más grande que aquel de la muerte”, concluí con gran énfasis.

En este punto, finalmente el Papa terminó sin prisas la entonación del encantamiento. Con suavidad recitó, “Sanación Máxima.”

La gentil luz amarilla de la luz de sanación descendió sobre Elijah. En poco tiempo, antes de que la luz se disipara, Elijah gruñó. Abrió los ojos, sonrió y dijo, “Su Alteza…”

“¡Elijah! ¡Oh, Elijan!” La princesa abrazó a su amado con fuerza.

Al ver esto, el Hijo del Dios de la Cara hizo una mueca, como la de un esposo al que le han puesto los cuernos. Se irguió tan alto como era y avanzó hacia los tortolitos. Los guerreros detrás de él lo siguieron. Todos los Caballeros Sagrados me miraron, en busca de instrucciones. Sin incitación, ellos no moverían ni un músculo. Los caballeros reales avanzaron con rapidez y seguridad para proteger a Elijah y a la princesa. En un parpadeo, formaron una pared invencible de escudos.

El Hijo del Dios de la Guerra hizo una mueca desdeñosa. Los guerreros del Monasterio del Dios de la Guerra desenfundaron las armas simultáneamente. Los caballeros reales también sacaron las lanzas por entre los escudos. La tensión en el ambiente era perturbadora.

Al principio, los Caballeros Sagrados estaban felices de echarse para atrás y observar a la distancia. Pero, de repente, un Caballero Sagrado al azar exclamó, “¡Ah! ¿No se supone que nuestro Caballero Sol también quería casarse con la princesa?”

Los Caballeros Sagrados se espabilaron con un salto. Ellos miraron a sus respectivos capitanes, esperando órdenes. Los Doce Caballeros Sagrados me miraron… Casi se me olvida que yo era una de las personas que se disputaba la mano de la princesa.

Muy conmovido, alabé, “¡ah! Un caballero que se sacrifica a sí mismo para salvar a la princesa y la princesa que vierte sus bellas lágrimas en agradecimiento. ¡Qué historia tan conmovedora! ¡Ni siquiera la benevolencia del Dios de la Luz perdonará a Sol si aparto a esta encantadora pareja!”

Los Doce Caballeros Sagrados se apartaron de mí y continuaron viendo el espectáculo.

Al notar esto, los Caballeros Sagrados también continuaron echados para atrás, para observar la pelea. Ya que los Caballeros Sagrados y los caballeros reales eran colegas que vivían en la misma ciudad, y también porque Elijah era bastante popular, la mayoría de los Caballeros Sagrados eligió animar a Elijah y a los caballeros reales.

Al ver lo entusiasmados que estaban los Caballeros Sagrados con sus vítores, agregado al hecho de que los jóvenes tienden a ser temperamentales, creo que, si una pelea en verdad se hubiese dado entre los caballeros reales y el Monasterio del Dios de la Guerra, los Caballeros Sagrados se habrían unido a la batalla.

Los caballeros reales y los guerreros del Monasterio del Dios de la Guerra se mantuvieron en sus sitos. Se dirigieron miradas como dagas los unos a los otros, listos para el último encuentro entre los dos ejércitos. Una calma mortal se extendía sobre el estadio, avisando el inicio de una guerra… si no fuera por el montón de Caballeros Sagrados que vitoreaban y agitaban banderas, lo que le daba a la arena un ambiente de competencia, la atmósfera habría sido bastante intensa.

Al juzgar por su entusiasmo, parece que mis Caballeros Sagrados tienen más ganas de pelear que de animar a sus amigos.

“¡Esos tipos del Monasterio del Dios de la Guerra se atrevieron a golpear a nuestros amigos de la Iglesia del Dios de la Luz!”

“Hasta se atrevieron a atacar al Pelotón del Caballero Sol. ¡De seguro que están hartos de vivir!”

“Caballeros reales, ¡ataquen! Maten a esos bastardos del Monasterio del Dios de la Guerra, ¡ellos casi asesinan a Adair!”

Lancé una mirada interrogativa al Caballero Tormenta. Tormenta se encogió de hombros y explicó, “Tu Vice-Capitán Adair es tan famoso entre los Caballeros Sagrados como Elijah entre los caballeros reales. También, la reputación de tu Pelotón del Caballero Sol se compara a la de los caballeros jóvenes de élite liderados por Elijah. En conclusión, tu Pelotón del Caballero Sol es bastante amado por todos, sin importar si se trata de plebeyos, miembros de la Iglesia del Dios de la Luz, caballeros del Templo Sagrado o incluso caballeros reales. Hasta yo los frecuento para que me ayuden.”

“¡Oh!”, me reí. Así que eso es. Parece que en verdad subestimé a Adair y a mi Pelotón del Caballero Sol. La próxima vez podré darles más tareas.

“Sol, ¡no te rías así! Me haces sentir como si los hubiese lastimado…” Parecía que Tormenta me hablaba y murmuraba para sí al mismo tiempo.

“¿Cómo puedes decir eso, Hermano Tormenta? ¡Juro por el Dios de la luz que la ayuda que Hermano Tormenta le ha dado a Sol brilla tan radiante como la Iglesia del Dios de la Luz!”

“Entonces en verdad los he lastimado”. Tormenta suspiró y murmuró, “parece que tendré que invitarlos a un trago después.”

“Pero, hablando en serio, ¿en verdad planeas que los Caballeros Sagrados peleen o no?”, preguntó Tormenta, confundido. Él agregó, “¿No nos dirás primero, para que podamos prepararnos mentalmente?”

“Creo que el benevolente Dios de la Luz sólo quiere que un romance florezca y no desea ver violencia sin sentido ni derrame de sangre.”

“Oh.”

Los Doce Caballeros Sagrados apartaron las manos de sus armas. Hasta Flama parecía decepcionado. Él mascullo, “y yo que pensaba que podría pelear con todo, para variar”

Cuando la situación estuvo a punto de salirse de control, el rey se levantó lentamente. Él gruñó, “¡detengan esto de una vez!”

“Su Majestad”, el Hijo del Dios de la Guerra rugió furioso, “¿se ha olvidado de nuestro trato?”

El rey calló. Aunque el Hijo del Dios de la Guerra sabía que habló de más, frunció el ceño. Parecía que no tenía intenciones de retractarse de sus palabras.

Dije con honestidad, “Hijo del Dios de la Guerra, se dice que el amor siempre encontrará el camino. ¿Acaso hay mal en dejar que estos dos amantes estén juntos?”

“Hasta Sol ha aceptado a retirarse. ¿El Hijo del Dios de la Guerra desea continuar dificultando las cosas para esta pareja?”

“¡Hmf!”, bufó con desdén el Hijo del Dios de la Guerra.

Como respuesta a su bufido, sonreí deslumbrante. Yo sabía que su interés no era la princesa. “¿Por qué no permites que el rey te recompense por la incapacidad de la princesa de amarte de vuelta, al construir una ramificación del Monasterio del Dios de la Guerra en el Reino de Sonido Olvidado? ¿Qué te parece eso?”

Tanto el rey como el Hijo del Dios de la Guerra me miraron completamente asombrados. Hasta mis Doce Caballeros Sagrados arrugaron la frente. Yo continué sonriendo brillante.

“Podría aceptarlo como un disculpa sincera…”. El Hijo del Dios de la Guerra habló despacio, a la vez que lanzaba miradas al rey. Al ver que el rey no tenía intenciones de rehusarse, el Hijo del Dios de la Guerra le asintió con la cabeza y exclamó, “¡está decidido!”. Suspiró y dijo, “A decir verdad, yo tampoco quiero separar a dos tortolitos.”

Asentí profundamente a la vez que exclamaba, “¡lo sabía! He escuchado que el Dios de la Guerra es un romántico. Él definitivamente no haría nada para romper un corazón.”

“¡Estás en lo cierto! Nuestro Dios de la Guerra en verdad es un romántico. Me sorprende que tú, el Caballero Sol, entiendas tan bien a nuestro Dios de la Guerra”. El Hijo del Dios de la Guerra asintió en acuerdo. La hostilidad en sus ojos de repente se había esfumado.

Dije con cortesía, “estoy halagado. Esto es sólo algo natural porque, después de todo, ¡somos vecinos!”

“¿Ustedes dos tienen que llevarse tan bien?”, murmuró Tormenta para sí mismo.

Con las cosas como estaban, ya no hacía falta una pelea a muerte.

Después de despedirse de Dragón Supremo Infierno y acordar una cita de entrenamiento, el Hijo del Dios de la Guerra y sus guerreros se marcharon sin dedicar una segunda mirada a la princesa.

Los caballeros reales, que no entendían ni el principio ni el final de la situación, nos miraron con ojos sospechosos a Elijan y a mí.

Los ignoré, reuní a los Caballeros Sagrados y caminé hacia la salida del estadio.

Cuando estuve a punto de irme, giré de repente para mirar a Elijah. Sonriendo, dije, “¡oh! Casi se me olvida. Caballero Elijah, gracias por haber salvado a mi Vice-Capitán, Adair.”

Tomado por sorpresa, Elijah hizo una pausa. Sonrió mientras dijo, “De nada. En todo caso, podemos decir que ya estamos a mano, Caballero Capitán Sol.”

 

 

Unos días después, Elijan vino a verme con un mensaje secreto.

“El rey desea que te informe que debes reemplazar tan pronto como sea posible esas ocho rosas que la princesa usó en mí.”

Solté un suspiro de alivio. Esto significaba que el rey estaba dispuesto a aceptar mi regalo de disculpa. No estaba seguro de si él mantendría un resentimiento, pero al menos estaba seguro de que no me daría problemas a plena luz del día.

“También, Su Alteza, la princesa, dice que has sido promovido de la encarnación de lo despreciable, a un buen tipo despreciable…”

Mi única respuesta fue una sonrisa amarga. Aunque Elijah ya había terminado de dar los mensajes, parecía que todavía quería hablar. Al ver esto, decidí quedarme.

Después de un largo rato, Elijah finalmente dijo avergonzado, “caminar en la oscuridad a pesar de tener mi espalda en la luz… d-definitivamente no entenderías cuánto significaron esas palabras para mí.”

Sonreí deslumbrante para él. Por supuesto que entiendo qué tan importantes fueron esas palabras. Desde que se las dije al Caballero Juicio cuando él estaba deprimido, nunca me ha negado ninguna de mis peticiones sin sentido.

Elijah dijo con sinceridad, “por favor, no te preocupes. Aunque al Monasterio del Dios de la Guerra se le haya permitido construir un templo en el Reino de Sonido Olvidado, yo, los caballeros reales y la princesa somos leales a la Iglesia del Dios de la Luz.”

Sonreí con brillantez mientras dije, “como representante del Dios de la Luz, te expreso mi más profunda gratitud, Caballero Elijah.”

“Como el caballero real Elijah, también te agradezco profundamente, Caballero Capitán Sol. Pero…” Elijah dudo visiblemente y luego preguntó, “¿qué pasa con el falso Caballero Infierno?”

“¿Hmm? ¿Por qué dirías que el Caballero Capitán Infierno es falso?” Puse una expresión confusa que calzara con la ocasión perfectamente y repliqué, “Sol no entiende lo que quieres decir.”

Elijah estaba anonadado. Meditó el asunto por un tiempo, luego sonrió con ironía y dijo, “no, debiste haberme escuchado mal. Lo que quise decir es que el Caballero Capitán Infierno tiene una excelente habilidad con la espada. De ser posible, me gustaría entrenar con él.”

“Gracias por tu cumplido. Le entregaré el mensaje al Caballero Capitán Infierno.”

Elijah estaba muy feliz. Dijo, “en verdad espero que pueda conocerlo mejor.”

“Por supuesto que puedes,” dije con una sonrisa.

Elijah asintió y dijo, “entonces, me voy. Caballero Sol, si hay algo en lo que necesitas ayuda, no dudes en pedírmelo. Espero que entiendas que no me negaré a ninguna de tus peticiones, mientras no impliquen traicionar a palacio.”

Lo miré largamente y con dureza. Al final dije, “de acuerdo. Si Sol tiene dificultades, él te pedirá ayuda como ‘amigo’.”

Elijah asintió con cuidado y dijo, “entiendo. De ahora en adelante, el Caballero Infierno se queda en el Templo Sagrado y Elijah se queda en palacio. No tengo ninguna conexión con el Caballero Infierno, además de ser amigo de él.”

Asentí satisfecho. Después de dar nuestras despedidas, Elijah se fue.

En este momento, otra persona, Caballero Juicio, salió de entre las sombras. Él miró hacia la dirección por la que se fue Elijah y giró para verme.

Como siempre, automáticamente empecé a explicar, “incluso sin que el Hijo del Dios de la Guerra se case con la princesa de nuestro país, muchos jóvenes ya han comenzado a entrar al Monasterio del Dios de la Guerra. Una religión no es como un país, porque es imposible definir límites geográficos. No podemos decir que las personas de un país deben creer en el Dios de la Luz y que las personas de otro país deben creer en el Dios de la Guerra.”

Juicio asintió. “No tenías intención de prohibir por completo que el Dios de la Guerra entrara al Reino de Sonido Olvidado.”

“Porque es imposible hacerlo”, dije rotundamente. “Tal y como en el Reino de Orquídeas Lunares hay seguidores de la Luz, en el Reino de Sonido Olvidado hay seguidores del Dios de la Guerra, incluso seguidores del Dios del Caos.

“Sin importar qué, no puedo permitir que el Hijo del Dios de la Guerra se case con la princesa. Eso sí es peligroso, pues muchos hombres jóvenes desean a la princesa. Aún peor, el rey no tiene un heredero varón. El retoño del Hijo del Dios de la Guerra y de la princesa podría ser el heredero al trono. Si el hijo del Hijo del Dios de la Guerra se convirtiera en rey de Sonido Olvidado, resultaría en una crisis sin precedentes para la Iglesia del Dios de la Luz.”

Juicio asintió de nuevo para expresar que estaba de acuerdo.

Yo seguí diciendo, “incluso si no hablamos de algo tan lejano como el siguiente rey, aún así no podemos permitir que el Hijo del Dios de la Guerra se convierta en miembro de la familia real. Esto afectaría las creencias de los caballeros reales. Y porque muchos jóvenes en este país anhelan convertirse en caballeros reales, sus creencias serían las mismas que las de esos caballeros reales. Por otra parte, si los caballeros reales y el Monasterio del Dios de la Guerra tienen un altercado, eso también afectaría mucho en las creencias de los jóvenes.”

Juicio asintió de nuevo y siguió mi explicación. “Elijah es el líder los individuos más jóvenes entre los caballeros reales. Los jóvenes son más cruciales para las religiones, porque las personas mayores son poco frecuentes a cambiar de fe. Ganar a Elijah es el equivalente a ganar a todos esos caballeros. Ahora que Elijah está comprometido a la princesa y el rey todavía no tiene un heredero, es posible que su hijo se convierta en el próximo rey. Por lo tanto, incluso si el Monasterio del Dios de la Guerra tiene una ramificación en el Reino de Sonido Olvidado, no sacudirá las bases de la Iglesia del Dios de la Luz.”

Juicio hizo una pausa y luego agregó con gravedad, “aunque sabías que mientras el rey y el Hijo del Dios de la Guerra acordaran en privado cambiar al prometido de la princesa a la vez que se construía otro templo en el Reino de Sonido Olvidado, y que por tanto todo estaría resuelto, aún así empezaste un duelo a muerte. Te aprovechaste del duelo a muerte para provocar a los caballeros reales y a los guerreros del Monasterio del Dios de la Guerra, inculcando odio entre estos grupos que solían ser amigos. Pero esto no fue suficiente para ti.

“Al final del duelo, agradeciste al propio a Elijah por rescatar a Adair. Esto los hizo pensar que la única razón por la que permitiste que construyeran una ramificación del Monasterio del Dios de la Guerra a cambio de la princesa, era porque Elijah salvó a Adair. Como resultado, la opinión que tienen los caballeros reales sobre ti se ha incrementado.” Juicio dejó escapar un suspiro. “En verdad eres—”

Lo interrumpí con un gruñido. “Juicio, en verdad me conoces muy bien. Pero no te sobrepases. En verdad estoy agradecido con Elijah por rescatar a Adair. ¿En serio dudas de mi determinación para proteger a mis hermanos Caballeros Sagrados? Pero tenías razón sobre algo; sí agradecí a Elijah delante de todos por una razón… pero no fue para agradarles a los caballeros reales. ¡Fue para disipar cualquier idea de que hubo colaboración entre Elijah y el Templo Sagrado!”

“Lo siento”. Al escuchar mi explicación, Juicio de inmediato se disculpó. Él dio sus razones por su teoría, “lamento mucho haberte malentendido. Te juzgué erróneamente sólo porque los métodos que haz utilizado últimamente me han decepcionado un poco.”

“Solo utilicé esos métodos para lograr lo que el Caballero Sol debe hacer. No sólo eso, ¡nunca dejé que ningún inocente saliera lastimado! En las últimas dos ocasiones, además de ese cerdo gordo rey que se merecía lo que le pasó, ¿alguien más ha salido lastimado por mis tácticas?” Estaba tan enojado que mi voz tembló mientras decía, “di lo mejor de mí para garantizar que nadie saliera lastimado mientras cumplía mis objetivos. Incluso mejor, hasta me aseguré de que siempre hubiera un final feliz. ¿Y tú, Lesus Juicio, la persona que me conoce mejor, dice que está decepcionado de mí?”

Juicio agachó la cabeza por un tiempo, mientras meditaba. Luego me miró directo a los ojos y dijo, “Caballero Capitán Sol, en verdad haz cumplido con tu labor. No sólo eso, sino que además no lastimaste a nadie que no debía ser lastimado. Créeme, ¡en verdad lo siento mucho!”

“Lesus, no es que no pueda perdonarte. Pero creo que te excediste.” Me rehusé a aceptar su disculpa y dije con testarudez, “reclutar creyentes es mi tarea principal y jamás me he olvidado de lo que un Caballero Sol debe hacer y qué no debe hacer. Admito que mis métodos son siniestros, pero, si quiero asegurarme de que nadie salga lastimado, ¡no tengo otra alternativa!”

“Lo siento. En el nombre de Lesus Juicio, juro al Dios de la Luz que nunca más repetiré este tipo de error.”

Pensé con cuidado antes de asentir y aceptar su disculpa. Aproveché la oportunidad para preguntar, “¿qué tal esto? Te perdonaré si me prometes que accederás a diez de mis demandas incondicionalmente.”

“… ¿necesitas que te lo prometa? ¿Desde cuando me he negado a tus demandas?”

“No podías negarte porque esas demandas eran asuntos oficiales. ¡Pero algunas veces querré tu ayudar para asuntos privados!”

Juicio preguntó dudoso, “¿es escalar una pared para comprarte pasteles de mora azul considerado como un asunto oficial?”

“Ese fue un pedido, no una demanda,” negué al instante.

“Ahora lo entiendo. Tienes asuntos privados que son mucho más absurdos. Sólo ‘pedirlos’ no es suficiente, así que tienes que ‘demandarlos’. ¿Estoy en lo cierto?”

“Je, je”, me reí. “Ahora no tengo nada para ti, pero no puedo estar seguro de que no tendré algo en el futuro. Por si acaso, debo aprovechar esta oportunidad en la que has cometido un error para hacerte aceptar mis demandas.”

“… tres demandas.”

“¡Es un trato!”, acepté inmediatamente. Ya que estaba pescando en aguas turbulentas, tomaría lo que pudiera coger.

Juicio suspiró por mi acto de explotación. Preguntó, “¿qué vas a hacer con Dragón Supremo Infierno?”

“¡Oh!”, sonreí deslumbrante, “¿no estás feliz de que el Caballero Capitán Infierno haya regresado?”

Juicio me lanzó una mirada y preguntó extrañado, “¿qué quieres decir?”

Sonreí mientras expliqué, “desde tus trece años, nadie en el Templo Sagrado se ha atrevido a entrenar contigo. Después de diez años, finalmente tienes a alguien en el Templo Sagrado con el que puedes practicar espada. ¿No deberías estar feliz? ¿Acaso crees que tienes tiempo suficiente para dejar tu trabajo y correr hacia el Monasterio del Dios de la Guerra, en el país vecino, para retar al Hijo del Dios de la Guerra?”

Caballero Juicio pensó en el asunto y debatió consigo mismo mientras susurraba, “pero es un Señor de la Muerte. ¡Es extremadamente peligroso!”

“¿Un Señor de la Muerte en la Iglesia del Dios de la Luz, en esta fortaleza contra criaturas no-muertas? ¿Somos nosotros los que estamos en peligro, o él el que está en problemas?”

Juicio meditó esto por un tiempo. Finalmente asintió y dijo indefenso, “haz lo que quieras. Además, me he dado cuenta de que… él no es tan peligroso como tú.”

 

[Caballero Sol Volumen 2 Capítulo 10 Fin]

 

Leyenda del Caballero Sol V2C09: “Extiende las verdaderas enseñanzas del Dios de la Luz”

The Legend of Sun Knight (La leyenda del caballero Sol) Volumen 2: Actividades diarias de un caballero.

Novela original en chino por: 御我 (Yu Wo)

Novela traducida al inglés por Prince Revolution!

________________________________________________________________________________________________________
Capítulo 9 – Actividad diaria #9: “Extiende las verdaderas enseñanzas del Dios de la Luz” – Traducido al español por wiiknight, lectura y edición por little_cris y miko. Con la colaboración especial de BJVS.

El día de la batalla hasta la muerte. El Templo Sagrado quedó virtualmente vació. Todos se habían marchado para conseguir buenos asientos en el estadio en el que se llevaría a cabo.

Suspiré con irritación. “Incluso los caballeros de guardia han desaparecido. ¡Esto es demasiado descuido! Aunque ahora haya paz, hay una religión opositora, el Monasterio del Dios de la Guerra, en nuestro territorio. No tener guardias en todo el Templo Sagrado es demasiado.”

“Por ende, ¡Ustedes protegerán este lugar!”

Dejé salir a mi Pelotón del Caballero Sol de la sala de detención y les di estas instrucciones.

Sus expresiones demostraban un 200% de desacuerdo con mis órdenes.

“Por qué tenía que pasar esto… originalmente queríamos escaparnos por la puerta secreta y ver la batalla. Capitán…”

Veinticuatro Caballeros Sagrados con sus armaduras me miraron con ojos rogantes y brillantes y continuaron llorando, “Capitán…” Incluso arrastraban la última silaba. Esto me da mucho…

“¡Asco! ¡Piérdanse!” Grité enojado.

Volteé solamente para ver al Vice-capitán Adair parado frente a mí mirándome deprimido.

Sonrió amargamente y dijo solemnemente, “Capitán, el Pelotón del Caballero Sol y yo cuidaremos bien el Templo Sagrado. Aunque Adair lamente eternamente no poder ver sus heroicos hechos en batalla, Adair seguirá todas tus ordenes. Aunque, ¡no puedo evitar más que lamentarlo!” Dijo trágicamente.

“Ya que lo lamentarás tanto, luego de arreglar sus posiciones, ven y ve la batalla.”

“¡Sí, señor!” La vitalidad de Adair regresó en un instante.

Luego de decir eso, noté que el sol ya había salido. Aún necesitaba buscar a alguien, y si no partía pronto, llegaría tarde. Aunque suelo llegar tarde, cuando las personas que esperan incluyen un rey, una princesa, el Papa de mi religión, un gran tipo de otra religión y etc. no es una buena idea llegar tarde.

Cuando estuve a cierta distancia, escuché personas gritando, “¡Adair! ¡Eres despreciable!”, “¡Sinvergüenza!” “¡Traidor!” y otros comentarios parecidos.

Cuando llegué a la puerta principal del Templo Sagrado, miré alrededor y encontré a la persona que estaba buscando. Estaba parado en una esquina. Asentí y continué caminando hacia el estadio de batalla. Sabía que me seguiría.

 

 

Al entrar al estadio de batalla, los caballeros reales me saludaron con asentimientos amistosos. Pero en el mismo momento en que miraron detrás de mí, se pusieron nerviosos y corrieron para detener a la persona que me seguía.

“¡Deténgase ahí mismo!”

La tensión de los caballeros reales era infecciosa y pronto se trasladó a la audiencia. Muchas personas miraron abiertamente a la persona vestida tan únicamente en la entrada.

Llevaba un leotardo negro al cuerpo con escudos de escamas plateadas protegiendo su pecho, partes vitales, rodillas y la parte baja del rostro. Aunque este era una vestimenta de asesinos, había una larga espada atada a su cintura. Esto era inusual, ya que las armas preferidas de los asesinos eran las dagas y las espadas cortas.

Grité a los guardias, “¡pertenece al Templo Sagrado y no es una persona sospechosa! Déjenlo entrar.”

Todos estaba sorprendidos, pero los Doce Caballeros Sagrados eran los más alarmados. Algunos incluso miraron, alternadamente entre mí y él, con abierta sospecha.

Sonreí brillantemente y expliqué, “este es Caballero-Capitán Infierno. Recientemente ha completado una misión secreta y ha regresado al Templo.”

Flama fue el primero en exclamar, “¡qué! ¡Él no es Sol– No! ¿Dragón Supremo?”

Asentí y dije, “¡oh! Tienes razón; el nombre completo del Caballero-Capitán Infierno es Dragón Supremo Infierno, pero frente a otros, Caballero-Capitán Flama, deberías llamarlo Caballero-Capitán Infierno. Esto es para evitar que otros confundan su identidad.”

Flama estaba anonadado. Abrió la boca como si quisiera decir algo pero no sabía que decir. No era la única persona que estaba sin palabras. Simplemente, todos los otros Caballeros Sagrados estaban sorprendidos, sospechaban o parecían incrédulos.

Esta afirmación dio eco a mucha discusión. Mientras todos hablaban, tomé nota de la situación en el estadio. Las gradas estaban claramente separadas entre caballeros reales, guerreros del Monasterio de Dios de la Guerra, y Caballeros Sagrados.

Los caballeros reales eran los más cercanos a la plataforma del rey. Las personas del Monasterio del Dios de la Guerra se sentaron directamente opuestos a los caballeros reales. Los Caballeros Sagrados estaban divididos en dos y llenaban los asientos entre las dos secciones para servir de zona neutral. Después de todo, las mirabas de odio que se dirigían los caballeros reales y los guerreros del Monasterio del Dios de la Guerra eran suficientes para hacer sospechar a cualquiera de que en vez de ser una batalla de tres personas, la batalla pasaría a ser una batalla de grupos.

El Hijo del Dios de la Guerra estaba sentado al lado del escenario. Las gradas tras él estaban llenas de guerreros del Monasterio del Dios de la Guerra.

El representante de los caballeros reales, Elijah, estaba sentado en el lado opuesto al del Hijo del Dios de la Guerra, con sólo el escenario como separación. Estaba mirando al supuesto ‘Dragón Supremo Infierno’ rígidamente.

La princesa no estaba en la plataforma del rey, sino detrás de Elijah en una zona de aliento que preparó especialmente para él. Parecía estar apoyando a su enamorado con todo su ser. Ni siquiera se molestó en pretender algún aliento para el Hijo del Dios de la Guerra o para mí. Al ver esto, el Hijo del Dios de la Guerra estaba enojado. Por supuesto, continué sonriendo brillantemente.

La princesa miró a Dragón Supremo Infierno dudosamente y me lanzó una mirada de advertencia. Su mirada implicaba que no quería que hiciera alguna travesura.

No revelé muchos datos de mi plan a la princesa. Todo lo que dije fue que, naturalmente, ayudaría a su enamorado en la batalla de tres personas. No mencioné nada más y no podía mencionar nada más a menos que quisiera que me quemaran en una estaca.

En ese momento, el rey anunció lentamente, “por lo que escucho, los Doce Caballeros Sagrados no parecen reconocer a su propio camarada.”

Me incliné con elegancia para el rey, luego aclaré, “eso es correcto, Su Majestad. A parte de Sol, los demás no reconocen a este camarada.”

“¿Oh? Soy todo oídos.” El rey parecía interesado honestamente.

Asentí y expliqué, “Caballero-Capitán Infierno es una existencia única dentro de los Doce Caballeros Sagrados. Mientras los años pasan el rol del Caballero Infierno cambia, pero el Caballero Infierno está envuelto en trabajos de encubierto en la mayoría de los casos. Por ejemplo, durante los años de guerra el Caballero Infierno se enfocaría en obtener información militar vital.”

“¿Te refieres a que el Caballero Infierno existe para ser un espía o asesino?”

El caballero más joven del rey sonrió extrañamente y dijo, “¿así que existe un miembro de los Doce Caballeros Sagrados que hace ese tipo de trabajos sucios?”

Elijah, quien estaba parado a un lado, bajó la cabeza con vergüenza.

“No es así, de ninguna forma.” Negué fervientemente. Hice una pausa por un momento antes de continuar con mi explicación, “Bajo la guía del Dios de la Luz, los Caballeros Sagrados llevan el verdadero espíritu de justicia, no una forma ignorante de justicia. En la guerra, obtener información certera es de absoluta importancia. La información certera asegura que se sacrifiquen el menor número de Caballeros Sagrados posible. También puede acortar la duración de la guerra, previniendo que los ciudadanos del Dios de la Luz sufran por los estragos de la guerra. Sin embargo, la información no viene sola. Simplemente preguntar no nos dará ninguna información útil. En orden de obtener información vital, alguien debe sacrificar su derecho de caminar por la luz, por lo tanto entrando en la oscuridad. Esto es por el bien de reducir el dolor de los ciudadanos del Dios de la Luz, proteger a sus hermanos Caballeros Sagrados y, por último pero no menos importante, impartir la justicia del Dios de la Luz.”

Miré a Elijah. Ahora parecía más alegre. Hablé gentilmente, “por favor, créame. Los Caballeros Sagrados no tienen miedo de caminar en la oscuridad con las espaldas hacia la luz. Aunque estén envueltos en oscuridad, ellos permanecen bajo la iluminación del Dios de la Luz.”

Cuanto terminé de hablar, todos se hundieron en un silencio profundo. La princesa incluso me sonrió, probablemente porque estas palabras le dieron valor a su enamorado.

En realidad, estas palabras no sólo se aplicaban al Caballero Infierno. Eran validas para todos los Caballeros Sagrados de la sección “los crueles y fríos”, especialmente para su líder Caballero Juicio.

Al rey asintió gentilmente y dijo, “Caballero Sol, has profundizado mi entendimiento de los Caballeros Sagrados.”

“El honor es de Sol y la voluntad del Dios de la Luz, que su Majestad haya entendido mis palabras.”

“¿Caballero-Capitán Sol, ha terminado de hablar?” El Hijo del Dios de la Guerra estaba tratando de mantener la calma, pero no podía esconder su impaciencia. “¡Si ya terminaste de hablar entonces comencemos la batalla!”

“Mis más sinceras disculpas por la larga espera. Déjennos participar en una pelea amistosa cuyo testigo será el Dios de la Luz,” Anuncié de forma que todos oyeran.

Luego de mi anuncio, inmediatamente me dirigí hacia el estadio… pero una silueta negra y plateada se interpuso en mi camino.

Me detuve dudando y pregunté, “Hermano Infierno, ¿existe algún problema?”

Infierno dijo simple y claramente, “luchar es algo que el Caballero Sol no debe hacer. Por favor permita a este sustituto tomar su lugar en el encuentro.”

Al escuchar esto, murmuré, “ah.” El rey fue rápido para reaccionar. Preguntó, “¿sustituto?”

Miré al rey con una expresión incomoda y tartamudeé, “E-Esto…”

El rey le lanzó una mirada confidente a su caballero más joven. Este gritó, “¿podría el siempre honesto y transparente Caballero Sol estar escondiendo algo inconfesable?”

Deliberadamente volteé para mirar a Juicio. Era el único que podía cooperar conmigo aún sin ser informado.

Aunque Juicio no sabía lo que estaba pasando, dijo irritado, “si insistes en decirlo, entonces es tu responsabilidad.”

Dudé, suspiré, y aclaré, “es así, Su majestad; El Caballero Infierno alguna vez fue tomado como el alter ego del Caballero Sol, y no una persona real. No está claro si eso fue verdad en el pasado. Sin embargo, el Caballero Infierno actual existe como una persona real. Pero al mismo tiempo, han sido asignados con la tarea de ser el substituto del Caballero Sol.” Luego de dar mi explicación, hice todo lo que pude para rogar al Caballero Infierno, “Caballero-Capitán Infierno, por favor apártese. Esta es mi pelea.”

“¡No!” Gruñó Infierno algo enojado, “si peleas personalmente en vez de dejar que este sustituto tome tu lugar, entonces estás desafiando el propósito de mi existencia. Tendrás que matarme y pasar sobre mi cadáver antes que permita que subas a ese escenario.”

Quedé sin habla y todo el estadio estalló en gritos. Era extraño para la audiencia que un altamente-disciplinado caballero perdiera el control de esa forma y dijera cosas como esas.

“Caballero-Capitán Infierno, no puedo permitir que me remplace en esta batalla.” Suspiré levemente y dije sin poder hacer nada, “si ganas, ¿Cómo puedo contarla como mi victoria?”

Caballero Infierno dijo fríamente, “¡entonces sube al escenario sobre mi cadáver!”

“Eso es imposible… por favor apártese, Caballero-Capitán Infierno.” Comenzaba a enojarme.

“¡No!” Caballero Infierno sólo dijo esa palabra, pero esta había tenido el impacto más que necesario.

Habíamos llegado un impase. Infierno me miró con ojos determinados… o debería decir, estaba trabajando duro para parecer resoluto. Creo que no debe ser difícil para él, de todas formas originalmente era una persona extremadamente determinada.

“Deja que el Caballero-Capitán Infierno tome tu lugar.”

La que rompió el impase fue Su Majestad, la princesa.

Dijo gentilmente, “ya que está dispuesto a sacrificarse por el Caballero-Capitán Sol, entonces no hace diferencia si pelea él o el Caballero Sol.”

Negué con la cabeza y exclamé, “pero Su Majestad, los otros participantes pueden no estar dispuestos a aceptar ese arreglo.”

Elijah pensó seriamente por un momento, y luego dijo, “ya que la princesa no tiene objeciones, debo aceptar este arreglo.”

El Hijo del Dios de la Guerra frunció el ceño. Por largo tiempo, no mostró señales de acceder. Esto puedo entenderlo. Aunque no estaba seguro de cuán fuerte podía ser Caballero Infierno, sin importar qué, no podía ser más débil que yo según los rumores.

Rápidamente agregué combustible a las llamas diciendo, “es entendible que Su Alteza el Hijo del Dios de la Guerra no acepte, ya que sería injusto si ganara el Caballero Infierno.”

El Hijo del Dios de la Guerra pareció ofendido por mi comentario. Se burló fríamente y aulló, “¡quién dice que no acepto! No importa quién es mi oponente, el ganador seré yo.”

Al considerar este comentario, el rey asintió aceptando. Ya que todas las personas importantes habían dado su aprobación, el asunto estaba terminado. Los tres hombres que estaban compitiendo por la mano de la princesa en matrimonio subieron al escenario de la batalla.

Como ya no era uno de los hombres que competía en la batalla por la princesa, regresé al flanco de los Doce Caballeros Sagrados y tomé mi lugar junto al Caballero Juicio.

Las comisuras de los labios de Juicio se elevaron un poco y susurró, “así que nunca tuviste la intención de subir al escenario.”

“Por supuesto. No estoy interesado en ser brutalmente golpeado frente a una audiencia.” Respondí naturalmente.

Lo miré desaprobadoramente y agregué cínicamente, “con tu habilidad de razonar, deberías haber deducido esto cuando me viste con el libro que me dio Nube, el que describía como elegir encantos de buena suerte. ¿Crees que soy una persona que se fie de encantos de buena suerte para lograr sus objetivos? Si no puedo estar 200% seguro, entonces al menos debe ser 100% seguro de que tendré éxito antes de que me “atreva” ha hacer algo.”

“Ah… ¡tienes razón! Qué tonto de mi parte.” Juicio negó con la cabeza con mortificación y dijo, “Olvidando el libro, debía saber que no participarías en esta pelea en el momento mismo en que accediste.”

Miré a Juicio con desdén. ¿Qué significa eso? De todas formas, he derrotado a muchos no-muertos– ¡y ocasionalmente los no-muertos que manda Pink son fuertes!

Un sirviente se acercó a mí y dijo respetuosamente, “Caballero Sol, el rey desea hablar con Usted.”

Asentí y lo seguí, valientemente sonreí brillantemente al rey. Aunque el rey supiera que todo esto era mi culpa, no había forma de que me acusara frente a una esta gran audiencia, ¿No?

El rey hizo gestos a sus dos caballeros confiables e inmediatamente entendieron que debían alejarse.

Entonces me hizo señas. Subí a la plataforma, me paré junto al rey y bajé la cabeza para escuchar lo que tenía que decir. Apretó los dientes y siseó, “Si mi hermana realmente no amara a Elijah, nunca te habría permitido que causes semejante travesura.”

“Aunque Sol no sabe a qué se refiere Su Majestad con ‘travesura’, admiro el amor que siente por su hermana,” dije sinceramente.

Después de todo, si el rey insistía en casar a su hermana con el Hijo del Dios de la Guerra, tendría al menos diez formas de sabotear mi plan. Pero no sólo no utilizó ninguno de estos métodos, incluso simplemente escogió sentarse y ver el resultado.

“¡Hmph! Si creas tantos problemas y aún así no logras que mi hermana se case con su enamorado, resultando en serias consecuencias, me aseguraré de que nada bueno te suceda.”

Exactamente como un hermano mayor ansioso, el rey me miró viciosamente. Después de todo, me reprendió y volvió a mirar el escenario.

El rey tenía buenas razones para fruncir el ceño. Aunque Elijah fue entrenado por Juicio, sus probabilidades de vencer al Hijo del Dios de la Guerra eran tan altas como mis probabilidades de vencer a Juicio.

Sabía todo eso, Juicio lo sabía, los guerreros del Dios de la Guerra lo sabían y los caballeros reales lo sabían. Así que naturalmente, el rey también lo sabía.

Lo que no sabían, es que existen muchas definiciones para ‘ganar’, especialmente al pelear por una mujer.

 

 

Mientras me alejaba del rey y caminaba de regreso al flanco de los Doce Caballeros Sagrados, la pelea ya había empezado, como si los participantes no pudieran esperar. El primero en golpear fue el Hijo del Dios de la Guerra. Los guerreros siempre eran los primeros en atacar, mientras que los caballeros quienes preferían la defensa raramente atacaban primero.

“¡Gran dominio de espada!” Caballero Juicio jadeó de admiración, como si gritara por una pelea.

Este comentario, por supuesto, no estaba dirigido a Elijah. Las habilidades con la espada de Elijah no eran malas, pero no eran lo suficientemente buenas como para que Juicio se maravillara. Su comentario estaba dirigido a Rol- al Caballero-Capitán Roland y al Hijo del Dios de la Guerra.

El Caballero Juicio continuó su comentario sobre la gran batalla, diciendo, “al poco tiempo de empezar el combate, el Hijo del Dios de la Guerra rápidamente descubrió quién era su verdadero oponente. Aunque en la superficie, es una batalla de tres personas, la verdad es que la batalla se lleva a cabo por el Hijo del Dios de la Guerra y Caballero Infierno.”

“El Hijo del Dios de la Guerra primeramente pensó en eliminar a Elijah antes de lidiar con Caballero Infierno, pero las habilidades del último son muy buenas y su movimiento de pies es único. Necesitará más de un momento para derrotar a Elijah, lo cual lo hace difícil, considerando que el Caballero Infierno estará esperando cerca por una oportunidad para atacar, como un tigre esperando el momento para saltar sobre su presa.”

“Incluso el Hijo del Dios de la Guerra perdería si no pelea seriamente contra Caballero Infierno,” dijo Caballero Juicio, continuando con su comentario exclusivo.

La verdad es, todo lo que veía eran sombras de espadas y las siluetas de tres personas apuñalando de un lado para el otro. Vi hasta que me mareé y cuando escuché el choque de las espadas… “es bueno que no esté en ese escenario, o habría caído con tan sólo escuchar el sonido de las espadas chocando,” dije.

“Si realmente estuvieran en el escenario, hubieras perdido antes de escuchar el choque de las espadas,” dijo Juicio luego de escuchar mi exclamación de alivio. “Pero no te preocupes. Te especializas en derrotar no-muertos. Si fuese sobre derrotar no-muertos, hubieses sido más poderoso que las tres personas en el escenario.” Luego de reconfortarme, Juicio continuó insultándome. Dijo, “En otra forma, si hubiese sido pelear contra cosas vivas, serías más de diez veces más débil que Elijah.”

Sin querer admitir la derrota, lo provoqué, “entonces entre tú y el Caballero Infierno, ¿Quién sería el más poderoso?”

Juicio me lanzó una mirada, luego dijo lentamente, “Difícil de decir… y tu deberías saber bien a que me refiero.”

Cerré mi boca obedientemente y recordé que Dragón Supremo Infierno no sólo tenía habilidades con la espada. En verdad, probablemente sus habilidades con la espada eran las más inofensivas de sus habilidades. Pero pensándolo bien, si el enemigo fuera ‘Dragón Supremo Infierno’, como un Caballero Sagrado, “cortarlo con una espada” no sería el único medio disponible para Caballero Juicio. En conclusión, sería muy difícil determinar quien ganaría. La única cosa de la que podía estar seguro es que Juicio ya había descubierto la verdadera identidad de “Dragón Supremo Infierno.”

Aunque no tenía intenciones de ocultar este hecho de Juicio, estaba, como siempre, sorprendido por sus poderes de observación. Si realmente lo necesitara, temo que sería extremadamente difícil esconder algo de él.

No pude resistir preguntar, “¿cómo descubriste quién es?”

“Es fácil de identificar por sus increíbles habilidades con la espada.”

Así que fue eso. ¡Odio a los maestros espadachines!

“Tu expresión indica que estás pensando algo como que todos los expertos espadachines deberían morir.” Juicio me miró desaprobadoramente.

“¡Continua adivinando correctamente y me convencerás de que no eres el Caballero Juicio, sino una solitaria que vive en mi estómago!1

La mirada desaprobadora de Juicio desapareció, remplazada por una sonrisa creciente. Insatisfecho, pregunté, “¿cómo progresa la pelea?”

“El Hijo del Dios de la Guerra realmente vive a la altura de su título como líder de los guerreros. No puede ser subestimado. A menos que Dragón Supremo Infierno utilice una técnica distinta a su espada, definitivamente perderá al final.”

Pregunté para aclarar, “¿aún si Elijah y Dragón Supremo Infierno pelean juntos contra él, el Hijo del Dios de la Guerra ganará?”

“Sí.”

No pude evitar admirar, “¡no es el Hijo del Dios de la Guerra por nada, tan fuerte!”

“Tu expresión sugiere que estas muy aliviado de no haber tenido intenciones de tomar parte en esta batalla.”

“¡Cállate, solitaria!”

Los ojos de Juicio brillaron con deleite. Afortunadamente para él, los ojos de todos estaban en la batalla y nadie notó su expresión, o muchas personas hubiesen muerto de un paro cardiaco al ver al cruel y frío Caballero Juicio sonriendo.

Noté que el tiempo estaba a punto de acabarse y susurré a Juicio, “en un momento, sin importar qué pase, no interfieras.”

Juicio asintió y dijo decidido, “entonces me marcho, en caso de que alguien pregunte por qué no hice nada.”

Asentí de acuerdo. Era propio de Juicio ser tan minucioso.

“De esta forma, también puedo evitar saber qué hiciste.”

… será mejor dejarlo ir, sólo en caso de que accidentalmente sobrepase el nivel de ‘tolerancia de travesuras’ de Juicio. Si lo hago, luego de recibir una dolorosa paliza, aún tendría que disculparme por causar problemas.

Luego de que Juicio dejara el estadio, miré al escenario. Las armas chocaban continuamente, y las auras de batalla eran tan poderosas que las corrientes de aire que causaban tenían la fuerza suficiente para desordenar mi cabello. El piso incluso tenía grietas. Pequeñas piezas de rocas giraban en los fuertes vientos de las auras de batallas oponentes.

Sin importar si eran caballeros o guerreros, la audiencia no se atrevía a quitar sus ojos de la intensa batalla por si se perdían alguna parte importante. Ocasionalmente había gritos de asombro o fuertes vítores.

Pensé, eso debe ser suficiente. Si la pelea continua, Elijah podría ser incapaz de manejarla y perdería. En ese caso, olvídense de que todos mis esfuerzos anteriores serian desperdiciados– no sabría cómo solucionar las cosas.

Si Elijah perdía, no podía permitir que el Hijo del Dios de la Guerra se casara con la princesa, entonces eso significaría que yo tendría que cazarme con ella, ¿no? Sospecho que tendría que usar una armadura de cuerpo completo para nuestra primera noche, para prevenir que mi esposa cometa el crimen de asesinar a su esposo.

Extendí mi mano hacia el bolsillo y rompí el espejo con forma de corazón.

 

[Caballero Sol Volumen 2 Capítulo 9 Fin]

 

Leyenda del Caballero Sol V2C08: “Construir buenas relaciones con los vecinos”

The Legend of Sun Knight (La leyenda del caballero Sol) Volumen 2: Actividades diarias de un caballero.

Novela original en chino por: 御我 (Yu Wo)

Novela traducida al inglés por Prince Revolution!

________________________________________________________________________________________________________ 
Capítulo 8 – Actividad diaria #8: “Construye buenas relaciones con los vecinos” – Traducido al español por angelaariasmolin, lectura y edición por little_cris y miko. Con la colaboración especial de BJVS.

Esperé hasta que la noche cayera y luego toqué todas las puertas de los doce caballeros. Mi primera frase para cada uno de ellos fue “Hazme un favor”.

Toqué hasta llegar a la habitación del Caballero Juicio y dije lo mismo cuando él abrió la puerta. “Hazme un favor”.

“¿Qué favor?”, preguntó el Caballero Juicio, fingiendo ignorancia. “¿Comprar pastel de moras azules? ¿Pedirle a Hielo que haga raspado de fresa?”

Pedí directo, “préstame diez miembros del Pelotón del Caballero Juicio”.

Juicio suspiró. “¿Para una misión de venganza?”

“Para una misión…” Al ver la expresión dudosa en el rostro de Juicio, confesé rápidamente, “pero admito que hay una pizquita de venganza personal ahí”.

Juicio quedó estupefacto y preguntó, “¿será eso suficiente para ti?”

Me encogí. “Por supuesto. Sólo quiero obtener más seguidores, no empezar una guerra contra el Monasterio del Dios de la Guerra”.

Aunque dije eso, Juicio todavía se tomó un tiempo para meditar antes de que contestara a regañadientes, “sólo puedo prestarte cinco, en caso de que tu temperamento te meta en alguna travesura. Siempre has malcriado a tu Pelotón del Caballero Sol. Ya que les dieron una paliza muy fuerte y los humillaron en público, en verdad me cuesta creer que te contendrás y no castigarás severamente a los guerreros del Monasterio del Dios de la Guerra”.

“Bien, cinco está bien”, acepté con rapidez.

Al ver que acepté con tanta facilidad, Juicio arrugó la frente otra vez. Para evitar darle la oportunidad de que se arrepintiera de sus palabras, cambié de tema rápidamente. “¿Cómo va el entrenamiento con Elijah?”

“Muy bien, es un aprendiz veloz. Nube ha modificado sus pasos-nube para mejorar sus habilidades a la hora de esquivar. Debería ser capaz de alcanzar la habilidad de Evadir después de unas dos semanas”.

Asentí. “Muy bien. Entonces no debería haber problemas”.

“¿Podrías decirme cuáles son tus planes para incrementar el número de creyentes?”

“¡No!” Si Juicio supiera todo mi plan, no hay garantía de que él no me cortaría de inmediato en dos con su espada, para castigarme por lastimar a mi gente en el pasado, prevenir una posible guerra contra el Monasterio del Dios de la guerra en el presente y evitar que yo dañe al mundo en el futuro.

“De verdad que vas a hacer una travesura… ¡Tch! Entonces es mejor que no me lo digas”.

Juicio agitó la cabeza y decidió abandonar las ganas de conocer mis planes, lo cual lo salvaba del dilema de si debía cortarme en dos o no. Lentamente cerró la puerta, murmurando, “mejor me voy a dormir temprano para no arrepentirme de darte mis hombres, a pesar de que ahora sé lo que mis cinco miembros del pelotón serán forzados a hacer. Hablando de eso, cada vez que acepto hacerte un favor, ¡siempre me arrepiento después!”. Él suspiró pesadamente.

Yo le sugerí, “Suspirar te acortará la vida por tres segundos”.

Detrás de la puerta vino una voz débil, “Aceptar a una de tus peticiones acortará mi vida por tres años…”

Yo repliqué, “Si en verdad te acortara la vida por tres años, entonces habrías muerto un mes después de haberme conocido”.

“… ¿Entonces estabas al tanto?”

 

 

Después de visitar a Juicio, espié la posición de la luna a través de la ventana. Eran como las diez de la noche, casi era la hora. Caminé con rapidez hacia la cocina del Templo Sagrado. A esta hora, no había ni un alma cerca, pero ya había unas canastas de pan y leche servidas sobre la mesa.

Tomé estas cestas y me acerqué en silencio hacia las afueras del cuarto de castigo, donde estaba encerrado el Pelotón del Caballero Sol. No fui a la única puerta del cuarto de detención, sino a la pared.

Me acuclillé contra la pared y estuve a punto de abrir una trampilla secreta cuando escuché las voces que venían desde el interior.

“El Capitán exageró, prohibiéndonos sanar. ¡Muchos de nosotros estamos gravemente heridos!”.

“Tampoco nos han enviado comida… ¿Acaso el Capitán en verdad se ha olvidado de nosotros?”

Un rugido emotivo interrumpió las quejas de los demás. “Como miembros del Pelotón del Caballero Sol, ¿cómo podrían ustedes, igual que esos extranjeros, creer que el Capitán nos olvidaría? Si ese fuera el caso, ¿quién creen que nos enviaba comida cada vez que estábamos castigados? ¿Quién nos enviaba esas cobijas calentitas? Finalmente, ¿quién habría abierto esa trampilla secreta al cuarto de detención?”

Esta voz pertenecía a Adair, ¡como era de esperarse del vice-capitán que me entendía muy bien!

Una voz explicó rápidamente, “Adair, ¡no seas tan emotivo! Yo, por supuesto, entiendo que nuestro capitán nunca nos olvidaría. Es sólo que el Capitán siempre nos pide que hagamos misiones casi imposibles…”

Esa voz sonaba como la de Ed. ¡Tch! En verdad creía que podía encargarle unas tareas, ¡pero parece ser que no será tan bueno como Adair!

“¡Pero el Capitán siempre nos ha ayudado!”, Adair reforzó su actitud.

“Sí, pero el Capitán puede a veces estar… estar… fuera de sus cabales. La última vez quiso que escondiéramos nuestra identidad para golpear al Caballero Capitán Tierra. Pero sólo nos dio veinticinco atuendos de asesinos, olvidó darnos armas y, por lo tanto, permitió que fuéramos golpeados por el Caballero Capitán Tierra…”

La voz de Adair ya no se escuchaba a través de la pared; parecía que no podía refutar esto.

¡Esto es una completa basura! ¿Cómo podría haberme olvidado del atentado contra Tierra? Es sólo que, después de que compré las ropas nocturnas con fondos públicos, el Papa me descubrió. Como resultado, él tomó el resto del dinero. No quedó dinero para comprar armas, pero había más de veinte personas para golpear a una sola, así que pensé que ellos podrían asestar un puñetazo o dos…

Nunca imaginé que no sólo serían incapaces de atravesar el escudo protector de Tierra, sino que además todos regresaron con heridas para que yo los sanara. ¡Me enojé tanto!

Furiosamente, abrí la trampilla secreta y lancé la canasta a través de la abertura con tanta fuerza, que hasta escuché el sonido de la cesta cuando chocó contra la lejana pared opuesta.

Hubo silencio detrás del muro, hasta que Adair explicó, “Capitán, sólo se estaban quejando, no lo dijeron en serio”.

Les pasé una docena de perlas rosas sanadoras, ignorando la explicación de Adair, y dije resentido, “Aquellos con heridas graves sólo pueden usar una y no deben ser sanados por completo. Todos ustedes deben tener una herida de algún tipo. ¡Es una orden!”

Ed sonó como si estuviera a punto de llorar, “Capitán… la gente del Monasterio del Dios de la Guerra exageró y nosotros estábamos muy enojados con ellos, por eso es que estábamos diciendo disparates. ¡Por favor, no se enoje!”

“¡Capitán!”

“¡Lo sentimos, Capitán!”

“¡Estábamos equivocados, Capitán!”

Mi corazón se ablandó con las llamadas de “capitán”. Esos malditos idiotas deben conocer mi debilidad. Cada vez que comenten un error, cada uno de ellos llora desesperadamente, “¡Capitán, capitán!”

Rugí, “¡Ya es suficiente! Sólo cállense. Aquellos con heridas graves, apúrense y trátenlas. Aquellos con heridas leves, apúrense y coman. Tienen una tarea que hacer más tarde”. Los llantos de “capitán” detrás de la pared se detuvieron de inmediato y llamé, “Adair”.

“Sí, señor”.

“Reúne a todos más tarde en el lugar de siempre. Enviaré personas para que los ayuden a todos ustedes. También necesitarán unas herramientas”.

“Sí”.

“Capitán, ¿usted nos acompañará?”, preguntó Ed de repente.

“Yo, Sol, no estaré con ustedes.”

“Entendido…”

 

Aproximadamente a la media noche, Adair dirigió a todos los miembros a través de la trampilla secreta. Me escondí detrás de un árbol y observé en silencio mientras ellos salían; luego los seguí a hurtadillas. Aunque Adair era muy competente, no estaba muy seguro de que entendiera mi plan.

Era mejor seguirlo sólo para estar seguro.

“Adair, ¿podría el Capitán ser esa sombra revoloteante detrás de nosotros?”. Ed a cada rato miraba hacia atrás.

“No, el Capitán dijo que él no nos seguiría”, respondió Adair, sin siquiera mirar atrás.

Al escuchar la respuesta, Ed dijo, “Con razón el Capitán te favorece, Adair”.

De repente, Adair se detuvo. Ed no pudo reaccionar a tiempo y su nariz tuvo un severo e íntimo contacto con la parte trasera de la cabeza de Adair.

Ed se sostuvo la nariz con una expresión de dolor, rápidamente se hizo una Curación Mínima y luego se quejó en voz alta, “Adair, ¿por qué te detuviste de repente?”

Adair sólo señaló hacia el frente y todos los miembros del Pelotón del Caballero Sol miraron hacia el frente a la vez… a un miembro del Pelotón del Caballero Juicio, vestido de pies a cabeza de negro, que se acercó y le reportó a Adair:

“Diez miembros del Pelotón del Caballero Tormenta, diez miembros del Pelotón del Caballero Flama, diez miembros del Pelotón del Caballero Hoja, diez miembros del Pelotón del Caballero Tierra, diez miembros del Pelotón del Caballero Hielo, diez miembros del Pelotón del Caballero Luna, diez miembros del Pelotón del Caballero Nube, cinco miembros del Pelotón del Caballero Juicio— Todos los miembros presentes y contados. Bajo las órdenes del Caballero Capitán Sol, nosotros obedeceremos las órdenes del vice-capitán del Pelotón del Caballero Sol, Adair.”

Ed tomó en silencio la esquina de la camisa de Adair y susurró, “Adair… ¿crees que el Capitán nos está pidiendo que le demos una paliza a esa gente del Monasterio del Dios de la Guerra o que los eliminemos?”

“Err… No estoy muy seguro”, contestó Adair, un poco perplejo. Justo entonces vio dos cajas que estaban colocadas en medio del lugar de reunión. Él masculló en voz alta, “estas deben de ser las herramientas de las que habló el Capitán”.

Asentí en la oscuridad, incluso cuando sabía que Adair no podría verme.

Él caminó hacia las cajas, las abrió y arrugó las cejas, como si pensara.

Ed se acercó y, con curiosidad, levantó los objetos que estaban dentro de las cajas. Había una docena de prendas del mismo estilo. Dijo con sorpresa, “¿No son estos uniformes de caballeros reales? También hay armas para ellas… ¿Y no son esos los uniformes de los guerreros del Monasterio del Dios de la Guerra? ¿Para qué son?”

Como de costumbre, todos los miembros del Pelotón del Caballero Sol miraron a Adair, quien acababa de terminar de pensar. Él masculló en voz alta, “¡Oh! Parece que tenemos que dividirnos en dos grupos para la misión. Con razón necesitamos tanta gente”.

Al escuchar a Adair, asentí satisfecho. Parecía que él sabía lo que tenía que hacer, así que tengo que decirlo de nuevo: como se esperaba del vice-capitán al que seleccioné. ¡Tuve muy buen gusto cuando elegí!

 

 

Caballero Juicio estaba muy ocupado entrenando a Elijah y Elijah estaba muy ocupado siendo entrenado por el Caballero Juicio.

Adair y el Pelotón del Caballero Sol estuvieron ocupados haciendo lo que les pedí durante la noche. Cuando se hizo de día, ya estaban otra vez en el cuarto de detención y estaban acostados, durmiendo como una masa de cadáveres. Se parecían tanto a cadáveres que, incluso si uno caminaba sobre esos “cadáveres” y los pisaba, ni siquiera soltarían un grito de llanto— sólo el sonido rítmico de sus ronquidos.

Hasta Pink y Roland estaban ocupados preparando lo que les pedí. El proceso de pedir favores de Pink iba de maravilla. Sus ojos de inmediato brillaron cuando le expliqué lo que quería y ella ni siquiera mencionó nada de querer un pago a cambio, así que por supuesto yo no mencioné pagar.

Por el contrario, Roland estaba tan contrariado que su cara palideció… Pero su cara siempre ha estado de un blanco ceniciento, así que en realidad no hubo mucha diferencia.

Bostecé sonoramente, tomé mi bizcocho de moras azules del plato y me lo metí a la boca, luego continué mirando el libro que Nube me había prestado: «Cómo elegir el accesorio de la suerte adecuado para vestirlo durante un duelo».

Me senté y disfruté de la emoción de que todos estaban ocupados, menos yo. Se sentía indescriptiblemente bien.

Entonces hubo un sonido como de arañazo y luego la puerta se abrió. Un rayo de sol entró desde el exterior y llenó el lugar en el que yo estaba con luz, pero eso no me molestó. Yo había encendido una pequeña esfera de luz sagrada para poder leer.

“Si Nube no me lo hubiera dicho, nunca me habría atrevido a creer que te esconderías aquí… ¿no es el hábito de Nube esconderse en un gabinete para libros? También, ¿de verdad pretendes depender de este libro para la batalla que se avecina?”

Levanté la cabeza y miré que el Caballero Juicio metía la cabeza en el gabinete para libros, a la vez que miraba el libro en mis manos con el rastro de una sonrisa. Levanté mis cejas y exclamé, “no subestimes este libro, ¡en verdad es útil! Además, al fin entendí por qué a Nube le encanta esconderse dentro de las estanterías; es un pequeño refugio perfecto después de encender una esfera de luz sagrada”.

Este era también un pequeño refugio donde nadie me molestaría por vagabundear. En el pasado, incluso cuando estaba en el salón de rezos, siempre había alguien que buscaba al Caballero Sol, ¡pero nadie pensaría encontrar al Caballero Sol en un gabinete para libros!

Juicio dijo con tranquilidad, “si ya terminaste la lectura y te cansaste del gabinete para libros, por favor al menos revisa al Caballero Capitán Infierno”.

“¿Qué hay de malo con él? ¿Acaso no pudo aprender la habilidad de los pasos-nube modificados por Nube?”. Arrugué el ceño; eso sería malo porque, de acuerdo a mi plan, Elijah necesitaba mantenerse en pie para luchar contra el Hijo del Dios de la Guerra por lo menos diez minutos.

Juicio sacudió la cabeza y dijo, “lo ha aprendido bien, pero parece que está deprimido. Después de una ligera perspicacia, parece que la presión de sus compañeros, tener un romance con la princesa y afectar los planes del rey, han hecho que los caballeros reales lo rechacen”.

Asentí y contesté enfáticamente, “¡oh, eso! No te preocupes, debería arreglarse en los próximos días”.

Juicio pensó por un momento, pero aún así agitó la cabeza y dijo, “ya te he informado de la situación del Caballero Capitán Infierno, pero, si crees que no es un problema, entonces yo tampoco pensaré más en el asunto”.

Eso despertó mi curiosidad. Usualmente, Juicio deduciría con facilidad que el aprieto de Infierno se resolvería en una cuestión de días, ¿así que por qué se me acercaría al propio y me informaría de la pobre situación de Infierno?

¿Podría ser…? De repente me moví y solté, “¿podría ser que los cinco miembros del Pelotón del Caballero Juicio no te dijeron para qué los pedí?”

“Les pedí que no me lo reportaran”. Juicio cerró el gabinete y un murmullo atravesó la puerta. “No quiero saber nada de eso”.

Parece que Juicio sabe que mi “travesura” no sería algo pequeño, así que decidió no saber nada de la situación. Era mejor así; de lo contrario, yo podría ser cortado a la mitad por Juicio algún día. Ni siquiera podría culparlo por eso— y puede que hasta tuviera que disculparme por ser una molestia.

Miré el libro en mis manos y medité en si debía revisar la situación de Elijah o no. Tomé el último bizcocho de moras azules del plato y me lo metí a la boca, a la vez que lánguidamente pasaba la página del libro.

Pon el pañuelo de tu amada en el bolsillo izquierdo de tu camisa y su amor protegerá tu corazón de cualquier peligro.

¡Hmm! Esto sería inútil para mí, pero a Elijah podría servirle. Era mejor que se lo dijera ¡para que recordara pedirle a la princesa que le diera su pañuelo y lo pusiera en su bolsillo izquierdo!

Terminé rápido los bizcochos de arándanomoras azules.

Me limpié la boca, me arreglé la ropa y salí del gabinete para libros.

“Saludos, Caballero Capitán Nub— C-ca ¿Caballero Capitán Sol?”

Me giré y vi a unos cuantos Caballeros Sagrados, los cuales tenían una expresión estupefacta similar a la de alguien que se acaba de golpear la cabeza con algo pesado. Después de girarme para verlos, algunos estuvieron tan impactados que se convirtieron en estatuas inmóviles al confirmar mi identidad como Caballero Sol.

“La luz de Su Santidad brilla sobre la tierra, llenándola de compasión. Hasta el gabinete para libros está lleno de una atmósfera tan placentera que Sol no pudo evitarlo y entró para estar en comunión con la compasión del Dios de la Luz”.

Después de lanzar mi explicación sinsentido, escapé rápidamente. Parecía que no era acertado esconderme en gabinetes para libros. Si me escondiera unas pocas veces más, el número de estatuas aumentaría en el corredor hasta el punto de obstaculizar el tráfico humano.

Para evitar inconvenientes, vestí una capa, me puse la capucha y dejé el Templo Sagrado para buscar a Elijah.

Al pensar que Elijah, después de terminar el estricto entrenamiento de Juicio, debería de estar tan cansado como para estar medio muerto, supuse que se habría ido del Templo Sagrado directamente al castillo. Hmm… O quizá se detuvo en el camino para comer algo. Supuse esto basado en la relación que tiene con Juicio, porque probablemente Juicio no le habría preparado bizcochos de moras azules para que comiera.

Lo encontré rápidamente en un restaurante entre el Templo Sagrado y el castillo. Parecía exhausto y bastante deprimido. Se veía completamente diferente a ese masculino caballero real que vi unos días antes; toda su persona recordaba a un anciano y ese rostro atractivo-todo terreno había perdido mucho color. Hasta la mesera le lanzó la comida sin tan siquiera dirigirle una miradita coqueta.

Pobre tipo… con razón Juicio me pidió que lo revisara.

Caminé hacia la silla vacía junto a él y me senté, a la vez que le robaba la pieza de carne que él acababa de tomar y me la metía en la boca.

Se quedó mirando sus palillos vacíos un momento, antes de girar con lentitud la cabeza hacia mí y preguntarme indeciso, “¿puedo saber quién eres?”

Me corrí un poco la capucha y le sonreí.

“¡Ah! So— ¡Eres tú!”, exclamó y luego quedó mudo. Parecía que estaba acongojado por algo, pues sostenía sus utensilios, inmóvil. No fue sino hasta que me comí la mitad de la carne en su plato, que abrió la boca y preguntó desesperado, “¿debería no involucrarme en este duelo?”

¡Oh, oh! ¡Está pensando en retirarse! Rápidamente me tragué la carne y dije con voz persuasiva, “¿por qué dirías algo así? ¿Acaso no amas a Su Alteza?”.

“¡No es eso!”. Elijah saltó indignado. “Sería imposible que yo no la amara, ¡definitivamente imposible!”

Asentí, “si ese es el caso, ¿entonces por qué no querrías participar en el duelo? ¿De verdad quieres dejarle la princesa al Hijo del Dios de la Guerra?”

Elijah se sentó de repente y dijo en voz baja, “Y-yo no quiero… Pero nuestros rangos sociales son muy diferentes.”

“¿Es eso lo que dicen tus camaradas?”

De una forma dolorosa y quejosa, él dijo, “Su Majestad y mi maestro también lo dicen. Ambos están extremadamente furiosos.”

Tomé un pedazo de carne de su plato y la mastiqué y tragué lentamente antes de decir sin prisa, “¿qué tal esto? ¿Por qué no sigues entrenando con Juicio y meditas este asunto en los próximos días? Si todavía quieres rendirte, no será demasiado tarde entonces.”

Elijah asintió rápidamente esta vez y dijo feliz, “no me importaría recibir más entrenamiento del Caballero Capitán Juicio. ¡La habilidad con la espada del Caballero Capitán Juicio es en verdad muy fuerte! Sólo he recibido una mera semana de entrenamiento y ya siento que he mejorado muchísimo. ¡Es increíble!”

“Pero por supuesto, Juicio ya era invencible a la edad de trece años. Creo que, aparte de Roland, nadie puede igualarlo con la espada…”

“¿Cuál Caballero Sagrado es Roland?”. Los ojos de Elijah brillaron, sin ni siquiera dudar en interrumpirme.

“Er… Él no es un Caballero Sagrado”, dije dudoso.

“Oh, ¿entonces es un caballero normal o un caballero real?”, preguntó Elijah, incesante. Era obvio que quería conocer a este Roland, cuya fuerza podía igualar a la del Caballero Juicio.

Yo también sentí curiosidad. ¿Elijah no conoció a Roland aunque los dos eran caballeros reales?

“Él era un caballero real, pero murió. ¿No has escuchado de Roland antes?”

“Ah… ¿es el Capitán Roland?”. Elijah parecía sorprendido. “Lo vi unas cuantas veces, pero sólo pasamos de lado y en realidad no nos conocimos bien. No era lo que se dice, una persona sociable; también era muy retraído y rara vez practicaba con otros. Aunque sabía que él no era débil, ¡tampoco sabía que era tan fuerte!” Con rastros de enojo y arrepentimiento, él agregó, “¡si tan sólo hubiese entablado amistad con él! Así, quizá lo habría convencido de no confrontar al rey directamente y así no habría sido asesinado.”

“¿Sabías que el rey mató a Roland?”, pregunté, sorprendido. ¿Es que el príncipe heredero no encubrió todo el incidente?

Elijah asintió y dijo en voz baja, “la mayoría de los caballeros reales sabía de eso, pero no dijeron nada por el príncipe heredero.”

Así que eso es.

Asentí. Cuando Roland buscó vengarse del rey, había como cincuenta caballeros reales presentes. No habría sido fácil cubrir el incidente. Además, probablemente el príncipe heredero tampoco se esforzó mucho en cubrirlo; la reputación de su padre era tan horrible que agregar el rumor de asesinar a un caballero real no habría cambiado nada.

Al ver la expresión desilusionada de Elijah, estuve a punto de decirle que conozco a una “persona” fuerte y preguntarle si estaba interesado o no, pero entonces vi a un grupo de gente que se acercaba a él. Recogí rápidamente la carne y me pasé a la mesa de al lado, pretendiendo que no conocía a Elijah.

Elijah estaba confundido, “Caballero Capitán Sol, usted—”.

“¡Ahí estás, Elijah!”

Elijah saltó, giró la cabeza y vio un grupo de caballeros reales que avanzaron en estampida hacia él, como una manada de toros. De inmediato, su rostro palideció mientras murmuraba, “No están aquí para darme una paliza, ¿verdad?”, a la vez que me veía con una mirada desamparada.

El primer caballero real que lo alcanzó le dio unas palmaditas en los hombros, mientras decía con voz grave, “Elijah, ¡tienes que ganar!”

“¡Sí! ¡Cásate con la princesa!”

“¡No puedes perder contra el Hijo del Dios de la Guerra!”

Los caballeros reales hablaron atropelladamente y a la vez, pero, en general, hablaron sobre las fechorías del Monasterio del Dios de la Guerra y algo de que cuando Elijah ganara la batalla, se haría justicia. Elijah escuchó todo, mareado. Levantó la cabeza y vio al caballero anciano, aquel al que trataba como a su maestro, que caminaba cerca y le pidió ayuda con rapidez, “Maestro… ¡¿qué está pasando?!”

El caballero anciano corrió hacia él como si fuera un adolescente temperamental, agarró a Elijah del cuello de la camisa y gruñó, “¡Chico! Si no te casas con la princesa, ¡no podrás verme a la cara nunca más!”

“¿Maestro?”. Elijah miró aterrorizado al caballero. Él murmuró, “¿q-qué está pasando?”

Los caballeros reales a su lado dijeron indignados, “¡Esos malditos guerreros del Monasterio del Dios de la Guerra nos emboscaron anoche!”

“Gritaron algo de que nosotros nos agrupamos para atacar a la gente y dijeron que montar caballos no era justo. ¡Nos exigieron que desmontáramos para enfrentarlos en combate uno a uno!”

Las voces de todos los caballeros reales aumentaron con enojo, “Somos caballeros, ¡caballeros! ¡Nos especializamos en montar caballos y combatir en grupos! ¡¿Quién querría enfrentarlos en un combate simple, cuando se especializan en batallas uno a uno?! ¡No estamos locos!”

“No está bien.”

El maestro de Elijah arrugó el ceño a la vez que hablaba con franqueza, “Tus habilidades aún dejan qué desear; es imposible que derrotes al Hijo del Dios de la Guerra. Será todavía más imposible para ese Caballero Sol, que ni siquiera sabe cómo sostener una espada… ¡Muévete, muévete, muévete! ¡Voy a darte un entrenamiento especial!”

¡Hmpf! Puedes regañar a tu estudiante, ¿pero por qué me metes en esto? Me le quedé viendo.

“Espere, yo acabo—”.

Elijah probablemente quiso decir que acababa de entrenar con Juicio, pero recordó que no podía revelar eso, así que sólo cerró la boca.

Sin ninguna razón para negarse, Elijah se dejó arrastrar indefenso. Sólo pudo lanzarme unas cuantas miradas llenas de confusión desde el rabillo de sus ojos.

“¡Son los guerreros del Monasterio del Dios de la Guerra!”, gruñó de repente un caballero real, enojado.

El Hijo del Dios de la Guerra dirigía un grupo de guerreros que echaban chispas y avanzaban por la calle. Sus ojos se fijaron no sólo en el rostro de Elijah, sino en todos los caballeros reales. Era obvio que los buscaba a ellos.

El Hijo del Dios de la Guerra caminó hacia los caballeros reales e, inmediatamente, los amonestó. “¿Qué significa eso de que ustedes, caballeros reales, nos retaron a una batalla en grupo a caballo? ¡Somos guerreros! ¿Quién querría enfrentarlos a caballo? ¡No estamos locos!”

Al escuchar esto, los enojados caballeros reales comenzaron a decir a gritos, “Su combate simple es irrazonable, ¡somos caballeros! ¿Quién querría retarlos a un combate uno a uno?”

Al obtener esta respuesta, el enojo del Hijo del Dios de la Guerra se convirtió en alegría. “¡De acuerdo, de acuerdo, de acuerdo! Los retaré a todos a combate simple. Es cuestión de ustedes si quieren montar caballos o burros, o si algunos de ustedes quieren atacar juntos. ¡Ni siquiera importa si todos quieren atacar a la vez!”

Los caballeros reales estaba furiosos, pero, en esta ocasión, el caballero anciano los contuvo. Caminó al frente, se detuvo delante del Hijo del Dios de la Guerra y dijo con frialdad, “¡interesante! Quizá querrás enfrentarte a mí. Montaré a caballo, pero atacaré solo”.

Por fin, el Hijo del Dios de la Guerra notó al caballero anciano. Cuando reconoció a su oponente, arrugó el ceño.

Me dije a mí mismo, “ese es uno de los caballeros favorecidos por el rey; ni siquiera tú quieres enojarlo ahora. Después de todo, Su Majestad sólo tiene dos caballeros favoritos y éste es también el mayor. Lo más probable es que el rey escuche su consejo.”

Parecía que el Hijo del Dios de la Guerra estaba a punto de explotar de la furia o sofocarse, pero no se atrevió a molestar a la persona delante de él. Finalmente, él gruñó, “nos vamos”.

El anciano “caballero confidente” tampoco parecía querer enfrentarse al Hijo del Dios de la Guerra. Sólo giró la cabeza de repente y golpeó el hombro de Elijah a la vez que le advertía, “Chico, pelea bien. Pierde, ¡y estarás en graves problemas!”

“¡Sí! Pierde, ¡y estarás en graves problemas!” bramó el resto de caballeros reales.

El rostro de Elijah se hizo más pálido que el de Roland en un parpadeo y empezó a enviar miradas forzosamente desde el rabillo de sus ojos, para pedir ayuda.

En verdad lo compadecía. Básicamente, sus oportunidades de derrotar al Hijo del Dios de la Guerra eran similares a las mías de derrotar al Caballero Juicio. Pero, aunque lo compadecía, aún así mantuve la cabeza gacha y pretendí que no vi nada. Con tranquilidad me tragué el último pedazo de carne, tomé una servilleta y me limpié la boca.

El Monasterio del Dios de la Guerra y los caballeros reales comenzaron a pelear y Elijah no podría retirarse de esta batalla ni aunque lo deseara… Mm…. parecía que podía pedirle a Adair que dejara de hacer sus misiones nocturnas.

Alegremente me levanté y decidí regresar al Templo Sagrado. Quería obtener otra bandeja de bizcochos de moras azules de Hielo y quizá pedirle a Nube que me encontrara un gabinete para libros poco frecuentado y que me prestara un libro para leer antes de dormir…

 

[Caballero Sol Volumen 2 Capítulo 8 Fin]

 

Leyenda del Caballero Sol V2C07: “Amonestar la mala conducta de un Caballero Sagrado”

The Legend of Sun Knight (La leyenda del caballero Sol) Volumen 2: Actividades diarias de un caballero.

Novela original en chino por: 御我 (Yu Wo)

Novela traducida al inglés por Prince Revolution!

________________________________________________________________________________________________________
Capítulo 7 – Actividad diaria #7: “Amonestar la mala conducta de un Caballero Sagrado” – Traducido al español por Lunako, lectura y edición por little_cris y miko. Con la colaboración especial de BJVS.

Al día siguiente de la ceremonia recibí una carta de palacio. Ésta confirmaba que la fecha del duelo a muerte sería en dos semanas. Estaba decidido que sería una duelo libre, para que los tres pudiéramos competir en igualdad. La última persona en pie sería el ganador.

Era de esperarse, pues yo había convencido firmemente a la princesa de que fuera una pelea entre tres personas. También la convencí de posponer la fecha del duelo lo más posible, para tener al menos dos semanas para prepararme. Al parecer, el rey aún quería a su única hermana. Incluso cuando lo hacía enfadar tanto, aún escuchaba sus peticiones.

Pero probablemente el rey siguiera furioso gracias a mí. ¡En verdad la carta incluía una declaración, en el cual me pedía jurar que yo seré responsable de mi muerte! No es posible que quiera que el Hijo del Dios de la Guerra use esta oportunidad para matarme, ¿cierto?

Estaba asombrado. Firmé la declaración porque sabía que mi extraordinaria habilidad de recuperación y con el Papa observando el duelo, era más probable que muriera siendo asesinado que en el escenario.

Luego de confirmar la hora del duelo a muerte decidí ir a buscar al Caballero Capitán Juicio. Interrumpiendo a un caballero sagrado al azar para averiguar dónde estaba, sólo para descubrir que los Doce Caballeros Sagrados estaban en una reunión. Ahora que lo pienso, ¿cuándo fue la última vez que asistí a una reunión?

En el momento en que abría la puerta de la sala de conferencias, los ojos de todos se fijaron en mí. Luego de lanzar una brillante sonrisa y de asentir con la cabeza en reconocimiento, me disculpé, “Mil disculpas, mis queridos hermanos, Sol no podía asistir a esta reunión por haber estado tan ocupado…”

“¡No te preocupes, Sol! Has estado tan o-ocupado últimamente… ¡Además, si estás o no, realmente no hay mucha diferencia!” Respondió ‘sinceramente’ el Caballero Tierra.

Tierra, tú… Rechiné los dientes, ignoré a Tierra y miré directamente al Caballero Juicio diciendo: “Caballero Capitán Juicio, si no te molesta, ¿podría pedirte un momento? Quiero practicar mi esgrima contigo.”

Juicio respondió fríamente, “mientras no te moleste salir lastimado, Caballero Capitán Sol, no hay problema alguno.”

Al dejar la sala de reuniones y convenientemente cerrar la puerta tras de mí, alcancé a Hoja exclamar, “¡Oh no! Como Sol no puede casarse con la princesa, ¿puede que esté buscando suicidarse?”

Metal respondió “¡tonterías! Nuestro Caballero Capitán Juicio no tiene interés en matar a alguien que no tiene la fuerza suficiente ni para atar un pollo”.1

Al fin, todos los de la facción ‘amable y de buen corazón’ tuvieron que admitir, “¡si! Juicio no es alguien que moleste a los débiles.”

No pude evitar suspirar y voltear a preguntar y quejarme con Juicio, “¿realmente soy tan malo? He sobrevivido hasta hoy y he vencido innumerables no-muertos. De cualquier modo que lo mires, no puedo ser tan débil, ¿verdad?”

Las comisuras de la boca de Juicio se tensaron hacia arriba un poco, antes de preguntar directamente, “¿a dónde vamos?”

“Sala de Oraciones.”

Juicio asintió y no preguntó nada más. Me siguió todo el camino hacia la sala de oraciones, con el signo de “En Reparación” colgando de la puerta. Lo ignoré, abrí la puerta y entré. Como esperaba, Elijah estaba de pie adentro, observando la pintura de la pared.

Asentí en aprobación. Este hombre Ed es bastante eficiente y listo. No sólo logró hacer entrar en secreto a Elijah bajo mis órdenes, también colocó el letrero de “En Reparación” para que no entraran más personas. Y lo más importante, entendió que no debía quedarse luego de terminar su tarea, salvándome del esfuerzo de desperdiciar mi voz en pedirle que se fuera. Parece que puedo asignarle algunas ocupaciones a Ed, para prevenir que Adair muera de sobre-explotación antes de retirarme. Si Adair muriera, yo también moriría de dolor.

Elijah no estaba sorprendido por verme, pero cuando vio a Juicio se quedó completamente pasmado. “¡Caballero Juicio!”

Juicio me miró, luego a Elijah y al fin frunció el ceño. “¿Qué estás planeando ahora?” Preguntó.

Lo expliqué en términos simples, “quiero que él se case con la princesa, así que espero que también puedas enseñarle algo de habilidad con la espada antes del duelo a muerte.”

Juicio Respondió sin inmutarse, “no tengo problema en enseñarte a ti, pero no tengo ninguna obligación para enseñarle a él.”

“¡No! Tienes la obligación de ayudarlo…”

Juicio me mandó una mirada inexpresiva. Se dio la vuelta y comenzó a irse.

Inmediatamente lo jalé de vuelta y añadí, “aún es un miembro de la facción ‘cruel y de corazón frío’. Tú eres el jefe de esa sección. ¿Acaso puedes ser tan cruel como para abandonarlo?”

“¿Qué?” Juicio se volteó, frunció el ceño ante la armadura de caballero real que portaba Elijah y luego me miró con enojo sospechosamente.

Expliqué rápidamente. “Es el Caballero Capitán Infierno, uno de los Doce Caballeros Sagrados. El Papa lo forzó a espiar el palacio desde una edad temprana y por eso no quiere volver al Templo Sagrado…” Al notar el inicio de la comprensión en los ojos de Juicio, le describí la situación con más detalle, “además, la princesa y él están perdidamente enamorados. Le prometí que mientras él pueda evitar que el Hijo del Dios de la Guerra se case con la princesa, dándole la suficiente justificación al Papa para dejarlo ir, estaría libre de la Iglesia.”

Entonces murmuré al oído de Juicio, “de otro modo, el Papa asesinaría a su inútil espía.”

La expresión de Juicio se volvió más sombría. Luego de un largo silencio, por fin respondió, “El hijo del Dios de la Guerra es muy fuerte. Incluso yo no estoy seguro de poder vencerle. Además, a diferencia de los soldados, los caballeros no están entrenados para duelos. Los caballeros montan a caballo en batalla y son más útiles usando formaciones defensivas. Como caballeros sagrados, usamos magia sagrada para compensar nuestras limitaciones. Pero para prevenir que se exponga su identidad, El Caballero Capitán Infierno no debe usar ningún tipo de magia sagrada… en conclusión, no hay posibilidad de que gane.”

Asentí y contesté, “lo sé, pero no tiene que ganar obligatoriamente. Lo que quiero es que lo entrenes para que pueda mantenerse en pie todo el tiempo posible.”

Juicio me fulminó con la mirada y dijo en tono de desacuerdo, “Caballero Capitán Sol, debes saber que tu trabajo más importante ahora es-”

“¡Conseguir más fieles!” Terminé su enunciado y luego añadí con seriedad, “Créeme, estoy poniendo toda mi energía y ahora tengo que terminar este trabajo… pero convenientemente, puedo terminar otras tareas sin relación al mismo tiempo.”

Juicio me miró inexpresivamente. ¡Oye! Luego de recibir su mirada, noté que había ido del Caballero Juicio “negocio es negocio” a mi buen amigo Lesus, quien accedería a hacer lo que fuera. Sabiendo que no podía hacer nada, dijo “supongo que no puedo rechazarte, ¡si no me vas a molestar hasta morir!”

¡Je, je! No quiero presumir, pero soy más paciente cuando necesito que hagan algo por mí. Recuerdo aquella vez en que envié a Lesus recordatorios a cada hora para hacer que trepara sobre la muralla y comprara pasteles de moras para mí. Por favor, noten que significaba, “Lesus, ¡compra pastel de moras para mí!” Cada hora, las veinticuatro horas al día incluso de noche.

Pero recordándolo ahora, me siento terriblemente aliviado. Por suerte de mi parte, Lesus se rindió al fin y eligió trepar la muralla para comprar los pasteles de moras. Podía haber elegido conducir un sorpresivo asesinato a media noche. Luego de haberme matado de un golpe de su espada, podía haber trepado sobre la barda para deshacerse del cuerpo y eso habría sido el fin de todos sus problemas…

“Como solamente quedan dos semanas, el entrenamiento debería comenzar hoy.”

Juicio sacudió su cabeza cuando escuchó las palabras ‘dos semanas’ y dijo “un día de estos perderé el control y te destazare en pedacitos hasta la muerte en vez de hacerte caso”

Yo inmediatamente lo alabé en voz alta, “¡claro que no! Juicio, tu eres la persona mas buena en todo el mundo, ¡inclusive más buena que Hoja! Definitivamente tu jamás cortarías a muerte a tu mejor amigo”

“… ¿estás siendo sarcástico?” Juicio me miró.

“¡Eso era un cumplido!” Negué frenéticamente. Después de toser un par de veces, empujé a Elijah al frente y le recordé, “¡oye! ¿Terminaste de soñar despierto? Juicio accedió a enseñarte esgrima, así que ¿Porqué no le has agradecido aún?”

Elijah por fin reaccionó y tartamudeó, “¿q-qué no ustedes dos se odian?”

Asentí y exclamé “¡cierto! Déjame presentarte a mi buen amigo a quien odio más que a nadie, Lesus Juicio.”

“Buen amigo… ¿A quien odias más que a nadie?” Como esperaba, Elijah volvió a mirar al vacío. Era obvio que su cerebro había dejado de funcionar.

“Déjalo en paz.” Juicio negó con la cabeza hacia mi mal comportamiento y nos recordó, “como necesitamos ganar tiempo, tener la ayuda del Caballero Nube seria matar a dos pájaros de un tiro.”

“¿Nube?”

Pensé sobre ello un momento y entonces vino una súbita revelación. Inmediatamente dije, “¡no hay problema! Iré a buscarlo en este instante. Nube no sólo es miembro de la facción buena y amable, sino que también es bastante obediente. Todo lo que tengo que hacer es ordenarle que ayude.”

Juicio asintió y comenzó a medir a Elijah, como si pensara en cuál método de entrenamiento usar… brevemente recé por Elijah. Incluso cuando la forma en la que Juicio hace las cosas es razonable (y que no hiciera las cosas muy difíciles para Elijah a propósito), he visto el plan de entrenamiento que Juicio se impuso a sí mismo… sólo puedo decir que después de todo ese trabajo, ¡cualquiera podría ser un maestro de esgrima!

¿Quién fue? ¿Quién dijo secretamente “a excepción de mí”? Te oí.

 

 

“¡Nube! ¡Caballero Capitán Nube! ¡¿Dónde estás?!” Llamé mientras caminaba. Aunque caminar y gritar afecta mi graciosa imagen como Caballero Sol, ¡no tenía opción!

Era la forma más rápida de encontrar a Nube. Además, una vez que todos oigan que estoy buscando a Nube, perdonarán mis poco elegantes gritos. Eso es por que “todo el mundo sabe” que el Caballero Capitán Nube es un nómada con tanta gracia como una nube. Se dice que se le puede encontrar bebiendo solo o leyendo en los alféizares de las ventanas, techos, bajo los árboles banyan, etc.

No puedo imaginar cómo es que Nube va por allí con gracia. Sólo sé que nuestro Nube normalmente se encuentra moviéndose de aquí para allá. Además, su habilidad para moverse es excepcional, usualmente pasa cerca de mí y ni siquiera lo noto… Se le encuentra más comúnmente en rincones oscuros, detrás de las polvosas cortinas del ático y en los gabinetes que nadie ha abierto en años. En conclusión, ¡debo empezar a buscar en los lugares húmedos y oscuros!

Usualmente se esconde en estos lugares oscuros con poca de la sagrada luz por iluminación, leyendo libros con títulos tales como “Cómo hacer una lectura coherente del futuro”, “Los diez mejores hechizos para la buena suerte” y “Atrayendo la buena fortuna y alejándose de la mala suerte.” Normalmente tiene una vasija con líquidos negruzcos, verdosos o rojizos cerca de él, pero nunca me he atrevido a preguntarle qué son.

Como el Templo Sagrado es enorme, hay muchos lugares oscuros y húmedos. Es casi imposible adivinar correctamente acerca de en qué gabinete está escondido Nube.

Por eso, el método para encontrarlo que todo el mundo usa es caminar y gritar al mismo tiempo.

Busqué por un largo tiempo y por casualidad vi a Tormenta pasando cerca. Sorprendentemente, sólo estaba cargando cerca de diez documentos de trabajo, que es mucho menos que lo usual. Sabía que Tormenta no podría saber en qué gabinete se había metido Nube ahora, pero como estaba tan cansado, no puedo resistirme a preguntar, “Hermano Tormenta, ¿podría preguntarte acerca de si sabes en qué dirección fue el Hermano Nube después de la reunión?”

Tormenta levantó una ceja y respondió a mi pregunta con otra, “a menos que Nube estuviera parado enfrente de ti, ¿lo has visto alguna vez?”

“No…”

Suspiré. Este tipo, Nube es como un fantasma. No solamente adora esconderse en rincones oscuros, incluso camina usando los “Pasos de Nube” especiales que han sido pasados a través de incontables generaciones de Caballeros Nube. Los Pasos de Nube eran originalmente una técnica de batalla usada para esquivar ataques enemigos, pero ahora eran usados para evitar ser visto… Incluso si no quisiera que lo encontraran, ¡tendrías que desarrollar un tercer ojo para verlo!

Tormenta asintió en acuerdo. Antes de que se fuera, comentó, “¿dónde ves a Nube normalmente?”

¿Dónde veo a Nube normalmente? Pensé acerca de ello un momento. ¿En la sala de reuniones? No, en realidad no lo “vi” allí. ¿En los pasillos? No, nunca lo he “visto” en los pasillos. ¿Gabinetes? ¡No, No! Incluso si encontrara el gabinete correcto, normalmente no podría haber visto a través del camuflaje de Nube.

¡Un momento! De hecho, donde lo encuentro normalmente es… Un escalofrío recorrió mi espalda, me estremecí y dije, “detrás de mí…”

Tormenta asintió y luego apuntó justo a mis espaldas con su dedo índice. Después de eso, se fue poniendo atención a sus propios asuntos.

Esperé unos momentos antes de decir, “¿Nube?”

“Aquí.”

En serio que está aquí… dí media vuelta de súbito y, por supuesto, encontré al Caballero Capitán Nube, cuya piel era aún más pálida que la mía debido a los largos años sin ser expuesta al sol. No sabía si reír o llorar. “¿Desde cuándo me estás siguiendo?” pregunté.

Nube murmuró respetuosamente, “De casualidad estaba en el estante enseguida de la sala de oraciones que está en reparación y te oí tan pronto como saliste y comenzaste a llamarme a gritos.”

“¿Así que me seguiste todo el camino? ¿Por qué no me respondiste?”

Nube murmuró apáticamente, “te llamé muchas veces, pero tal vez no me oíste porque estabas gritando muy alto.”

“¡A la siguiente nada más toca mi hombro!” Dije impacientemente.

“Ok.” Asintió Nube.

“Te estabas escondiendo en el gabinete de nuevo?” Me quejé. “¿Qué no te dije? Los gabinetes no están hechos para que la gente viva en ellos. Puedes leer en la sala de lectura, o si quieres estar solo, puedes encontrar una sala de oraciones vacía. Como uno de los Doce Caballeros Sagrados, nadie puede objetar si pides una sala de oraciones privada.”

Nube negó fuertemente con la cabeza y dijo, “no me estaba escondiendo en el gabinete porque me prohibiste que lo hiciera.”

“¿Qué no acabas de decir que te estabas escondiendo en el gabinete?”

Nube negó otra vez y dijo, “me estaba escondiendo en el estante.”

“… ¿hay diferencia?”

Nube inclinó su cabeza hacia un lado y luego respondió, “los gabinetes tienen el húmedo olor del moho, los estantes huelen a polillas. Las polillas huelen mejor.”

La gente normal odiaría ambos olores, ¿cierto? Y si las polillas huelen mejor, ¿por qué esconderse en los gabinetes, en primer lugar? En serio que no puedo comprender la forma de pensar de Nube… olvídalo, está bien mientras sea feliz.

“Nube, repórtate inmediatamente con el Caballero Juicio en la sala de oraciones en reparación y sigue sus órdenes.”

“Ok.” Nube asintió una vez más y se desvaneció como una fantasma.

Asentí en aprobación. Incluso si es algo difícil de encontrar, tiene una voz apenas audible, una personalidad algo extraña y una rara forma de pensar, Nube es muy obediente. Su obediencia es su mayor virtud. Obedece todas mis órdenes sin preguntar nunca el porqué.

“¡Sol!”

Sin esperar a la persona que me llamó, fruncí el ceño y dije “¿Problemas?”

“¿Cómo supiste?” Flama se paró en seco quedándose boquiabierto, con ojos llenos de la sospecha acerca de si yo había ganado recientemente el don de la clarividencia.

“Siempre que corres hacia mí a toda velocidad, nunca pasa nada bueno” expliqué sombríamente. ¿Qué no Adair casi muere la última vez que esto pasó?

“Así que por eso sabías…” por un momento pareció que Flama recordaba lo que se suponía que hiciera y entró en pánico una vez más. Gritó, “¡no es correcto! ¿Por qué discutimos esto? Tu Pelotón del Caballero Sol tuvo una pelea con los guerreros del Monasterio del Dios de la Guerra. Un montón de ellos están heridos, pero por suerte ninguna de sus vidas está en peligro y están atendiendo sus heridas en la cámara principal. Sin embargo, los chicos del Monasterio del Dios de la Guerra demandan que el pelotón del Caballero Sol sea castigado. ¡No tiene sentido! ¡¿Dónde está la justicia en golpearse unos a otros?! ¡Sus heridas son muchos menores que las del Pelotón del Caballero Sol, somos nosotros los que deberíamos exigir una compensación!”

Quedé indignado al momento de oírlo. ¡Mi Pelotón del Caballero Sol realmente había ignorado mis repetidas advertencias y fue a buscar pelea con un enemigo más fuerte!

¿Acaso me iban a hacer rabiar hasta morir antes de darse por satisfechos?

Cuando Flama y yo corrimos hacia la cámara principal, instantáneamente vimos a los miembros del Pelotón del Caballero Sol cubiertos de sangre. Estaba tan furioso que, casi los regaño en público. Por suerte, Flama tiró de mi manga señalado hacia el Hijo del dios de la Guerra y a sus cerca de cincuenta guerreros en medio de la sala. Sólo entonces pude contenerme.

Sonreí ampliamente mientras dejaba atrás al herido Pelotón del Caballero Sol y continué hasta donde estaba el Hijo del Dios de la Guerra. Cortésmente dije, “si Sol hubiera sabido que el Hijo del Dios de la Guerra había llegado, Sol le habría dado la bienvenida personalmente para expresar la graciosa hospitalidad del Dios de la Luz. Ya que estás aquí, ¿querrías que Sol te diera un paseo por la Iglesia del dios de la Luz?”

Los labios del Hijo del Sol de la Guerra se torcieron al escucharme. Gruñó, “deja de decir tonterías. ¡Caballero Sol, tu gente le ha dado una paliza a la mía, y tú, tú…! -de cualquier manera, tienes que hacerte responsable de esto.”

¿Mi gente le dio una paliza a tu gente? Me burlé en silencio. No solamente son las heridas del Pelotón del Caballero Sol más graves que las de sus guerreros. Estoy completamente seguro de que bajo mi enseñanza, el Pelotón del Caballero Sol no buscaría una pelea que no pudiera ganar. ¡Por lo tanto, no es tan difícil averiguar quién comenzó la pelea!

Estoy 80% seguro de que esto es porque Elijah y yo estuvimos tratando de quitarle a su princesa. Eso lo puso furioso. Como no pudo sacar su enojo en mí o Elijah (y no intentaría tocar a los caballeros reales porque pertenecen al rey y no a Elijah), comenzó una pelea con mi Pelotón del Caballero Sol… ¡esos idiotas! ¿Qué no les dije recientemente que no dejaran el Templo Sagrado? ¡Mis palabras cayeron en oídos sordos!

Al momento en que escuché lo que dijo el Hijo del Dios de la Guerra, dejé de sonreír y dije gravemente, “Por supuesto, como nos enseña el Dios de la Luz, definitivamente no debemos tratar a nuestros invitados violentamente. En vez de ello, debemos tratar todas las cosas con la benevolencia del Dios de la Luz, pues la amabilidad será pagada con amabilidad. La violencia incita más violencia y el odio genera odio. A nadie le gusta ser tratado con violencia. Por ello, debemos primero mostrar atención y consideración amable. Solamente entonces, la otra parte corresponderá amabilidad con amabilidad-”

Entre más escuchaba el Hijo del Dios de la Guerra, más fruncía el ceño. Al fin, tocó su cabeza como si tuviera un fuerte dolor de cabeza y bramó “¡CÁLLATE!”

Cerré mi boca como él deseaba y sonreí amablemente en su dirección.

Flama murmuró detrás de mí. “¡Vaya! Acabo de tener una gran pelea con este tipo y ni siquiera se despeinó. Todo lo que Sol tuvo que hacer fue hablar y él tiene una fuerte jaqueca.”

“¡Sólo dime cómo vas a castigarlos!” Gruñó el Hijo del dios de la Guerra. Parece que hablar conmigo es más cansado que pelear con Flama.

Di media vuelta para ver a mi Pelotón del Caballero Sol y los reprendí, “¿En serio han tratado violentamente a nuestros huéspedes? ¿Acaso han olvidado que son caballeros sagrados del Dios de la Luz? ¿Cómo pueden ser tan egoístas? Como se rehúsan a ser caballeros sagrados corteses, prohibiré a los clérigos que los curen. Vayan a la enfermería y venden sus heridas. Luego de esto, repórtense en la sala de castigos. ¡Están castigados por un mes!”

Los miembros del Pelotón del Caballero Sol miraron hacia el suelo avergonzados, levantándose lentamente. Algunos con heridas más graves necesitaron el apoyo de otros para levantarse.

Finalmente comprendiendo la situación actual, Flama dijo ansioso, “Sol, no hay nada malo con castigarlos, ¡pero al menos deja que sean curados por los clérigos! ¡Sus heridas son muy graves!”

“Ése es su castigo” dije simplemente, sin intención de retirar mis órdenes.

Los caballeros sagrados alrededor, vieron con empatía a los miembros del pelotón de Caballero Sol, procediendo a mirar con odio a aquellos del Monasterio del Dios de la Guerra.

Volteé para hablar con el Hijo del Dios de la Guerra justo a tiempo para ver la sonrisa de satisfacción extendida sobre su rostro. Los guerreros a su espalda reían fuertemente mientras los avergonzados miembros del Pelotón de Caballeros Sol dejaban la sala.

“Realmente espero el enfrentamiento a muerte en dos semanas. A razón de la bondad del Dios de la Luz, seré misericordioso.” Los dientes del Hijo del Dios de la Guerra brillaron al ensancharse su sonrisa.

Dejé salir una deslumbrante sonrisa y respondí, “muchas gracias por tu amabilidad.”

“Hahaha…” Todos los del Monasterio del Dios de la Guerra rieron a carcajadas al salir pavoneándose de la Iglesia, sin decir ‘adiós’ siquiera.

Una vez que se habían ido los guerreros del Monasterio el Dios de la Guerra, Flama me alcanzó cuidadosamente y susurró, “S-Sol? Ahora que se han ido, debería ir a buscar algunos clérigos para que curen al Pelotón del Caballero Sol?

Una sola mirada mía, hizo que callara.

Caminé rápidamente tras el Pelotón del Caballero Sol. Flama vaciló por unos momentos, luego me siguió. Aunque había muchas enfermerías y no había especificado a cuál debían ir, fue fácil hallarlos. Todo lo que tenía que hacer era seguir el rastro de sangre.

Todos los clérigos, caballeros sagrados e incluso los Doce Caballeros Sagrados palidecieron el momento en que me vieron pasar cerca. Incluso dieron algunos pasos para alejarse de mí.

Cuando llegué a la enfermería, cerré la puerta tras de mí gentilmente. Entonces gruñí furiosamente contra el Pelotón del Caballero Sol. “¿Qué les he enseñado, bola de bastardos?”

Todos los miembros del Pelotón del Caballero Sol miraron hacia abajo, sin atreverse a decir nada.

Perdí el temperamento y bramé, “¡¿Qué no les dije antes?! Si quieren golpear a alguien, asegúrense de que son al menos dos veces más débiles que ustedes. Si el oponente es casi tan fuerte, nunca actúen a menos que la probabilidad de ganar sea de 200%. ¿Acaso no les dije que lo toleraran y me lo reportaran antes de empezar una pelea?”

“¡Capitán, no es nuestra culpa! ¡No nos dejaban irnos!” Ed respondió en voz baja, sosteniendo su sangrante mano izquierda.

“¡Tonterías!” Repliqué. “Si realmente querían irse, ¿cómo podían detenerlos en medio del día? Todos los caballeros reales los habrían ayudado a tratar con esos problemáticos.

Ed aulló, “P-pero, ¡no podíamos solamente ignorarlos! ¡Te insultaron! Si hubiéramos dado media vuelta y huido, ¿no habría eso confirmado que estaban en lo correcto?”

Se alzó el alboroto inmediatamente entre los presentes y todos se quejaron, “¡cierto! ¡De hecho lo llamaron cobarde que solamente confía en ser bien parecido!”

¡Eso significa que soy muy apuesto! ¿Por qué habría de enojarse por ello?

“Dijeron que los caballeros sagrados son unos buenos para nada que sólo podrían aguantar golpizas. ¡Eso es demasiado!”

Err… en realidad, no están muy alejados de la verdad. Los caballeros sagrados son mejores para defender y recuperarse. Estas dos habilidades combinadas hacen de los caballeros sagrados increíblemente resistentes, lo que significa que son expertos en recibir golpizas.

“Incluso dijeron que no te preocupas por nosotros. Incluso si nos mataran, no te atreverías a tocarlos…”

¡Basura! Si se atrevieran a matarlos, ¡me encargaría de quedaran paralizados de por vida!

La tercera premisa fue la que finalmente me sacó de mis casillas. Puse expresión solemne mientras los oía quejarse y vendar sus heridas al mismo tiempo. Cuando casi hubieron terminado, ordené, “Repórtense en la sala de castigo.”

Al oír que aún serían castigados, los miembros del Pelotón del Caballero Sol miraron miserablemente al suelo. Justo cuando iban a irse, hubo un toque en la puerta.

“¿Quién es?” Fruncí el ceño. ¿Quién me interrumpiría mientras enseño una lección a los miembros de mi pelotón?

“Capitán, soy yo Adair.”

“Tienes agallas para desobedecerme y levantarte. ¿Te has recuperado completamente?”

“Estoy perfectamente ahora, Capitán.”

“Entonces entra.”

Adair cayó sobre sus rodillas en cuanto entró y dijo en tono culpable. “capitán, si insiste en poner el Pelotón del Caballero Sol en detención, entonces por favor enciérreme a mí también. Todo esto ocurrió porque yo, el Vice-capitán, fallé en entrenarlos correctamente.”

Miré a Adair. Como sus movimientos parecían muy suaves, probablemente sus heridas habían curado por completo. Fríamente dije, “¡muy bien! Todos ustedes repórtense a la sala de castigo.”

Adair miró hacia abajo escondiendo su expresión y respondió como normalmente lo hacía, “de inmediato.”

[Caballero Sol Volumen 2 Capítulo 7 Fin]

 

Notas:

1 No tiene la fuerza suficiente ni para atar un pollo: Una expresión China que describe a una persona físicamente débil.

Leyenda del Caballero Sol V3C3: “Empezar la Aventura”

The Legend of Sun Knight (La leyenda del caballero Sol) Volumen 3: Rescatar una princesa

Novela original en chino por: 御我 (Yu Wo)

Novela traducida al inglés por Prince Revolution!

________________________________________________________________________________________________________
Capítulo 3: Requisito #3 “Empezar la Avengtura” – Traducido al español por andianco, lectura y edición por little_cris y miko.

“Sol, despierta. Es tiempo de poner el campamento.”

Estaba teniendo un sueño en el que estaba acostado en el pasto mojado por la lluvia reciente. Mientras pensaba sobre usar magia de fuego para secar el pasto por mi incomodidad, fui confusamente despertado por Hoja y me resbalé de su espalda. Cuando estuve un poco más lúcido, finalmente me di cuenta de que Hoja estaba todo mojado… Así que el pasto mojado era Hoja.

Afortunadamente me levanté. De otra manera, incluso siendo una buena persona, una vez que fuera rostizado a término medio inclusive él se podría furioso, ¿verdad?

Mientras esto sucedía, Austin ya había comenzado a repartir los trabajos. “Mike, tú ve a cazar con Ann. Todos están cansados, comer algo de carne fresca es muy útil para recuperar nuestra energía.”

Mike asintió.

Realmente no sabía qué tipo de puesto tenía Austin para poder llamar a Mike directamente por su nombre. Estaba algo confundido. En el Monasterio del Dios de la Guerra, incluso el Warpriest con el puesto más alto debería estar por debajo del Hijo del Dios de la Guerra, así que llamar al Hijo del Dios de la Guerra por su nombre era muy descortés.

Después de recibir su tarea, Mike y Ann se fueron de inmediato mientras Austin se quedaba en el mismo lugar y continuaba distribuyendo los trabajos. Se volvió y cortésmente le preguntó a Hoja, “Elmary, ¿puedes ayudar a encender el fuego y a cocinar nuestra comida?”

Con una sonrisa, Hoja asintió. “No hay problema.”

“Entonces yo armaré las tiendas.” Después de hablar, se volteó hacia mí y dijo amablemente con una sonrisa, “Caballero Sol, tú estás a cargo de recolectar madera. ¿Está eso bien?”

“Desde luego.”

Sonreí como respuesta. Estaba por llamar a Hoja antes de ir al bosque a buscar la madera, cuando el sonido de múltiples aullidos de lobos llegó hasta nosotros… Hoja y yo miramos hacia el matorral. Durante la noche estaba tan oscuro que no podíamos ver que había escondido dentro. Ocasionalmente la maleza se movía un poco, pero sin una pista de qué tipo de animal se escondía ahí y de vez en cuando se escuchaban las llamadas de animales desconocidos.

La expresión de Hoja cambió mientras se volteaba hacia mí preocupado y me decía, “Mejor déjame recolectar a mí la madera, Sol. Tú puedes simplemente quedarte en el campamento y prender el fuego. En cuanto a la comida… espera a que yo regrese para comenzar.”

Yo, desde luego, asentí con la cabeza, pero no porque estuviera asustado de los aullidos de los lobos justo ahora. Una vez que salgo de los lugares habitados, puedo usar magia para defenderme. Además, los lobos son incapaces de protestar que va contra las reglas que el Caballero Sol use magia.

Lo que en realidad me asustaba era… ¡los mosquitos del bosque! Solamente me quedaban un par de guantes. Si estos se ensuciaban también, tendría que quitarle a Hoja los suyos directamente de sus manos.

Asentí hacia Hoja, y él dijo, “dejaré a Austin a tu cuidado.”

Mientras escuchaba esto, descubrí que una expresión extraña había aparecido en el rostro de Austin. ¡Probablemente no crea que tenga la habilidad para defenderlo!

Hoja no se fue tan rápidamente como los dos de antes. Primero recolectó algunas ramas de los alrededores. Luego sacó su cuerda de arco de repuesto y la ató a ambos extremos de una de las ramas. Luego, juntó ramas secas y hojas muertas en una pila. Luego recogió otra rama… Este proceso suena complicado, pero poniéndolo de forma simple, me estaba ayudando a preparar todo el material necesario para encender el fuego. Todo lo que yo era responsable de hacer era ir y frotar las herramientas para iniciar el fuego que él había preparado para mí.

Después de todos estos preparativos, me dio las ramas que estaban atadas con su cuerda de arco y me preguntó algo preocupado, “sabes cómo usar estas herramientas para iniciar el fuego, ¿verdad? Solo enrollas la cuerda de arco una vez alrededor de la otra rama, y entonces comienzas a torcerla… No deberías tener problemas con esto, ¿verdad?”

A veces realmente siento que Hoja es la mami de la facción “buena y amable” de los Doce Caballeros Sagrados, mientras que Hielo es la mami de la facción “cruel y fría”. Uno es un entrometido que ama ayudar a la gente y encargarse de cada cosa trivial, mientras que el otro es un cocinero excelente y sin comparación. Los dos juntos serían la madre perfecta.

Considerando que Hoja me había cargado por veinticuatro horas, abrí mi boca y dije como respuesta, “por favor no te preocupes hermano Hoja. Incluso si la noche no está bendecida por el gracioso interés del Dios de la Luz, Sol no decepcionará las expectativas del hermano Hoja.”

Hoja asintió y se fue, aunque miró hacia atrás tres veces antes de entrar realmente en el bosque.

Después de la partida de Hoja, bajé la cabeza para mirar las herramientas que estaban en mi mano, sintiéndome realmente frustrado conmigo mismo. Quiero decir, si usara magia no solo comenzaría el fuego, sería más que suficiente para causar un gran incendio forestal. Sin embargo, tenía que haber un Warpriest aquí conmigo, haciendo que no tuviera más opción que hacer el papel de Caballero Sol… ¡qué no sabe magia!

Así que como no podía usar magia, me resigné a usar las herramientas para iniciar el fuego que Hoja me había dado. Después de tomar aire profundamente, froté, froté de nuevo, y froté, froté, froté algo más… sin siquiera un poco de humo. Mis palmas dolían de tanto frotar… ¡Realmente quiero usar magia!

Pero no, Austin me estaba mirando. Aunque estaba bastante receloso de cómo podía armar una tienda de forma tan rápida mientras me miraba fijamente todo el tiempo. ¿No debería ir contra las reglas para un Warpriest tener este tipo de habilidad?

Seguí frotando. Frota… Frota… ¡Oh, algo de humo! Debo poner más entusiasmo y frotar más rápido – El humo desapareció…

“…” En mi vida entera, nunca jamás había deseado tanto poder usar magia de fuego.

Pero no podía, porque Austin me estaba mirando. ¡Maldito sea! ¿Por qué no puede sinceramente fijarse en construir su tienda? ¿O ir a orinar? Incluso si solo levanta la cabeza para mirar el cielo, o admirar las estrellas, con eso es suficiente. Sólo dame un segundo – ¡un segundo es todo lo que necesito para usar magia de fuego para encender estas ramas secas frente a mí!

¡Pero él tenía que mirarme fijamente sin parpadear!

Para este momento Austin había terminado de poner una tienda, pero no siguió con la segunda. En su lugar, dejó las herramientas para armar tiendas.

¡Bien! ¿Finalmente necesita ir al baño?

Sin embargo, no caminó hacia el bosque, en cambio se acercó lentamente a mi lado, alcanzó mi mano, y de mala forma me dijo, “¡Caballero Sol, déjame prender el fuego!”

Silenciosamente le di las herramientas a Austin, y entonces, en remuneración, fue mi turno de mirarlo fijamente sin detenerme. ¡No se te ocurra usar magia en secreto para prender el fuego! ¡Se supone que los Warpriest tampoco saben magia de fuego!

Todo lo que vi fue a él frotando calmadamente, y algo de fuego apareció. Frota, frota, frota, y aparecieron chispas. Frotó algo más, y comenzó el fuego.

“…” ¡Esas herramientas debían tener algo en mi contra!

Después de eso, Austin tomó algunas ramas y comenzó a construir la parrilla para cocinar la carne.

Aunque Hoja fue el último en irse, fue el primero en regresar. Cuando vio a Austin comenzar el fuego y construir la fogata, se quedó mirando en blanco antes de llevar la madera que había reunido hasta el pequeño fuego y comenzar a añadirle leña. Mientras hacía eso, dijo, “Gracias por ayudar, Austin. Perdón por la molestia.”

Austin sonrió en respuesta y dijo, “No es nada, solo inicié el fuego. Parece que el Caballero Sol no sale a muchas aventuras.”

“Si recuerdo correctamente, esta es la primera vez que Sol ha salido de Ciudad Brote de Hoja.” Mientras añadía leña con una mano, Hoja volteó a verme. “¿Verdad?”

Manteniendo mi sonrisa perfecta, asentí.

“Ya veo.” El entendimiento repentino de Austin se mostró en su expresión.

Hoja se apresuró a añadir, “Como el líder del Templo Sagrado, Sol está ocupado, así que no tiene mucho tiempo para salir del Templo Sagrado.”

Austin sonrió mientras hablaba. “Eso es un poco distinto de nosotros. Mike es el que tiene el mayor poder de decisión, pero normalmente no hay muchas tareas que requieran su intervención, así que la mayoría del tiempo Mike es más como un líder espiritual.”

En realidad, operamos de la misma forma. Normalmente yo no tengo mucho que hacer – e incluso si lo tengo, se lo aviento a Tormenta para que se encargue; solo lo hago cuando necesito aparecer en persona, como en este caso con atender a la boda de la familia real.

“Así que así es como funcionan las cosas. Es por eso que todos lo llaman Mike normalmente. No toda la gente nos llama a nosotros los Doce Caballeros Sagrados directamente por nuestros nombres.” Hoja me miró y dijo, “especialmente Sol. ¡Excepto el Caballero Capitán Juicio y el Papa, nadie puede llamarlo por su nombre real!”

Austin sonrió y explicó, “ese no es el caso. Incluso en el monasterio del Dios de la Guerra, no hay muchas personas que llamen al Hijo del Dios de la Guerra por su nombre. Ann creció con él, así que como amigos de la infancia ella lo llama Mike en privado, pero aun así lo llama Hijo del Dios de la Guerra en público. En cuanto a por qué yo también puedo llamarlo directamente por su nombre, eso es porque Mike es mi hijo.”

Escuchando eso, tanto mis ojos como los de Hoja se abrieron completamente, pero pronto nos relajamos. Incluso si Austin se veía como un treintañero, tal vez había usado magia para mantener su apariencia, para que no pudiéramos saber con certeza que edad tenía. Como mi maestro y el Papa lo hacían también, no era tan alarmante.

“¿Puedo preguntar qué edad tienes exactamente?” Preguntó Hoja con algo de curiosidad.

“Treinta y cinco.” La edad que Austin nos dio encajaba perfectamente con su apariencia.

“…” Los dos nos quedamos callados. Hoja fue al punto de inmediato y preguntó, “¿Entonces qué edad tiene Mike?”

“Veintiuno.”

Aunque el Hijo del Dios de la Guerra era más joven que yo, lo que me sorprendió un poco, me sorprendió aún más que treinta y cinco quitándole veintiuno era igual a catorce, ¿verdad? Y añadiendo diez meses necesarios para el embarazo… ¿no tenía que significar eso que el hombre frente a mí de hecho concibió un niño cuando tenía trece años?

Haciendo esto y aquello con una mujer a la tierna edad de trece… ¡Creía que eso era un privilegio de los nobles! ¿Desde cuándo los Warpriest, que se supone son virtuosos, pueden ser tan amorosos?

Austin parpadeó y dijo, “correcto, es un secreto, así que no vayan contándolo por ahí.”

Las miradas que Hoja y yo teníamos debieron verse extrañas. Dejar que otras Iglesias escuchen sus secretos es… un poco muy negligente, ¿no?

Cuando vio nuestra expresión, Austin comenzó a sonreír abiertamente. Su sonrisa realmente se parecía a la del Hijo del Dios de la Guerra. Después de un momento explicó, “este secreto es uno conocido públicamente en el Monasterio del Dios de la Guerra. Solo necesitan preguntar un poco por ahí para descubrirlo, pero aunque todos lo saben, nadie va a ir por ahí contándolo, así que no tienen que preocuparse sobre eso.”

Ya veo. Es casi como “el Caballero Sol es una persona perfecta.” Incluso si todos más o menos saben que no hay personas perfectas en el mundo, aun así lo creen por completo.

En ese momento, sonidos dispersos comenzaron a escucharse por el bosque no muy lejos de donde nosotros estábamos. Los tres volteamos hacia allí, no demasiado preocupados ya que estábamos a bastante distancia. Para un equipo de aventuras de nuestro calibre, un lugar como este no era más peligroso que estar en la Iglesia.

Mike y Ann salieron del bosque. En el hombro de Mike estaba el cadáver de un lobo.

Una vez que llegaron al campamento, Mike le pasó el lobo a Ann. Ann, con indescriptible alegría, tomó el lobo y caminó hacia la orilla del lago. Parece que se fue a cocinar ese pedazo de “cena”.

Mike miró el estado en el que estábamos y preguntó con el entrecejo fruncido, “¿Las tiendas no están listas todavía?”

Austin sonrió ligeramente y dijo, “Perdón, mis manos son muy lentas.”

Escuchando esto, Mike mostró una expresión extraña. Era completamente capaz de entender por qué. Justo ahora, Austin había tardado solamente cinco minutos en armar una tienda. Luego le tomó no más de un minuto encender el fuego y fue capaz de construir la parrilla en otro minuto. Solo podía ser descrito como súper rápido con sus manos.

Lógicamente, Mike debía estar familiarizado con la forma de actuar de su propio padre, así que por eso mostró esa expresión escéptica.

Mike tomó una olla de su propia mochila y pasó una larga rama por sus dos asas. Mientras hacía esto, Austin y Hoja seguían conversando y él en respuesta añadía alguna palabra.

Yo tenía poco interés en una conversación entre tres hombres, así que volteé hacia la orilla del lago. ¡Jejenes! Estoy mucho más interesado en una chica linda y dulce – incluso si usaba una armadura y cargaba dos hachas de una mano… ¿Cómo diablos va a cocinar un lobo tan grande como medio humano?

Simplemente pasó que yo estaba observando cuando el lobo fue aventado al aire. Como esperaba, con su loca fuerza, Ann era una guerrera fuerte en el elemento de fuego. Aunque el lobo era bastante grande, fue como si ella estuviera lanzando una pequeña piedra. Después de lanzar al lobo, puso sus manos en la espalda para sacar sus dos hachas de una mano. Para este momento, el lobo había caído ya a una altura de dos personas una sobre otra. Con un poderoso salto, Ann se elevó a la altura del lobo. Corte, corte, corte. En la oscuridad de la noche solo se vieron dos líneas de luz plateada antes de que el lobo se desintegrara repentinamente en varios pedazos, que aterrizaron unos sobre otros. Incluso escuché un sonido de “dunk”; un sonido que parecía una gran masa de algo cayendo al suelo. Con el polvo, no podía ver claramente, pero podía tratar de adivinar. Era probablemente una masa de órganos internos…

Bajo la luz de la luna, Ann enjuagó sus dos hachas con agua del lago. Colocándolas de nuevo en su espalda, tarareó una melodía alegre, se puso en cuclillas en la orilla del lago de forma no menos que elegante, y lavó una docena o más de pedazos de carne rojos por la sangre. Después de lavarlos, sacó una cosa roja con blanco, larga y con forma de cuerda de una masa de órganos internos y comenzó a lavarla.

Entonces decidí… voltear mi cabeza y mejor observar la conversación entre tres hombres.

“Me pregunto quién raptó a la Princesa Alice…” Hoja estaba en medio de decirlo con un tono de duda. Preocupado, añadió, “¡espero que quien sea que haya secuestrado a la princesa la trate bien!”

Austin dijo con voz calmada, “que el Dios de la Guerra proteja a la princesa. Nosotros tampoco sabemos mucho. La princesa fue secuestrada sin que ningún alma se diera cuenta. Una vez que la familia real se dio cuenta de lo que había pasado, solo había un carta dejada en la escena.”

Mientras hablaba, sacó la ya mencionada carta y parecía que iba a pasársela a Hoja. Sin embargo, cuando vio que yo estaba poniendo atención a la conversación, me pasó la carta a mí. Él realmente es una persona que presta atención a la etiqueta.

“Que el resplandor del Dios de la Luz cuide de la Princesa Alice,” dije mientras tomaba la carta y comenzaba a leerla. Hoja probablemente sabía que no quería hablar demasiado por el momento, así que simplemente se movió a mi lado y leyó junto conmigo, evitándome el tener que explicársela más tarde.

Los contenidos de las cartas eran simples. Amenazas, incitación, rapto por un rescate… Nada de eso estaba en la carta. Explicaba simplemente que él se había llevado a la princesa y que si la queríamos de regreso sana y salva, no debíamos utilizar ningún ejército ni dar un aviso de recompensa. Solamente podíamos hacer que el Hijo del Dios de la Guerra liderara personalmente un equipo de aventureros para cazarlo, y que si lo vencíamos, entonces podríamos llevar de regreso a la princesa.

¿Puede ser que la meta de esta persona no sea la princesa, sino más bien una conspiración contra el Hijo del Dios de la Guerra? Pensé con sospecha. ¿Por qué otra razón habría hecho específicamente que el Hijo del Dios de la Guerra comenzara un equipo de aventureros?

Pero si ese es el caso, ¿por qué no hacer que el Hijo del Dios de la Guerra fuera solo? ¿Por qué pedir un equipo de aventureros? ¿O puede ser que estuviera preocupado de que el Hijo del Dios de la Guerra no fuera si se le pedía ir solo, debido a que su rango es igual al de una princesa? Mmmm… Si la carta es real, entonces no es extraño que la reina nos forzara a Hoja y a mí a acompañarlo.

De hecho, hacer que los dos los acompañáramos pudo incluso haber sido la condición del Monasterio del Dios de la Guerra para aceptar que el Hijo del Dios de la Guerra ayudara a rescatar a la princesa. Con el Caballero Sol y el Caballero Hoja involucrados, primero, como parte de los Doce Caballeros Sagrados, nuestra fuerza debe ser más grande que la de la mayoría y segundo, si el oponente está planeando algo, también tendrían que tener en mente que estarían molestando también a la Iglesia del Dios de la Luz… ¡grrr!

Reflexioné tanto que mi estómago protestó de hambre, pero por suerte no fue demasiado ruidoso. Después regresé la carta a Austin, preguntándole dudoso, “Sol es de un talento humilde y de escaso entendimiento, y fue por tanto incapaz de ver en donde decía la carta la localización de la princesa. Aun así, los hijos del Dios de la Guerra no han dudado ninguna vez de nuestro futuro camino. ¿Podría ser que ya hayan recibido susurros del Dios de la Guerra?”

Viendo las expresiones de todos después de escuchar mis palabras y no entenderlas, Hoja explicó rápidamente, “Sol quiere decir que la carta no dice dónde podemos encontrar a la princesa, pero ninguno de ustedes parece dudar sobre la dirección que debemos seguir…”

En ese momento, Ann caminaba hacia el campamento mientras cargaba un montón de pedazos de carne. Entró en la conversación para explicar, “eso es porque las princesas del Reino de la Orquídea Lunar llevan todas objetos encantados que permiten a la gente rastrearlas.”

Asentí en mi cabeza. Con entendimiento súbito, Hoja dijo, “Ya veo.”

Aunque todavía tenía muchas sospechas, ninguna de ellas era adecuada para ponerlas como preguntas directas, así que las guarde dentro de mi corazón, esperando por una oportunidad de continuar desvelando secretos.

En los momentos siguientes, Hoja cocinó la carne mientras Austin utilizaba la olla para hervir un nudo -completamente rojo- y amontonado de órganos internos. Cuando vimos la olla de cosas blancas y rojas, Hoja y yo revelamos expresiones extrañas.

Viendo nuestra expresión, Austin sonrió y dijo, “Los órganos internos son muy nutritivos. ¡Comerlos hará sus cuerpos saludables y fuertes!”

Comparado con la forma de cocinar del Hijo del Dios de la Guerra, simplemente colocar órganos internos en una olla y añadir agua, Hoja se esforzó mucho más en cocinar la carne. Sacó una caja entera de especias. Sal y pimienta eran las más básicas, pero en adición a estas dos botellas, la caja contenía al menos otras diez.

Los ojos de Ann, Austin y Mike giraban mientas miraban. Incapaz de quedarse callado, Mike preguntó, “¿Qué son?”

“¡Especias! ¿Cómo podemos comer sin especias?”

Hoja respondió algo impactado y luego sacó una botella de la caja. Mientras esparcía las especias en la carne rostizada, explicó, “Esto es romero en polvo, bueno para quitar el sabor agrio de la carne. Una vez que la carne esté casi hecha, solo necesitará algo de artemisa amarga, pimienta, y sal antes de estar lista para que la comamos – ¿o tal vez no pimienta, pero polvo de ajo en su lugar? La artemisa amarga es buena para la preservación, para que podamos llevar la carne que no nos terminemos durante el camino -no se echará a perder por días. Sin embargo, la hierba luisa puede mejorar nuestro apetito y ayuda a la digestión. ¿Cuáles prefieren?”

Hoja se veía algo consternado mientras obstinadamente se volteaba y preguntaba a todos. Todos lo miraron con los ojos muy abiertos sin poder decir una sola palabra.

En cuanto a mí, estaba acostumbrado a eso. Aunque Hoja no era tan bueno cocinando como Hielo, era fanático de las especias. Incluso cuando come pan, tiene que agregarle al menos dos tipos de especias. Sin especias, hoja podría morir de hambre.

Pero cosas como las especias no son baratas, así que prácticamente usa todo su salario comprando especias. Como resultado, puede decirse que Hoja es el más pobre de los Doce Caballeros Sagrados; pobre hasta el punto de que si la cocina del Templo Sagrado se tomara un día de descanso, Hoja no tendría nada que comer.

Por suerte, aun sin nada que comer, aún tendría los dulces de Hielo para llenar su estómago.

Sin embargo, cada vez que Hielo ve a Hoja agregarle especias a sus dulces, su semblante se vuelve frío como el hielo -no, esperen, Hielo siempre tiene una expresión de cubo de hielo, así que como debería expresar esto – ah, debo decir que su expresión se ve como que “se comería a Hoja en ese mismo momento y lugar sin añadirle ninguna especia.”

“Sin artemisa amarga,” respondí simplemente.

Hoja sonrió y dijo, “Casi lo olvidaba. Sol, tu odias mucho el sabor amargo de la artemisa amarga1, ¿prefieres que use hierba luisa entonces?”

Asentí con la cabeza evasivamente ya que no sabía qué tipo de cosa era la hierba luisa. De hecho, tampoco podía decir como sabía la artemisa amarga, pero dado que tenía la palabra “amarga” en ella, este tipo de especia era siempre rechazado por mí.

Después de terminar de sazonar, Hoja todavía se resistía a descansar. Miró la olla de órganos internos, lo pensó por un momento, y luego tomó una botella exquisita de su caja. Mientras lo esparcía cuidadosa y gentilmente en la olla, les explicó a todos, “Esto es azafrán, una especia bastante costosa, pero es lo mejor para hervir sopa.”

Ellos parecían entender y no entender mientras asentían con sus cabezas, incluso mostrando algo de desaprobación. Por sus expresiones, parecía que no podía importarles menos si añadía o no especias… ¡ah! Me reí un poco.

La carne terminó de cocinarse y la sopa de órganos internos terminó de hervir. Mientras los tres tomaban una mordida de carne rostizada y una cucharada de la sopa, y se tragaban los resbalosos órganos internos, ¡sus expresiones cambiaron completamente!

Fue bueno que la artemisa amarga, con su gran efecto preservativo, no se usara en esa comida… porque no quedó carne que necesitara preservarse.

¡Hay una razón por la que Hoja ha sido un hombre pobre todo este tiempo!

 

 

En este tipo de matorral, alguien debe vigilar durante la noche. Después de terminar la cena, y bajo las instrucciones de Austin, Hoja y yo quedamos responsables del primer turno. Después de nosotros le tocaba a Mike solo, y por último, a Ann y a Austin.

Una vez que los tres entraron en sus tiendas, me volteé hacia Hoja y dije, “Hoja, no es nada peligroso por aquí. No hay daño en que te recuestes sobre esa roca y duermas una siesta. Es suficiente con que solo yo me quede alerta.”

Por alguna razón, Hoja se veía algo asustado. Me observó cuidadosamente de pies a cabeza antes de sonreír y decir, “¡está bien, entonces tu puedes tomar un turno y dormir luego!”

Perdido en mis pensamientos, murmuré, “No es necesario, creo que estaré ocupado por bastante tiempo.”

Hoja mostró una expresión confundida mientras me miraba.

“Vete a dormir,” lo apuré con una sonrisa.

Hoja se recargó contra una larga roca y se quedó dormido. Luego de unos veinte minutos, pensé que la gente en la tienda también debía haberse quedado dormida, así que rápidamente pregunté en voz baja, “Hoja… Hoja, ¿estás dormido?”

El cuerpo de Hoja se sacudió un poco, y luego abrió sus ojos de inmediato. Cuando descubrió que no había nada raro alrededor de él, me preguntó suspicazmente, “¿Sucede algo malo, Sol?”

“Así que en realidad no te has quedado dormido.” Le instruí de forma seria, una vez te quedes dormido, recuerda avisarme.”

“…”

Hoja cerró sus ojos de nuevo y susurró en voz baja, “Estoy dormido.”

“Oh, bien.” Asentí con mi cabeza y dije de manera casual, “Ya que estás dormido, no sabrás lo que estoy haciendo.”

“…”

Caminé hacia la tienda y saqué una pila de botellas y frascos de mi equipaje… pero estos no eran especias, eran materiales para mi mascarilla facial.

Antes de que Hoja me cargara, tuve que caminar por un día entero. Incluso si había hecho mi mejor esfuerzo para caminar en la sombra, mi piel aún se exponía a mucha luz solar. Si no me apuraba y usaba mi mascarilla facial para remediar esto, necesitaría usar más tiempo en el futuro para blanquear mi piel.

Incluso sudé bastante. Si no me bañaba ahora, mañana seguramente apestaría sin comparación. Como el perfecto y gracioso Caballero Sol, emitir un olor desagradable… ¿Podría ser llamado entonces el Caballero Sol? ¡En ese caso mejor deberían llamarme el Supremo Caballero Apestoso!”2

Lo que estaba sacando en este momento de mi equipaje eran las cosas que necesitaba para bañarme y para mi facial. Para que cupieran todos estos ingredientes, la apariencia externa de mi equipaje era dos veces más grande que la del de Mike y los otros. Si no hubiera metido algo también en el equipaje de Hoja, probablemente habría tenido que darme por vencido a la hora de salir solo por levantar mi equipaje. No importa que linda fuese Ann, ella no me habría convencido.

Pero ahora, teniendo apuro, estando bajo el sol todo el día, siendo incapaz de encender un fuego, además de tener que aplicarme la mascarilla facial todos los días, todo esto era suficiente para arrepentirme de haber sido momentáneamente poseído por “Ann”3, prometiéndole venir a esta aventura.

Suspiré, pero tarde o temprano tenía que salir en, por lo menos, una aventura. No era solamente que Ann fuera linda. También era porque una vez le había prometido a mi maestro que saldría al menos a una aventura… recordándolo, cuando mi maestro llegó a la parte sobre como el perfecto Caballero Sol debía llevar a cabo su elegante supervivencia en la naturaleza, solo escuchar que necesitaba aplicarme la mascarilla facial todos los días, aprender a buscar material para hacerla en la naturaleza una vez que agotara todas mis reservas, como comenzar un fuego graciosamente, como apurarme graciosamente en el camino, bañarme afuera… tener todo eso señalado era suficiente para casi hacerme llorar.

 

 

Cuando mi maestro vio que estaba a punto de llorar, sonrió y dijo, “Hijo, esta es una lección necesaria. Como un Caballero Sagrado, puede ser inevitable que salgas algún día en una aventura. Como el Caballero Sol, incluso si tus compañeros de equipo están completamente sucios y apestosos, casi como salvajes, ¡tú debes ser excepcionalmente elegante!”

Protesté, “pero Maestro, ¿no puede ser que ‘todo el continente’ sepa que el Caballero Sol es un aventurero?”

Esa fue la primera vez que cuestioné a mi maestro. Esto hizo que mi maestro se quedara completamente en blanco, pensara por un momento, y me contestara de mala gana, “¡creo que nadie sabe eso! ¿Pero quién sabría que odiarías tanto la lección de aventuras? Muy bien, entonces no tienes que aprender cómo ir de aventura.”

¡Alabada sea la benevolencia del Dios de la Luz! No podía estar más conmovido de lo que estaba en ese momento. Era la primera vez en mi vida que había alabado por mi propia cuenta al Dios de la Luz.

Mi maestro suspiró y dijo, “Si continúas así, te volverás un ermitaño de la iglesia.”

“Maestro, ¿qué es un ermitaño de la iglesia?”

“Un caballero hombre que se esconde en el Templo Sagrado todo el día y nunca se va, que solo sabe cómo espiar desde las ventanas a las sacerdotisas del Santuario de la Luz vecino, pero tiene miedo de ir a coquetear con ellas. Una vez que tengas el día libre, puedes ir al pasillo cerca del Santuario de la Luz y observar un poco. ¡Las ventanas están completamente ocupadas por ermitaños de la iglesia! ¿No quieres terminar como ellos en el futuro, verdad?”

Un poco torpemente, murmuré, “pero… yo… ¿yo creo que ser así no sería tan malo?”

Mi maestro dijo enojado y de forma apasionada, “¡Tu inútil! Tu maestro tiene al menos cincuenta amantes, si no es que cien. Como mi alumno, ¿tú quieres en realidad convertirte en un ermitaño de la iglesia? ¡No! Jura por el Dios de la Luz que saldrás del Templo Sagrado e irás en una aventura. Si no lo haces, taparé todas las ventanas del pasillo cercano al Santuario de la Luz, y luego anunciaré a todo el Templo Sagrado que tapé esas ventanas por tu culpa.”

“…”

 

 

En ese momento, para evitar la ira de todos los ermitaños de la iglesia del Templo Sagrado, fui forzado a jurar por el Dios de la Luz que iría en una aventura, pero quien habría pensado que en el primer día de la aventura ya querría regresar a casa…

Ahora solamente podía desear que encontráramos cuanto antes a la princesa Alice para poder volver pronto al Templo Sagrado y ser un ermitaño de la Iglesia. Mientras mezclaba mi mascarilla facial, le imploraba al Dios de la Luz dentro de mi corazón ¡déjame regresar lo antes posible al Templo Sagrado a servirte!

Después de terminar de mezclar la mascarilla facial, caminé hacia la orilla del lago, esperando poder aplicarme la mascarilla y bañarme al mismo tiempo; pero cuando llegué a la orilla del lago, sentí algo extraño. Había algo con un elemento de fuego extremadamente fuerte dentro de los matorrales. Normalmente, los matorrales deberían tener en su mayoría elementos de agua y madera…

Volví la mirada, justo a tiempo para ver un par de ojos dentro de los oscuros matorrales. Mientras decidía si debía o no gritarle a Hoja, esa cosa con el par de ojos escarlata saltó ágilmente fuera de la espesura – ¡Es un demonio lobo!

La apariencia de un demonio lobo es como la de un lobo y un perro, excepto por los tres cuernos adicionales en la parte superior de su cabeza. Por esto se llama “demonio lobo” o “demonio perro”. Es un tipo de demonio bestia.

Los llamados demonios bestia son bestias capaces de usar magia. El dragón que todos conocen es también un tipo de demonio bestia, un raro demonio bestia del más alto nivel.

Sin embargo, los demonios lobos no son particularmente fuertes. Su agilidad no difiere mucho de la de un lobo normal, pero pueden usar los cuernos de sus cabezas para lanzar bolas de fuego que hieren a sus enemigos.

¿Cómo puede haber un demonio bestia que pueda usar magia cerca del bosque? Aunque los demonios lobos son un tipo de demonio bestia de nivel bajo- fruncí el entrecejo al ver que el demonio lobo venía hacia mí.

Con el recipiente de mascarilla facial en mi mano izquierda, extendí la mano derecha hacia el demonio. Una corriente de aire azul y helado se formó a su alrededor. Esta es magia elemental avanzada de agua – magia de hielo. Como su nombre implica, es magia que puede convertir al oponente en un gran bloque de hielo… que aprendí secretamente de Hielo. Después de todo, él está también muy ocupado, así que no siempre me puede hacer raspados de mora para comer. A veces hace tanto calor que no lo puedo soportar y tengo que recurrir a mis propios recursos. Puse un poco de esfuerzo en aprender magia de hielo, y luego hice raspado para mí.

Aunque el demonio de fuego también me lanzaba flamas, y el fuego no le gana al hielo, es solamente cuando los dos lados tienen más o menos el mismo poder que el fuego puede ganarle al hielo. En cuanto a ahora… ¡Ja! Sonreí fríamente mientras veía al demonio lobo, que había saltado hacia mí, transformarse lentamente en el aire en un cubo de hielo. Luego, con un “clank,” cayó al suelo.

¡Snap!

Ese era el sonido de una rama rompiéndose…

Alertado, me di la vuelta para mirar, pero parpadeé. “¿Hoja?”

Hoja solamente me miraba y sonrió como disculpándose mientras decía, “Me desperté porque sentí algo muy inusual.”

Dicho esto, miró al demonio lobo en el suelo que se había convertido en una paleta de hielo.

Le expliqué con sobriedad, “Este demonio lobo de repente saltó. Saltó tan rápido que se tropezó con una roca, se cayó y murió de la caída.”

“…” Hoja no pudo hablar por unos instantes, y luego trató de recordarme, “Pero está congelado.”

“¡Ah!” De repente me di cuenta de eso. Sacudí la cabeza y suspiré mientras hablaba, “Antes de morir, él probablemente no quería terminar comido – digerido en el estómago de alguien – así que usó magia para congelarse.”

Hoja no podía hablar de nuevo, y no continuó haciendo preguntas prácticas como, “¿Acaso un lobo del elemento fuego sabe cómo usar magia de hielo?” o “¿No puede algo congelado, descongelarse para comerlo?” Simplemente miró el recipiente con mascarilla facial en mi mano y dijo algo exasperado, “Ya veo. Me voy a dormir de nuevo.”

“Vete a dormir rápido. La falta de sueño es un gran tabú entre las personas hermosas.”

“¿Qué?”

Mostré una sonrisa brillante y dije, “Dije, que no dormir puede retrasarnos para rescatar a la hermosa princesa.”

Hoja asintió y obedientemente volvió al campamento, regresando al lado de la gran roca a dormir.

Después de eso, tomé un baño tranquilamente, me puse mi mascarilla facial, y cambié de turno con Mike antes de regresar a la tienda a dormir.

En los siguientes días…

Cuando necesitábamos darnos prisa en el camino, yo subía a la espalda de Hoja y dormía por veinticuatro a cuarenta y ocho horas, dependiendo.

Cuando necesitábamos hacer un campamento, yo era responsable de mirar al espacio.

Cuando necesitábamos vigilar en la noche, era mi tiempo para ponerme la mascarilla facial y tomar un baño.

Excepto por haber demasiados mosquitos, ser molesto aplicarme la mascarilla facial todos los días, extrañar los dulces de Hielo después del postre, y dormir demasiado en el día, lo que resultaba en no poder dormir durante la noche, no había mucho que pudiera reprochar de este estilo de vida de aventurero.

Cuando cenábamos, escuché a Hoja mencionar que una vez nos topamos con bandidos, otro equipo de aventureros atacó a Ann, y demonios bestias nos atacaron mientras estábamos en el camino. Sin embargo, todo esto fue fácilmente resuelto por Mike y Ann en persona, así que no hubo necesidad de despertarme.

Escuché que los bandidos ni siquiera tuvieron oportunidad de decir sus primeras líneas. Una vez que Ann, con un pie, tiró un árbol al lado del camino que dos personas habían estado abrazando, el equipo de aventureros huyó y desapareció sin rastro. En cuanto a los demonios bestias, todos se convirtieron en la cena.

Mientras comía la carne de los demonios y escuchaba a Hoja relatar lo que había sucedido durante el día, ignoraba las miradas desdeñosas que el grupo de tres personas del Monasterio del Dios de la Guerra me mandaban.

¡Sí, la vida de aventurero no es tan mala como pensé que sería!

 

[Caballero Sol Volumen 3 Capítulo 3 Fin]

 

Notas:

1“Artemisa Amarga”: se trata del hinojo. En chino la palabra para hinojo, 苦艾, de hecho contiene el carácter para “amargo” y por eso usó ese nombre. Debido al carácter “amargo” Sol rechaza este tipo de especia sin siquiera saber lo que es.

2“Supremo Caballero Apestoso”: El inicio del nombre de Sol y Supremo tienen el mismo carácter en chino. Aquí está haciendo una broma con su título.

3“poseído por ‘Ann’:” la frase original en chino, 鬼迷心竅, significa que alguien está tan concentrado en algo que pierde el sentido de algo más.  El primer caracter de la frase es generalmente reemplazado por la persona o cosa en que alguien está concentrado para expresar que tan poseído por esa persona o cosa está alguien. Aquí Sol reemplaza el primer carácter de la frase con el nombre de Ann「安」迷心竅.

1 2 3